Para avalar las elecciones, Maduro busca un contrincante

Maduro ordenó ejercicios militares el fin de semana pasado
Maduro ordenó ejercicios militares el fin de semana pasado Crédito: DPA
El plan es que el exgobernador Falcón sea candidato; negocian retrasar los comicios
Daniel Lozano
(0)
27 de febrero de 2018  

CARACAS.- El chavismo prosigue su cortejo exprés al exgobernador Henri Falcón, un proceso de seducción que incluye el retraso de las elecciones presidenciales desde el 22 de abril hasta el 20 de mayo. De momento, el líder de Avanzada Progresista, que forma parte de la Mesa de la Unidad Democrática, se deja querer y mantiene abierto el proceso de "evaluación" que comenzó la semana pasada tras las amenazas de disolución del Parlamento y de convocatoria de "megaelecciones" realizadas por la cúpula bolivariana.

Pero algunos de los gestos realizados en las últimas horas por quien fue jefe de campaña de Henrique Capriles en 2013 han disparado las alarmas de la alianza antichavista, que propugna la abstención activa para recuperar las condiciones electorales. El más destacable es que Falcón ha cumplido el trámite de su preinscripción ante el Consejo Nacional Electoral (CNE), un paso necesario que debe reconfirmar formalmente antes del jueves.

Nicolás Maduro, en cambio, tiene previsto acudir hoy a la sede del poder electoral acompañado de sus seguidores tras reunirse ayer con los dirigentes del Partido Comunista de Venezuela (PCV), uno de los aliados que conforman el Gran Polo Patriótico revolucionario. Otro acto de una larga precampaña en solitario.

El presidente, que se ha ofrecido a mantener debates, toda una novedad en el chavismo, cuenta con un nuevo rival, que se ha sumado al polémico pastor evangélico Javier Bertucci. Se trata de otro desconocido, Reinaldo Quijada, coordinador nacional del partido Unión Política Popular 89, quien se define como revolucionario, pero no madurista. Dos candidatos exóticos sobre los que se levanta una nube de sospechas.

"Consideramos que es necesario levantar nuestra voz para plantearle al país que se ejerza un liderazgo distinto", aseguró el candidato, que justificó el desconocimiento en torno a la existencia de su partido amparándose en que, aunque nacido en 2011, permaneció siete años en construcción.

La realidad es que Maduro necesita la presencia de Falcón en el ring electoral para el reconocimiento dentro y fuera del país, aunque en el Palacio de Miraflores también soñaban con la participación de Henry Ramos Allup, líder de Acción Democrática. Uno de sus colaboradores fue incluido en las negociaciones de las últimas horas, incluso el partido socialdemócrata participó, junto a Avanzada Progresista, en el proceso de auditoría del registro electoral realizado ayer.

La condición sine qua non para justificar la presencia electoral de Falcón, el cambio de fecha, no es ni mucho menos suficiente para el núcleo principal opositor. "La importancia de la fecha radica en el tiempo del que se debe disponer para ajustar diferentes elementos que garanticen condiciones electorales aceptables. Lo sustancial entonces no es el tiempo, sino esos elementos", profundizó Félix Seijas, director de Delphos. Esta encuestadora calcula que el chavismo mantiene un techo electoral de cinco millones de votos, frente a un pueblo opositor que llegaría a los ocho millones solo en circunstancias óptimas.

Las propuestas del gobierno no solo han alarmado a la MUD, sino también a uno de los grandes conocedores del chavismo, el general retirado Miguel Rodríguez Torres. El exministro de Interior de Maduro y antiguo jefe del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) con Chávez advirtió ayer sobre los "dardos divisorios con propuestas aisladas" que lanza el chavismo.

"La única forma de que nuestra postura cambie es que acepten las condiciones electorales", insistió uno de los dirigentes de Primero Justicia a LA NACION.

Sin hostias por la escasez

Una nueva situación generó sorpresa en Venezuela. En medio de la escasez generalizada, varias iglesias no pudieron realizar el acto de consagración con la hostia por la falta de harina de trigo y de gas. En el estado de Mérida, de acuerdo con El Nacional, centenares de feligreses confirmaron que no hubo hostias porque no están las materias primas para cocinarlas.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.