0
srcset

Revista Susana

Un refugio bien clásico bajo el sol de La Toscana

0
23 de marzo de 2018  

Esta casa reúne todos los elementos representan la esencia de la Toscana, una de las regiones más bellas en el centro de Italia. Entre viñedos, olivos y suaves ondulaciones se levanta una construcción sólida, rica en materiales nobles y rústicos, con espacios abiertos para disfrutar paisajes increíbles y vivir plácidamente puertas adentro.

El frente de la casa de piedra, con sus balcones típicos y, al fondo, los viñedos
El frente de la casa de piedra, con sus balcones típicos y, al fondo, los viñedos Crédito: Living4Media

Excelentes vinos, grandiosos aceites, panes sabrosos. Alrededor de la cocina en invierno o bajo el sol de la Toscana en verano, las mesas ocupan el escenario central, para el disfrute, los sabores y el buen comer.
Excelentes vinos, grandiosos aceites, panes sabrosos. Alrededor de la cocina en invierno o bajo el sol de la Toscana en verano, las mesas ocupan el escenario central, para el disfrute, los sabores y el buen comer. Crédito: Living4Media

Crédito: Living4Media

Cuando termina el día solo resta entregarse al placer del descanso, con el arrullo de la brisa recorriendo los campos dulcemente hasta el amanecer.
Cuando termina el día solo resta entregarse al placer del descanso, con el arrullo de la brisa recorriendo los campos dulcemente hasta el amanecer. Crédito: Living4Media

Una parra frondosa crea una galería natural, perfecta para disfrutar la sombra
Una parra frondosa crea una galería natural, perfecta para disfrutar la sombra Crédito: Living4Media

Crédito: Living4Media

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.