Habló el operario electrocutado en Vicente López: "No sé si voy a volver a trabajar"

Un conductor es aprehendido tras poner en peligro a operarios de luminarias en Vicente López

2:52
Video
(0)
21 de marzo de 2018  • 12:56

Ayer, un hombre que debía pasar a buscar a su hija por el jardín tuvo un día de furia. En su trayecto a la entidad educativa, quedó trabado en una calle cuando dos operarios del servicio eléctrico trabajaban en la instalación de luces LED en una luminaria. Tras discutir con uno de ellos, se metió en la hidrogrúa que demoraba su paso y la condujo unos metros hacia adelante, sin percatarse que uno de los operarios trabajaba en altura. El trabajador quedó enredado en los cables y se desmayó tras recibir una descarga eléctrica.

En diálogo con TN, el operario herido, David Garcete, se refirió hoy a la traumática situación que vivió: "No sé si voy a volver a trabajar. Si cuando me subo, me agarra miedo, tendré que dejarlo. Casi pierdo la vida". Y agregó, sobre sus lesiones: "Estoy recuperándome de las lesiones. Tengo un corte en el dedo, un golpe en la cabeza, cervical y las piernas".

Garcete dijo que no recuerda prácticamente nada del episodio. "Cuando se movió el camión tuve una descarga y quedé desvanecido. Yo escuchaba que estaban gritando, pero solo sentí cuando se movió el camión y después me desvanecí y me desperté en los cables", relató el operario, que no descartó iniciar acciones legales.

Se cansó de esperar y movió una grúa

13:16
Video

Por otra parte, Garcete desmintió la versión de que la obra no estaba señalizada. "No hablé con él. Solo lo vi por televisión. Pero es mentira lo que dice, de que no se hizo el corte. Lo hicimos sobre Sáenz Peña, donde está previsto el desvío. Es lo que nos pidió la empresa", dijo, y aclaró que tienen un plan de contingencia por si llega a congestionarse la zona: "Si hay algún inconveniente, llamamos a nuestro encargado, le decimos que hay mucho tránsito y nos cambian de sector", agregó.

"Estoy totalmente arrepentido de lo que hice"

Más temprano, en diálogo con varios medios, Hernán, el hombre que robó la hidrogrúa, dio su versión de los hechos. "Yo iba a buscar a mi hija la jardín de infantes. Cuando llego a la zona, doblo en la esquina anterior y la calle no estaba cortada. De hecho adelante mío había otro auto y por detrás pasaron más. Esperé un rato, tocamos bocina, pero el operario no hacía caso. Ahí me bajo a hablar con esta persona y le pido de buena manera que por favor corra el camión y nos deje salir de ahí, y me responde de mala manera: «Voy a tardar lo que tenga que tardar»".

El cruce no quedó ahí. Hernán volvió a la carga, pero esta vez recibió una respuesta que lo llevó a robarse la hidrogrúa. "Le sigo pidiendo que corra el auto y me contesta agarrándose la entrepierna: «Esta la voy a correr». Ahí me subo a la camioneta y la corro. Nunca me di cuenta de que había alguien trabajando en el brazo mecánico. Nunca gritó, aparentemente se desmayó", y señaló que "nadie" lo alertó de la situación y que se enteró "cuatro horas después", cuando apareció la policía en su casa.

"Estoy totalmente arrepentido de lo que pasó. No sabía que estaba ahí arriba. No haría eso de moverlo con él ahí arriba ni irme en caso de que había herido a alguien", manifestó Hernán. "A pesar de que los derechos más simples son continuamente avasallados por cualquiera, las cosas no se solucionan como las hice yo", reflexionó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.