Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf tiene a sus elegidos y se afianza en su espíritu

Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani
Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani Fuente: Archivo - Crédito: Nicolás Amoroso
Olivia Díaz Ugalde
(0)
5 de marzo de 2018  

"Que pase lo que tenga que pasar y que sea seleccionado el mejor de los Biguas". Así fue el espíritu con el que se trabajó en la etapa final de selección que comenzó hace cuatro años. Bajo el lema de trabajo en equipo, apoyo constante y amistad, 12 chicos de entre 13 y 17 años fueron seleccionados para formar parte del equipo Olímpico Juvenil de Kitesurf Argentino, Los Biguas. Un nombre que le dio identidad y personalidad al grupo basado en la ave característica de sudamérica- una de las pocas especies acuáticas que vuela y se sumerge en el agua-, como el kitesurf. De aquí surgieron los dos atletas que participarán de los Juegos Olímpicos de la Juventud de Buenos Aires en octubre: Gerónimo Lutteral y Ona Romani.

El proyecto comenzó hace cuatro años, cuando se conoció que la disciplina sería olímpica por primera vez en la historia en los Juegos de la Juventud . El Enard fue quien dio el soporte a toda la preparación del selectivo, eligió los entrenadores, realizaron un relevamiento en el país, ver cuántos chicos con condiciones había en el país, qué faltaba y hacia dónde iban. Agustina Cerruti y Mario Sampaoles fueron los encargados para marcar el camino.

Además contaron con el apoyo fundamental de la Federación Argentina de Yatching. Bajo las directivas de Hernán Vila los tres deportes acuáticos (Nacra 15 -vela-, windsurf y kitesurf) se dividieron en equipos para comenzar los selectivos que terminarían con la designación de los participantes. Fueron años intensos donde el crecimiento fue una constante.

"El nivel de los chicos durante este último año ha crecido en cada entrenamiento y competencia. El último torneo continental que se realizó en enero en República Dominicana nos dejó renqueados dentro de los primeros 5 del mundo y primeros de Sudamérica. Esto muestra que el trabajo realizado con los atletas ha sido muy productivo", cuenta Cerruti, tricampeona del circuito argentino en 2009, 2010 y 2011.

Los 12 miembros del equipo de kite, que conformó la tercera etapa del proceso, trabajaron con compromiso y la seriedad de un atleta de elite. Asistieron a dos concentraciones en el Cenard que les sirvió para sentirse parte del grupo selecto de atletas argentinos y fue una motivación extra para luchar por su sueño. Siempre conscientes que son chicos que deben atender su calendario escolar y terminar el colegio.

Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani
Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani Fuente: Archivo - Crédito: Nicolás Amoroso

"Ser parte de los Biguas no significa ser solo un equipo sino es ser parte de un grupo de amigos que disfrutan de su deporte preferido compartiendo momentos y situaciones inolvidables dentro y fuera del agua. Estamos constantemente adquiriendo nuevos conocimientos ya sea del resto de los competidores o de los entrenadores. Además durante estos meses tuvimos la suerte de viajar a muchas partes del mundo donde conocimos mucha gente, nuevas culturas y aprendimos de ellos", describe Gerónimo Lutteral, el rider masculino de 16 años que representará al país en Buenos Aires 2018.

El nivel alcanzado fue muy parejo y entre los integrantes se 'sacaron los ojos' por alcanzar la plaza olímpica. Además de Lutteral, Martín Errazquín, Juan Dowbley e Ivan Boueke tuvieron un nivel superlativo en el que se alternaban el primer puesto en cada competencia. Por el lado de las mujeres también describen la paridad. Ambas integrantes navegaron mucho y alcanzaron su mejor rendimiento apoyándose una con la otra.

"Los cuatro hombres estuvieron muy parejos los últimos meses. Gero y Tincho se disputaron el primer y segundo puesto en todas las competencias. Entre las chicas Ona navegó mucho y debe mejorar su parte física y Adela Mendoza es una gran atleta", apunta Cerruti.

Pero la complicidad de los chicos, sus jóvenes cabezas combinada con sus locas ganas por mejorar los llevó a entender que se trataba de aprender y crecer. "Con todo el equipo somos muy amigos y disfrutamos muchos de los viajes pero creo que todos tenemos en claro que lo que pasa en el agua queda ahí ya que todos queremos ganar y hacer el mayor esfuerzo para alcanzar el primer puesto", resume Gerónimo.

Fue compleja la selección de los dos atletas para representar al país en la cita olímpica. El nivel alcanzado por los chicos fue muy bueno y parejo, señalan los entrenadores. Por eso el último selectivo fue el encargado de tomar la decisión final. En la cancha olímpica armada en el Club Náutico San Isidro, donde el viento sopló los siete días y se corrieron 11 regatas, tuvo como ganadores a Ona y a Gerónimo.

"El último torneo estuvo muy bueno y lo mejor fue haber competido como locales, en la cancha de los juegos y haber ganado fue una gran alegría. Ahora se viene la parte más divertida. Todavía sigo emocionada por haber quedado como la representante de mi país", cuenta alegre Romani de 14 años oriunda de San Martín de los Andes.

Ahora llegó la etapa final, la que ellos llaman "la campaña olímpica", con los chicos seleccionados que empiezan a recibir la beca del Enard y con ella una serie de requisitos. En estos meses previos a los Juegos, buscarán intensificar las cargas y tendrán varios compromisos, entre ellos el Mundial en China. Los entrenamientos se intensificarán a diez sesiones por mes y luego los viajes. Primer destino será China para la máxima competencia en la categoría y después será el turno de Italia para el europeo.

"En estos últimos meses necesitamos construir una base física bien fuerte para poder entrenar la mayor cantidad de veces en el agua y mejorar la parte técnica y táctica. Además vamos a sumar entrenamientos en Brasil para tener más horas en el agua", explica comprometido Lutteral.

El kite en la Argentina

Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani
Los Biguas, el equipo olímpico juvenil de kitesurf argentino, será representado por Gerómino Lutteral y Ona Romani Fuente: Archivo - Crédito: Nicolás Amoroso

En la Argentina la disciplina está muy bien armada, si bien falta competencia, la federación y los clubes están muy organizados. El sur, por el clima, es una cantera de buenos atletas de donde surgen chicos con muchas horas de agua, a diferencia de los oriundos de Buenos Aires que suelen tener más físico y técnica. Si bien la especialidad elegida para los Juegos es el Foy, la que menos se practica en el país, los equipamientos necesarios para ésta equiparan mucho el nivel de los participantes.

"Cuando nosotros viajamos es para buscar roce y conocimiento de los rivales, ver cómo están. Además aprovechamos el viento, porque en Buenos Aires lo que nos pasa es que no siempre sopla. Nos hemos metido a las seis de la mañana para agarrar el viento pero cuando no sopla es difícil.", describe Cerruti y añade: "En el Mundial de Brasil en diciembre se usó todo el kit regular entonces emparejó los resultados, en el anterior se habían usado distintos equipos y eso no te deja ver dónde y cómo está cada uno".

A nivel mundial, el país está muy bien en cuanto a estructuras. Es el único que cuenta con corredores y entrenadores, que participan en constantes competencias. En el mundo no hay calendarios armados por naciones, sino que surgen corredores esporádicos que son buenos y ellos mismos se mantienen y pagan su carrera para salir a competir. Esto, de cara a los Juegos y al futuro es una gran ventaja.

Buenos Aires está preparado para ser sede de los Juegos Olímpicos de la Juventud. Es tan nueva la disciplina en todo el mundo que, los mismos organizadores se encuentran con cosas desconocidas. "Hay torneos a los que vamos y vemos la organización y vemos falencias y pensamos que con el trabajo que hay en nuestro país lo organizaríamos mucho mejor. El último selectivo se utilizó como ensayo general, con todos los oficiales y voluntarios que estarán en octubre y fue un éxito", relata emocionada la entrenadora.

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.