Chapadmalal por dentro: un predio que recuperó su uso tras años de abandono

La quinta de Chapadmalal, desde arriba
La quinta de Chapadmalal, desde arriba Fuente: Archivo - Crédito: Sebastián Rodeiro / LA NACION
Maia Jastreblansky
(0)
16 de febrero de 2018  • 12:59

La quinta presidencial de Chapadmalal, el enclave elegido por Mauricio Macri para tomarse un receso durante la Semana Santa , vio pasar la Historia argentina entre de sus muros.

Raúl Alfonsín la visitó en varias oportunidades. Carlos Menem ordenó construirle un muelle para pescar, una capilla en el medio del jardín y una moderna pileta. Fernando de la Rúa la eligió como el lugar para posar para las revistas. Y Adolfo Rodríguez Saá la definió como punto de reunión con los gobernadores peronistas, un encuentro fallido que ocurrió en medio de la eclosión de diciembre de 2001.

Desde que llegó a la Casa Rosada, Macri eligió a esa quinta para "concentrar" con su gabinete durante los veranos y hacer un repaso de su gestión.

Con quince bungalows totalmente equipados, salida directa al mar con muelle exclusivo, pileta, canchas de tenis y de paddle, helipuerto y máxima seguridad las 24 horas, la quinta de Chapadmalal es un complejo solventado con fondos públicos que está reservado para el veraneo de los presidentes.

Ideado por Juan Domingo Perón en 1947, se trata de un espacio ubicado a unos 23 kilómetros de Mar del Plata, totalmente amparado de la mirada de los curiosos.

Durante el kirchnerismo tuvo escaso uso. Cristina Kirchner la eligió como refugio hacia el final de su mandato, mientras transcurría la "Marcha del Silencio" por la muerte de Alberto Nisman. Florencia y Máximo Kirchner, en cambio, sí aprovecharon las instalaciones. La hija de los expresidentes se hospedó con amigas y el primogénito de los Kirchner celebró su cumpleaños número 38, en 2015.

Cuando Macri asumió en la Casa Rosada, la secretaría de Presidencia visitó las instalaciones y se encontró con imágenes de abandono. Las ventanas se veían rotas, había telarañas en todos los rincones como también polvo que apenas dejaba ver qué había debajo, paredes caídas, puertas inútiles, moho y escombros de todo tipo. Incluso una camioneta abandonada en uno de sus sectores.

La quinta de Chapadmalal recuperó su uso con Cambiemos tras años de abandono
La quinta de Chapadmalal recuperó su uso con Cambiemos tras años de abandono Fuente: Archivo

Consultados por LA NACION, desde Casa Rosada explicaron que la gestión de Cambiemos no hizo cambios estructurales en Chapadmalal, pero sí arreglos básicos, como pintura, para acondicionar el lugar.

Macri utilizó a Chapadmalal para un primer retiro en diciembre de 2016 y en febrero de este año para que los miembros de su gabinete expongan los avances de gestión.

Retiro espiritual del Gobierno en Chapadmalal

3:57
Video

En el terreno lindante a la quinta de veraneo presidencial se ubica la Unidad Turística Chapadmalal, un complejo con nueve unidades hoteleras destinadas al turismo social, aunque muchas de ellas quedaron abandonadas o en marcado deterioro.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.