Suscriptor digital

La UCR se reunió con el Presidente y ratificó la alianza común

El presidente, junto al jefe de Gabinete y al ministro del Interior, recibió a líderes de la Unión Cívica Radical, en Olivos
El presidente, junto al jefe de Gabinete y al ministro del Interior, recibió a líderes de la Unión Cívica Radical, en Olivos Fuente: Télam
Fue después de la cumbre partidaria de anteayer; antes pasó a verlo Sanz
Laura Serra
(0)
22 de febrero de 2018  

Después de algunas rispideces internas, la plana mayor de la UCR y el presidente Mauricio Macri acordaron ayer estrechar vínculos para consolidar su alianza en Cambiemos.

El Comité Nacional de la UCR, presidido por el gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo , celebró ayer su primera reunión formal del año y, tras ese encuentro, se reunió con el jefe de Estado en la quinta presidencial de Olivos. Fue un encuentro protocolar, en donde sus protagonistas confirmaron su decisión de fortalecer la coalición que comparten.

Ese es, de hecho, uno de los principales reclamos del radicalismo y así lo plasmó en el documento final tras la reunión de su comité nacional. "Es indispensable convertir al frente Cambiemos en una verdadera coalición de gobierno que lo proyecte en el tiempo como la gran herramienta transformadora de la ciudadanía", bregó el partido en el comunicado.

Macri recibió a las nuevas autoridades del Comité Nacional de la UCR

00:23
Video

Cornejo, en diálogo con los periodistas, ratificó la pertenencia de la UCR a Cambiemos y su total apoyo a las líneas directrices de la gestión. Igualmente, marcó sus matices: a su juicio, y así se plasmó en el texto, solo una "coalición de gobierno madura", que produzca "resultados concretos", podrá enfrentar a la oposición "populista" con vistas a las elecciones presidenciales de 2019.

El nuevo presidente del partido es insistente en este punto: el oficialismo está obligado a mostrar resultados si pretende ganar las próximas elecciones. "Creemos que el gradualismo es una buena estrategia. Pero faltan muchísimas cosas; luego de dos años de gestión, se empezaron a notar incipientemente algunos resultados, pero no para todos. Es necesario mejorar la situación del empleo, del consumo, propender hacia la baja de la tasa de interés y una mayor inversión", enfatizó el gobernador mendocino.

El encuentro con el Presidente, del que participaron también el jefe de Gabinete, Marcos Peña , y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio , fue el puntapié inicial de la agenda semanal de reuniones que el radicalismo pretende retomar tras las agitadas jornadas legislativas de diciembre último, cuando el oficialismo logró a duras penas aprobar la reforma previsional.

Antes de la reunión sorpresivamente pasó a saludar a Macri fue el extitular del partido Ernesto Sanz, quien en los últimos tiempos dejó de participar de reuniones formales y se recluyó en su actividad privada. En el entorno del exsenador le restaron importancia a la visita.

La relación con el Gobierno tuvo desde entonces sus altibajos; en voz baja cuestionó el megadecreto de desburocratización del Estado, se desmarcó del apoyo presidencial al ministro de Trabajo, Jorge Triaca, y pidió que el exfuncionario Valentín Díaz Guilligan diera un paso al costado por no haber declarado una cuenta de 1,2 millón de dólares.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?