Murió el represor Luciano Benjamín Menéndez

El extitular del Tecer Cuerpo del Ejército murió a los 90 años
El extitular del Tecer Cuerpo del Ejército murió a los 90 años Fuente: Archivo
(0)
27 de febrero de 2018  • 12:21

El ex titular del Tercer Cuerpo del Ejército Luciano Benjamín Menéndez murió hoy a los 90 años en un hospital de la ciudad de Córdoba, donde permanecía internado hace semanas mientras afrontaba un juicio por delitos de lesa humanidad.

Menéndez permanecía internado desde el 7 de febrero último por afecciones coronarias y biliares que se habían agudizado.

Según los fundamentos de sus condenas judiciales, Menéndez fue el principal responsable del "plan sistemático y generalizado de exterminio de la oposición política" aplicado durante la última dictadura cívico y militar (1976-1983) en Córdoba y en otras nueve provincias del noroeste.

En total, Menéndez tenía 12 condenas a cadena perpetua y otras dos a 20 años de prisión. Este mes, en tanto, se reanudó el juicio contra él y otros 21 imputados por delitos de lesa humanidad que lleva adelante el Tribunal Oral Federal N° 1 de Córdoba por las causas denominadas González Navarro y otros y Vergez Héctor Pedro y otros.

Condenas

En 2008, comenzó a ser juzgado en Córdoba y luego en distintos puntos del país por los delitos privación ilegítima de la libertad, imposición de tormentos agravados, tormentos seguidos de muerte, homicidio calificado y tentativa de homicidio calificado cometidos en dos centros clandestinos de detención de Córdoba entre febrero de 1975 y mayo de 1978, entre otras acusaciones.

Hasta el momento había recibido 15 condenas, 12 de ellas a prisión perpetua, y en Córdoba afrontaba un nuevo proceso de enjuiciamiento que había comenzado el 21 de noviembre del año pasado, y que hoy transita la última etapa de recepción de pruebas testimoniales.

Había nacido el 19 de junio de 1927 en San Martín (Buenos Aires) y actualmente residía en el Barrio Bajo Palermo de la ciudad de Córdoba.

En su carácter de jefe del Tercer Cuerpo de Ejército y de la llamada Área 311, que abarcaba diez provincias, Menéndez impartía órdenes e instrucciones, supervisaba sus resultados y generaba las condiciones para que fueran eliminadas todas las pruebas para que sus autores tuvieran impunidad.

"Esas maniobras le permitieron ser el dueño absoluto de la disponibilidad de personas", definieron los jueces en sus fallos sobre el accionar del fallecido represor.

Repercusiones

Las primeras repercusiones por la muerte del represor llegaron por las redes sociales, de sectores de la izquierda y militantes de organizaciones de derechos humanos. Hernán Vaca Narvaja, hijo de Hugo (desaparecido y asesinado), twiteó: "Murió la hiena. El mundo hoy es un poquito mejor".

Menéndez afrontaba un nuevo juicio por delitos de lesa humanidad y en noviembre habló por última vez ante el Tribunal Oral Federal en lo Criminal número 1: "¿Antecedentes penales? Lo único que tengo en mi haber son estos juicios, que son 'artificiales'. Ni siquiera he pasado un semáforo en rojo en mi vida", dijo cuando se le preguntó si tenía antecedentes penales.

Liliana Olivero, ex legisladora cordobesa, escribió "se murió el genocida, día triste para Oscar Aguad y los que quieren la reconciliación con los asesinos. Seguimos la pelea para que los que mataron y sus cómplices mueran en la cárcel".

Decenas de tuits recuerdan el pasado de Menéndez y señalan, por ejemplo, que "habrá fiesta en el infierno", que la muerte -en casos como este- termina siendo "benévola" y que el ex titular del Tercer Cuerpo de Ejército representa uno de los capítulos "más nefastos" de la historia argentina.

Por su parte, el gobernador cordobés Juan Schiaretti , que acompañó en el megajuicio de La Perla (donde Menéndez recibió otra condena a perpetua) a Sonia Torres, titular de Madres de Plaza de Mayo en Córdoba, dijo: "La dictadura fue nefasta y todos los que la integraron sin duda. Pero todo lo que tenía que decir sobre (Luciano Benjamín) Menéndez lo dije cuando él estaba en vida. No es cuestión de repetirlo ahora que murió. Por eso asistí a los juicios donde se lo condenó", dijo el gobernador Juan Schiaretti y agregó que "lo trágico de la historia argentina fue la dictadura genocida que hundió a nuestra patria en la más larga noche de oscuridad. Fue la que destruyó el aparato productivo y el tejido social. Por eso siempre hay que recordar el día de la memoria, para que nunca más vuelva a ocurrir, por eso siempre hay que juzgar a quien cometió terrorismo".

"Dentro de la dictadura genocida, Luciano Benjamín Menéndez era una de las máximas expresiones. "Nosotros los cordobeses, los argentinos, siempre tenemos que tener memoria sobre lo que significó para que nunca vuelva a repetirse".

Con la colaboración de Gabriela Origlia

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios