Suscriptor digital

Los perros visten a la moda en Milán

Ulisse, un galgo afgano, viste un abrigo creado por la diseñadora Giovanna Temellini en la boutique Temellini, en Milán, Italia. Milán ha sido durante mucho tiempo conocido por su pret-a-porter. Ahora los perritos quieren entrar con una nueva línea de alta costura para caninos: Temellini Dog a Porte
Ulisse, un galgo afgano, viste un abrigo creado por la diseñadora Giovanna Temellini en la boutique Temellini, en Milán, Italia. Milán ha sido durante mucho tiempo conocido por su pret-a-porter. Ahora los perritos quieren entrar con una nueva línea de alta costura para caninos: Temellini Dog a Porte Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno
(0)
18 de enero de 2018  • 20:18

Milán ha sido durante mucho tiempo el líder mundial de la moda Pret a Porter. Ahora, los perros se están metiendo en la escena de la moda de la ciudad italiana con una nueva línea de alta costura para caninos.

Mirá los perros estilizados de Milán

00:51
Video

Dog a Porter, de la diseñadora milanesa Giovanna Temellini, ofrece prendas a medida para diferentes razas, desde el pequeño chihuahua hasta el majestuoso galgo. La línea incluye tejidos de cachemira, chaquetas de nylon con brazos pequeños, capas estilo Sherlock Holmes e impermeables forrados.

Etiqueta en un abrigo de perro creado por la diseñadora Giovanna Temellini
Etiqueta en un abrigo de perro creado por la diseñadora Giovanna Temellini Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Amanda Smith, se encuentra con perro Ulisse, un galgo afgano, vestido con un abrigo de invierno
Amanda Smith, se encuentra con perro Ulisse, un galgo afgano, vestido con un abrigo de invierno Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Ulisse en el taller de Dog Á Porter
Ulisse en el taller de Dog Á Porter Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

La diseñadora en jefe Silvia Radaelli juega con ''Anubi, un galgo afgano, en la sede de la fábrica Temellini,
La diseñadora en jefe Silvia Radaelli juega con ''Anubi, un galgo afgano, en la sede de la fábrica Temellini, Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

La diseñadora en jefe Silvia Radaelli, izquierda, y la diseñadora de moda Giovanna Temellini prueban un abrigo en Ulisse,
La diseñadora en jefe Silvia Radaelli, izquierda, y la diseñadora de moda Giovanna Temellini prueban un abrigo en Ulisse, Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Los empleados Angela y Jenny cosen abrigos para perros mientras el mestizo Akita-Labrador ''Willy'' los acompaña en la sede de la fábrica Temellini,
Los empleados Angela y Jenny cosen abrigos para perros mientras el mestizo Akita-Labrador ''Willy'' los acompaña en la sede de la fábrica Temellini, Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

El mestizo Akita-Labrador ''Willy'' se relaja mientras los empleados Marina, derecha, y Alfredo trabajan en la sede de la fábrica Temellini
El mestizo Akita-Labrador ''Willy'' se relaja mientras los empleados Marina, derecha, y Alfredo trabajan en la sede de la fábrica Temellini Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Giorgia, una clienta sostiene a su dachshund ''Pardo'', vistiendo un abrigo de invierno creado por la diseñadora Giovanna Temellini, en la sede de la fábrica
Giorgia, una clienta sostiene a su dachshund ''Pardo'', vistiendo un abrigo de invierno creado por la diseñadora Giovanna Temellini, en la sede de la fábrica Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Amanda Smith, izquierda, y Giorgia, caminan con Ulisse, un galgo afgano, y un dachshund ''Pardo'', con abrigos de invierno creados por la diseñadora Giovanna Temellini en las afueras de la sede del fabricante Temellini. en Milán
Amanda Smith, izquierda, y Giorgia, caminan con Ulisse, un galgo afgano, y un dachshund ''Pardo'', con abrigos de invierno creados por la diseñadora Giovanna Temellini en las afueras de la sede del fabricante Temellini. en Milán Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

La diseñadora Giovanna Temellini besa a su perro Ulisse, un galgo afgano, vestido con un abrigo de invierno
La diseñadora Giovanna Temellini besa a su perro Ulisse, un galgo afgano, vestido con un abrigo de invierno Fuente: AP - Crédito: Luca Bruno

Las capas cuestan 170 euros y las parkas con capucha rellenas sintéticamente cuestan 210 euros todo tiene un costo por el tiempo extra que lleva conseguir que las finas puntadas de las mangas elásticas sean perfectas.

La diseñadora Giovanna Temellini dice que la ropa de moda para perros no es solo una coquetería. Sus abrigos de lujo no solo protegen a los perritos acostumbrados a estar en el interior cuando los llevan al exterior, sino que también se tiene en cuenta la constitución física de varios tipos de perros, dijo.

"Para mí, un perro está bien vestido solo cuando tiene libertad de movimiento, cuando no está restringido", dijo Temellini. "Está bien vestir a un perro cuando hace frío, pero un perro necesita vivir su vida como perro. Esto es importante".

Hablando de su experiencia personal, la diseñadora señala que Ulises, su cachorro de afgano de pelo largo, requiere cinco horas de preparación si se moja bajo la lluvia. Un impermeable evita la molestia, dijo ella.

Temellini lanzó Dog a Porter hace un año junto a su línea de ropa para mujeres. Abrió una boutique en el elegante barrio de Brera de Milán esta semana, vendiendo prendas de vestir femeninas y de alta costura canina una al lado de la otra.

De hecho, muchas de las prendas para perros tienen los números correspondientes para las mujeres, como la falda de algodón negra y larga que el dueño de una mascota puede usar mientras pasea a su perro vestido con una chaqueta de chenilla negra.

El mercado parece propicio para una empresa de este tipo en Italia, donde unos 7 millones de perros están registrados como mascotas, o una de cada 3.7 familias, según las estadísticas de ASSALCO, una asociación de productores de alimentos y otros artículos para mascotas.

El dinero que los italianos prodigaron en perros y gatos creció un 10 por ciento durante 2013/2016 a casi 2 mil millones de euros, dijo la asociación en un informe de 2017.

Temellini dijo que la parte más difícil de diseñar para perros fue el tamaño. Los cuerpos largos y los robustos tórax de los perros salchicha, por ejemplo, debían tenerse en cuenta. En total, la línea Dog a Porter tiene cinco formas básicas.

Pero el taller Temellini también fabrica artículos hechos a pedido, aplicando la experiencia que adquirió durante décadas haciendo muestras para algunas de las mejores casas de moda de Milán, como Ermanno Scervino, Bottega Veneta y Max Mara.

"Algo que me hizo reír fue ver a un profesional, un abogado, entrar con su Saluki, y quería un abrigo a medida para su perro", dijo Temellini. "Dijo que toda su ropa estaba hecha a medida, y que quería lo mismo para su perro".

Patrizia Radaelli es una feliz cliente de Dog a Porter. No pudo encontrar nada para calentar a Eddie, su mezcla de Yorkshire terrier y Volpino Italiano de 14 años.

"Está un poco viejo y hace mucho frío en el invierno", dijo Radaelli. "Por lo general, él se ponía muy quisquilloso cuando lo vestía con otros artículos. Pero nunca con las telas de Giovanna".

Ahora, Eddie llama la atención cuando hace su paseo nocturno con un suéter de cachemira a rayas debajo de una parka azul marino, dijo Radaelli.

Fotos de Luca Bruno

Texto de AP

Edición fotográfica Dante Cosenza

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?