El papelón del rugby europeo: prometen revisar Bélgica-España

Fuente: EFE
Alejo Miranda
(0)
19 de marzo de 2018  • 11:45

Como pocas veces en su historia, el rugby quedó expuesto al deshonor. Por donde se lo mire, lo sucedido en torno al encuentro entre Bélgica y España en Bruselas por la clasificación al Mundial 2019 pone en cuestión los valores intrínsecos de los que se jacta este deporte. Desde la designación de un árbitro de un país que terciaba en la lucha por llegar a Japón, la actuación del mismo y la forma en que los españoles se abalanzaron sobre él al final del partido.

Vlad Iordachescu, el árbitro en cuestión, debió retirarse al vestuario con custodia policial. La derrota de España le permitió a su país, Rumania, conseguir la clasificación al Mundial de Japón 2019.

Escándalo en el rugby
Escándalo en el rugby Crédito: Twitter

Su actuación fue determinante, según las crónicas, para que el local se impusiera 18-10 y frustrar el sueño mundialista de los españoles, que les bastaba un triunfo ante los penúltimos del certamen para conseguir el pase directo. Un dato alcanza para reflejar su actuación: cobró 24 penales en contra de España y cinco a su favor.

Ante esta situación, la Federación Española de Rugby (FER) presentó una queja ante Rugby Europe (RE) y World Rugby "para que la Comisión de Árbitros de RE revise el video del encuentro por si la actuación arbitral hubiera sido deliberadamente parcial para favorecer los interese de Rumania y de ser así se actúe en consecuencia." La RE es presidida por el rumano Octavian Morariu.

Rugby Europe indicó hoy en un comunicado que aprovechará una reunión de su Comité de selección prevista para el viernes en la ciudad polaca de Poznan para analizar lo sucedido. " La mayor parte de la reunión estará dedicada al análisis de todas las fases del partido entre Bélgica y España", señalaron.

Aunque Agustín Pichot, vicepresidente de World Rugby, prometió via Twitter que el partido sería revisado, es improbable que se revierta el score o el partido se vuelva a jugar. No obstante, esta situación generó revuelo al interior de ambos organismos y se espera que cuanto menos cambie la forma en que se designan los árbitros.

Iordachescu había sido designado antes del inicio del certamen, pero cuando España venció a Rumania en febrero y quedó a las puertas de la clasificación, la FER pidió que fuera removido. RE hizo oídos sordos al reclamo.

No es inusual en el rugby que los árbitros tengan a cargo partidos en los que está involucrado directa o indirectamente su país, confiando en los principios éticos de este deporte. Los Jaguares, por ejemplo, suelen jugar en Sudáfrica con árbitros sudafricanos, sin ir más lejos.

Tampoco es extraño que se cambien designaciones. El último fin de semana, se le revocó la designación como juez de touch de Inglaterra- Irlanda por el Seis Naciones al sudafricano Marius van der Westhuizen por haber colaborado en un entrenamiento del equipo inglés en la semana.

Fuente: EFE

Fue rescatable la reacción del capitán de España. " Pido perdón por la persecución al árbitro", dijo Jaime Nava. " Esa imagen final no se corresponde ni con el deporte ni con los valores de este equipo".

A pesar de la derrota, España todavía tiene dos chances para hacer realidad su sueño de clasificarse a un Mundial por segunda vez en su historia (la primera fue en Gales 1999). Primero debe vencer a Portugal para jugar un playoff mano a mano con Samoa. De perder con los isleños, tendrá una chance más a través del Repechaje, con Canadá, el 2° de la eliminatoria africana y el ganador del playoff de Asia/Oceanía.

Rumania, que sigue teniendo asistencia perfecta en los mundiales, integrará en Japón 2019 el Grupo A con Irlanda, Escocia, el local y el ganador del Playoff.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.