Mundial Rusia 2018. La "Mundialitis", un fenómeno que aprovechan todos los rubros

Zabivaka, la mascota del Mundial
Zabivaka, la mascota del Mundial
La Copa del Mundo de Rusia, con el equipo argentino como protagonista, repercute positivamente en la economía local: ventas de TV, indumentaria deportiva, promociones hoteleras y figuritas, parte de la fiebre por el campeonato
Fernando Vergara
(0)
5 de marzo de 2018  

No se trata del Apocalipsis ni nada que se le parezca al fin del mundo. Pero la cuenta regresiva hacia Rusia 2018 toca hoy el 100, un número significativo, y mucho más lo será desde mañana, cuando la cifra de la carrera hacia el máximo evento del fútbol contenga solo dos dígitos. Y esos pasos que dará la selección argentina no importan solamente a los fanáticos deportivos. Los efectos positivos, desde aquella noche mágica de Lionel Messi en Ecuador, repercuten también en la economía local. La auténtica fiebre mundialista.

A 100 días de la cita en Rusia las empresas ya diagraman su esquema comercial de cara al Mundial y aguardan en este primer semestre del año un crecimiento explosivo de las ventas en la antesala del gran certamen. Falta muy poco para que en cada rincón del país se respire fútbol. En definitiva, comenzó la Mundialitis, una palabra que irá ganando su espacio y se incorporará rápidamente en el lenguaje futbolero. No es nueva: brota cada cuatro años para la misma época.

Vale ir por partes. El momento es preciso: las 20.31 del martes 10 de octubre de 2017 en la Argentina. Un zurdazo cruzado de Renato Ibarra, en Quito, colocaba a Ecuador 1-0 y al equipo de Jorge Sampaoli con un pie afuera de Rusia 2018. Apenas habían transcurrido 38 segundos de juego. En nuestro país, lo primero que hicieron más de 26 mil personas fue meterse en el sitio web de Noblex, listo para recibir tres mil visitas a la vez. La empresa de tecnología ofrecía devolverles el dinero a los clientes que compraran cierto tipo de televisor si la Argentina no se clasificaba. ¿La consecuencia? Sencilla: colapsó por un pico de tráfico mientras buscaban una promoción que solo había funcionado hasta el cruce con Uruguay. Pero los planes de Messi fueron otros, el equipo ingresó en el Mundial y "El gerente de Noblex" fue trending topic en Twitter; de todos modos, la compañía igualmente se hubiera beneficiado porque tenía sus productos bajo un seguro.

Tiempo de promociones

Las empresas ya comenzaron a lanzar las primeras promociones en televisores, aunque las más agresivas se realizarán en abril y mayo. Noblex, sponsor del seleccionado -a ese lote se sumaron este año Fargo y Mostaza-, sacará al mercado productos ligados a la AFA, con los colores celeste y blanco: auriculares, tablets y parlantes bluetooth. "En abril llegará nuevamente la promoción para devolver el dinero invertido, esta vez si la Argentina sale campeón", explica a la nacion. Marcelo Romeo, gerente de Marketing del Grupo Newsan.

Para Rusia 2018, en la Argentina las principales innovaciones tecnológicas se van a concentrar en la demanda de TV de grandes pulgadas (más de 43") y, principalmente, con la tecnología 4K o Ultra HD, que ofrecen una resolución cuatro veces mayor a los FullHD. "En 2006 teníamos el LCD y llegaban hasta 32". Hoy hablamos de 50" y más. Los precios van desde los $8000 los de 32" hasta llegar a los $84.000 los de 70". Lógicamente, se podrá abonar en cuotas. Queremos impulsar los de 50" y esos cuestan $18.000 en versión Smart", detalla Romeo. Otro detalle: Cablevisión y DirecTV anunciaron que transmitirán partidos en 4K para quienes cuenten con esos dispositivos, aunque tendrá un costo adicional.

Alejandro Taszma, Director Comercial de Frávega, asegura que las TV de gran tamaño serán las protagonistas tecnológicas. "Y las grandes marcas estimamos vender un 15% más de televisores este año. Si en un año normal se vende el 55% del total del año en el semestre inicial, en 2018 ese porcentaje llegaría al 65% o incluso al 70%", agrega Taszma.

El impacto en otros rubros

La presencia de la selección argentina en Rusia también impacta de forma directa en las ventas de indumentaria y artículos deportivos, principalmente en la demanda de las remeras oficiales con la marca Adidas. "En un año de Mundial la camiseta se vende cuatro veces más con respecto a un año común. Desde el lanzamiento en noviembre, el ritmo de salida es superior en un 5% si lo comparamos con 2014", explican desde Adidas Argentina. El valor de la camiseta es de $1649.

Dentro de la fiebre mundialista, las proyecciones económicas abarcan diversos rubros. "Durante mayo, junio y julio tendremos un fuerte impacto en indumentaria deportiva, bebidas, restaurantes, bares, turismo, juegos de mesa e incluso en los deliverys de picadas y bebidas para las previas de los partidos", señala Damián Di Pace, director de la consultora Focus Market y asesor de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Un clásico será la colección oficial de figuritas Panini, esa costumbre que no solo enloquece a los niños. "Hace muchos años las juntaban principalmente los chicos. Luego se sumaron las chicas, y hace algunas ediciones notamos que se acoplan más jóvenes y adultos. Es un fenómeno social que reúne a la familia, a los amigos y a desconocidos que intercambian figuritas en todas partes", cuenta Nicolás Sallustro, gerente de Marketing de Panini Argentina. El lanzamiento será el 22 de marzo.

Los hoteles cinco estrellas no estarán ajenos a esta vorágine futbolística y muchos presentarán promociones especiales para que los turistas sigan a la distancia lo que suceda con las selecciones de sus países y la de la Argentina. En los salones se armarán decoraciones especiales con pantallas gigantes y un servicio acorde con el horario de juego.

Además, el Mundial ya se palpita en diversas empresas que comenzaron a reservar el catering para que sus empleados se tomen un recreo durante los partidos y puedan disfrutar delante del televisor.

Son muchos los rubros que se benefician de la fiebre mundialista. Aquel hat-trick de Messi en la noche de Quito dejó en claro que en la Argentina la Copa del Mundo ya tuvo su puntapié inicial.

Cursos para aprender ruso y demanda por los paquetes

La fiebre por el Mundial genera inquietudes que, a veces, solo el fútbol puede concretar: este año hay una inusual alta demanda de cursos exprés de ruso. Las consultas en los centros de idiomas se multiplicaron una vez que Lionel Messi se lució en Ecuador para darle el boleto a los dirigidos por Jorge Sampaoli. Quien finalice la cursada tendrá la capacidad de saludar y presentarse, leer carteles informativos, hacer preguntas básicas, solicitar información, ordenar comida, expresar preferencias y preguntar precios.

Se estima que hasta el inicio de la Copa del Mundo en la Argentina se venderán 60 mil paquetes de viajes. Hasta hace algunas semanas, los mejores precios para quienes deseaban trasladarse a Moscú estuvieron en los pasajes con dos o más escalas en alguna ciudad europea como Madrid, Amsterdam, Londres, Francfort, París o Roma. La mayoría de los paquetes, coinciden hoy varias empresas, ya están agotados. "A esta altura la demanda de hoteles en Rusia es tan grande que nosotros ofrecemos estadías en países cercanos como Polonia, Suecia y Finlandia", explica Federico Jäger, gerente general de Despegar para la Argentina y Uruguay.

En la misma sintonía, desde la empresa TurismoCity aseguran que aproximadamente 2000 personas compraron pasajes a través de su buscador, en varios casos con ahorros de hasta 10 mil pesos. Hoy, sugieren sacar los vuelos desde Buenos Aires (23.900 pesos). Con precios actuales, en un hotel de 4 estrellas calculan un valor de 2300 pesos por noche.

María Gracia Gómez, gerente de Producto en la agencia TTS Viajes, explica que allí todavía quedan algunos paquetes disponibles. Del 14 al 24 de junio, en un hotel 4 estrellas con desayuno, traslados y entradas para los dos primeros encuentros (Islandia y Croacia), el costo es de $230.660

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.