El primer proyecto de Cristina apunta contra los funcionarios y sus nexos con paraísos fiscales

La expresidenta busca impedir que los funcionarios públicos que hayan tenido vínculos con offshore abandonen sus cargos
La expresidenta busca impedir que los funcionarios públicos que hayan tenido vínculos con offshore abandonen sus cargos Fuente: Archivo
Gustavo Ybarra
(0)
7 de marzo de 2018  • 16:15

Una iniciativa que busca impedir que los funcionarios nacionales puedan tener participación alguna en cuentas o en empresas radicadas en paraísos fiscales se convirtió en el primer proyecto de ley presentado por Cristina Kirchner desde que, en diciembre último, asumió como senadora nacional.

El texto intenta ser una abierta crítica al gobierno de Mauricio Macri y varios de sus funcionarios que se vieron involucrados con cuentas o depósitos en paraísos fiscales.

"La mayoría del gabinete está involucrada en los escándalos internacionales de Panamá Papers, y el caso del ministro de Finanzas y endeudador serial Luis Caputo es uno de los más obscenos", afirmó la expresidenta en declaraciones que acompañaron la presentación del proyecto y que fueron divulgadas por su vocero de prensa.

La iniciativa lleva la firma de los ocho integrantes de la bancada del FPV y modifica la ley de ética pública, que abarca los tres poderes del Estado, para declarar incompatible con el ejercicio de la función pública cualquier tipo de estructura jurídica que se encuentre radicada en países de baja o nula tributación o jurisdicciones consideradas "offshore".

El proyecto establece que los funcionarios que incumplan la norma deberán renunciar al cargo en un plazo perentorio de 5 días hábiles.

Además, en otro párrafo que parece destinado a poner en aprietos a funcionarios del actual gobierno, se aclara que la incompatibilidad es retroactiva a los dos años anteriores a asumir la función.

La prohibición también alcanza la tenencia de depósitos en bancos o entidades financieras y de valores en ese tipo de Estados o territorios, entre los que se destacan aquellos que tengan algún tipo de alerta sobre su colaboración con la lucha contra el lavado de dinero por parte del GAFI.

En ese sentido, el proyecto de la expresidenta equipara la tenencia de cuentas o participación en empresas radicadas en paraísos fiscales con el delito de dádiva, que establece penas de 1 a 6 años de prisión e inhabilitación especial para ejercer la función pública.

La expresidenta presentó el proyecto el mismo día que volvió a rehuir el llamado a cumplir su función como senadora. En esta oportunidad faltó a la reunión en la que se constituyó la Comisión de Relaciones Exteriores. Lo llamativo del caso es que fue la propia senadora quien solicitó integrar la comisión. Así consta en la nota que el jefe de la bancada del FPV, Marcelo Fuentes (Neuquén), elevó el mes pasado a las autoridades de la Cámara alta.

Desde que asumió su banca como senadora, Cristina Kirchner solo asistió, en diciembre último, a la sesión en la que el Senado sancionó el presupuesto nacional y la reforma impositiva. El faltazo más importante fue el jueves pasado, cuando le dio la espalda al discurso de Macri ante la Asamblea Legislativa. Pero también había faltado a las reuniones de la Comisión de Presupuesto y Hacienda de diciembre.

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.