0

Los jóvenes, los principales simpatizantes del presidente Vladimir Putin

Sin recuerdos de la vida antes de Putin, las nuevas generaciones aceptan su estilo autoritario
0
18 de marzo de 2018  

KURGAN, Rusia.- Una joven que viaja en ómnibus para tomar clases de periodismo aprovecha para navegar por un sitio de noticias independiente cuyos informes suelen criticar al autoritario presidente ruso, Vladimir Putin, lo cual la enfrenta a una paradoja, la que tiene su generación. "Lo que pide el alma rusa es que el país tenga un político fuerte parecido a un zar", dice Yekaterina Mamay.

Aunque sabe que el periodismo no es libre en su país, la estudiante de 20 años votará hoy por la reelección de Putin, que se impondría con comodidad.

Aquí, donde el bosque de la taiga se mezcla con la estepa pastosa, la "generación Putin" no es diferente de la de otras regiones de la extensa Rusia: los jóvenes maduran sin ningún rasgo de rebeldía. No tienen ningún recuerdo de la vida antes de Putin, que accedió por primera vez a la presidencia hace 18 años. Algunos salieron a la calle para protestar, pero los sociólogos dicen que muchos más terminaron por aceptarlo. Las encuestas muestran que tiene más apoyo entre los jóvenes que entre los electores en general.

Para los occidentales, los jóvenes rusos como Mamay, que adhieren a algunos valores liberales pero apoyan a Putin, viven en un mundo de contradicciones. Su disposición a aceptar esas contradicciones explica el control del poder por parte del presidente ruso.

"Nos damos cuenta de que es bueno vivir con él. No nos quejamos", dice Dimitri Shaburov, un incipiente emprendedor de 18 años. "Cuando me despierto en mi departamento, nadie me lleva al gulag".

Los rusos van hoy a las urnas para confirmar un cuarto mandato presidencial del exagente de la KGB, de 65 años, que convirtió la joven y caótica democracia rusa en un sistema autoritario dependiente de su mando. Putin hizo retroceder a la oposición gracias al control de los servicios de seguridad, del Poder Judicial y de los principales canales de televisión rusos. Pero, al mismo tiempo, como reconocen muchos de sus opositores, lo apoya la mayoría del país.

Según una encuesta del independiente Centro Levada, el 81% de los adultos apoyan a Putin, y entre los jóvenes de 18 a 24 años la adhesión asciende al 86%. En ese sector, el 67% cree que el país está encaminado en la dirección correcta, una cifra que desciende al 56% en el público en general.

Con acceso a más información que ninguna otra de sus predecesoras, la generación más conectada a nivel global de la historia ayuda a Putin a consolidar su autoritarismo.

Más que preocuparse por la represión que el presidente ejerce sobre sus oponentes, los jóvenes extraen un sentido de emancipación personal de las libertades que poseen: Internet mayormente libre, un mercado de trabajo abierto y fronteras sin barreras.

Muchos consideran que la televisión estatal funciona como propaganda, pero, sin embargo, repiten su dogma: Rusia necesita que Putin le haga frente a la agresión estadounidense. Y más importante aún, los jóvenes parecen haber sido moldeados por una historia colectiva que nunca conocieron, por temor al regreso de los años de crisis de 1990 o a la opresiva era soviética.

"Ya sabemos todo sobre Putin", dice Pavel Rybin, un estudiante de 20 años. "Si la gente lo elige de nuevo, todo estará tranquilo y calmo".

El año pasado, inspirados por los videos de jóvenes activistas anticorrupción que denunciaban supuestos delitos del gobierno ruso en YouTube, los jóvenes aparecieron en los titulares por haber sido la columna vertebral de miles de protestas callejeras en apoyo al líder de la oposición Alexei Navalny. Pero los analistas advierten que sería incorrecto interpretar esas protestas como el signo de una ola de furia anti-Putin similar a la "primavera árabe".

"No hay una masa crítica de personas pidiendo un cambio radical", señalaron los politólogos Ivan Krastev y Gleb Pavlovsky. "Contrariamente a las fantasías occidentales, los rusos menores de 25 años son los grupos más conservadores y quienes más apoyan a Putin en la sociedad".

Traducción de Jaime Arrambide

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.