Suscriptor digital

"Todos con Maduro": el chavismo se lanzó a la campaña electoral con un curioso jingle

Nicolás Maduro lanza su campaña de reelección
Nicolás Maduro lanza su campaña de reelección Fuente: Reuters
Daniel Lozano
(0)
27 de enero de 2018  • 11:03

Todo estaba preparado, desde el logo hasta el jingle de campaña. La "exclusiva" la dio en Twitter el propio Nicolás Maduro , quien adelantó su eslogan, "Juntos Podemos Más", "con el que junto al pueblo venezolano llegaremos a la victoria" en las adelantadas elecciones presidenciales de este semestre.

El jingle "Todos con Maduro", que dio a conocer el diario Tal Cual, insiste en parecidos términos. Ambos aparecieron de forma fulminante, pese a que el gobierno revolucionario justifica el adelanto electoral por las sanciones de la Unión Europea conocidas el lunes.

"Por un mejor mañana y un futuro más brillante, ya lo dijo el comandante pleno como luna llena. Nicolás Maduro conductor de las victorias va guiando a Venezuela al camino de la gloria", comienza la canción, que ya da indicios de cuáles serán los puntos principales del discurso oficialista: Maduro obrero y triunfador liderando al pueblo porque así lo quiso Hugo Chávez .

Precisamente la famosa cuenta de Twitter del "comandante supremo", Chávez Candanga", resucitó digitalmente en la noche del miércoles. María Gabriela Chávez, embajadora suplente en Naciones Unidas e hija del presidente fallecido, aseguró que será administrada por la Fundación Comandante Eterno Hugo Chávez, que dirige su hermana mayor Rosa.

El archivo musical chavista mezcla grandes éxitos, como el "Chávez corazón del pueblo" de la campaña presidencial del 2012 con versiones grotescas del "Despacito" de Luis Fonsi, plagiada para la elección de la Asamblea Nacional Constituyente del año pasado.

"¡Vamos a ganar las elecciones presidenciales y vamos a barrer!", se congratuló ayer el "hijo de Chávez", lanzado ya a una precampaña en la que todavía no tiene rivales claros y ni siquiera cuenta con una fecha definitiva. El miércoles lo hizo rodeado de trabajadores y ayer de mujeres, ante las que se definió como "el presidente de las mujeres", además de declararse feminista. "No me tiembla la mano y mis ministras y ministros lo saben", añadió.

Tal es su optimismo que se ha puesto como meta romper el techo electoral de la Revolución y llegar a los 10 millones de votos, una marca buscada por Chávez con otro famoso eslogan electoral: "Diez millones por el buche".

Canciones, logos, mítines y una estrategia muy clara: desarmar a la oposición a cualquier precio. Así lo confirmó anoche el Tribunal Supremo, habitual martillo contra la oposición y el Parlamento, que sentenció que la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) está excluida del proceso de renovación de los partidos programado para este fin de semana. La mayoría de los partidos, empezando por Primero Justicia, del exgobernador Henrique Capriles, y Voluntad Popular, liderado por el preso político Leopoldo López, habían declinado validarse ellos mismos para centrar sus esfuerzos en la tarjeta de la MUD, la más votada en la historia del país. Se trata de un castigo revolucionario por la llamada a la abstención en las elecciones municipales de diciembre.

Una apisonadora que despeja día a día el camino de la reelección, pese a que Maduro parte con una impopularidad del 70% y en medio de una vertiginosa crisis económica, social y política que ya ha expulsado del país sudamericano a más de cuatro millones de personas.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?