Doble parricidio de Pilar: los hermanastros evitaron cruzarse

Se hizo la audiencia previa al juicio y Karen Klein no concurrió
Gustavo Carabajal
(0)
21 de marzo de 2018  

A pesar de haber sido beneficiada con una falta de mérito, Karen Klein será sometida a juicio oral junto con su hermanastro, Leandro Acosta, por los homicidios de sus padres, Miryam Kowalczuk y Ricardo Klein.

Klein, quien en su indagatoria sostuvo su inocencia y responsabilizó a su hermanastro, evitó cruzarse con Acosta. En la audiencia preliminar al juicio, realizada ayer en los Tribunales de San Isidro, la fiscalía adelantó que intentará demostrar que ambos hermanastros -que en el momento del parricidio eran pareja- mataron a sus progenitores, los descuartizaron y quemaron los restos.

Según fuentes judiciales, el defensor de Acosta anticipó que los homicidios no están probados porque los cuerpos no se encontraron. El letrado sostuvo que los estudios de ADN sobre los restos humanos hallados en la casa de Sarratea 2726, del partido de Pilar, no constituyen una prueba que demuestre la existencia de los cuerpos.

La audiencia de ayer fue convocada por el Tribunal Oral N° 7, integrado por María Coelho, Eduardo Lavenia y Alberto Gaig, para que la fiscalía y los defensores presenten los listados de los testigos y las pruebas para el debate.

A partir de la reconstrucción del doble homicidio realizada por el fiscal de San Isidro, Eduardo Vaiani, se determinó que entre el 1° y 13 de septiembre de 2015 "Acosta junto a su pareja, y en circunstancias aún no establecidas en la vivienda de Sarratea 2726, provocó la muerte de su madre y su padrastro. Luego se deshizo de los cuerpos descuartizándolos e incinerándolos, eliminando después todos los rastros".

El doble parricidio fue descubierto a partir de una denuncia por averiguación de paradero radicada por un hermano de Klein.

Ambos acusados eran novios en el momento del hecho. Sus padres eran pareja y tuvieron hijos mellizos, de 13 años. Todos vivían en la casa donde ocurrió el parricidio.

"El odio que Leandro Acosta y Karen Klein tenían respecto de cada uno de sus progenitores es un elemento esencial para entender los hechos", expresó el fiscal Vaiani, cuando solicitó el procesamiento y la prisión preventiva de ambos acusados.

Acosta será sometido a juicio oral a pesar de que una psiquiatra de la Asesoría Pericial de San Isidro indicó que sería inimputable porque "sufría un trastorno psicótico compatible con enfermedad esquizoafectiva y epilepsia".

La cuestión de la supuesta inimputabilidad de Acosta y la presunta responsabilidad de Klein se debatirán en el juicio.

Después del crimen, la relación entre Klein y Acosta se rompió, y ayer no quiso cruzarse con su hermanastro y exnovio.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios