Así es "la sartén", el lugar donde entrenaban los cadetes riojanos en medio del intenso calor

Emanuel murió luego de seis horas de entrenamiento extremo en el primer día en la Policía de La Rioja
Emanuel murió luego de seis horas de entrenamiento extremo en el primer día en la Policía de La Rioja Crédito: Google Maps
(0)
12 de febrero de 2018  • 17:07

Calor extremo, falta de hidratación y exigencias inhumanas formaron parte de ese primer día de entrenamiento en el que 17 aspirantes a ingresar a la policía de La Rioja se vieron afectados, 12 terminaron internados y uno murió. El escenario de la barbarie, según explicó el abogado de la familia de la víctima, era conocido por todos y le llamaban "la sartén".

En una entrevista con Café de la Tarde , por LN+, José Azcurra que representa a la familia de Emanuel Garay, aseguró: "Era el primer día y tras 6 horas sin agua, Emanuel empezó a convulsionar, pasaron 40 minutos hasta que llegó la ambulancia".

"Cuando pedían agua, le negaban y le decían «maricones, vayan a pedirle agua a sus mamitas»", contó y luego detalló: "La sartén le llamaban a la cancha de básquet donde hacían ejercicios. Es un lugar con el piso deteriorado. Le dicen así por la temperatura que se levanta en ese lugar".

El letrado contó que a los jóvenes les hacían hacer "ultrajantes al extremo. Es las mujeres salían con ampollas en los pechos porque las hacían arrastrarse en ese lugar. Lamentablemente, esto no es nuevo".

La palabra del abogado José Azcurra, representante de la familia del cadete Emanuel

7:54
Video

Trasladan grave a otro de los internados

En tanto otro de los afectados, Luis Oropel, fue trasladado a un sanatorio de la ciudad de Córdoba, donde fue internado en la unidad de terapia intensiva en estado delicado con un cuadro grave de deshidratación e insuficiencia renal.

Lucía, hermana de Oropel de 25 años, señaló hoy en declaraciones a la prensa que "sigue con diálisis" y que su familia espera que "comience a recuperar la función renal, que es lo que de momento permanece paralizado".

Según su testimonio, el cadete fue sometido a "nueve horas de entrenamiento físico muy duro y bajo altas temperaturas que hubo ese día, pero más allá de eso (los instructores) han tenido la crueldad de no darle a los chicos ningún tipo de hidratación",

La joven precisó que su hermano sufrió una "deshidratación severa, y como todos los chicos tenían todos los músculos rotos debido al excesivo trabajo físico que tuvieron y eso ha liberado toxinas que se les pegaron en los riñones, los ha paralizado y dejaron de funcionar".

Con información de la agencia Télam.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.