El 9 de abril se conocerá la sentencia de Los Monos por asociación ilícita para cometer crímenes

Por esa causa, que fue investigada por la Justicia provincial, son enjuiciados 25 "monos" y 13 policías
(0)
29 de marzo de 2018  

ROSARIO.- Después de un extenso debate, que se inició a fines de noviembre, el tribunal oral que está a cargo del juicio contra la banda de Los Monos definió que el próximo 9 de abril se conocerá el veredicto que decidirá el destino de 25 miembros de la organización narcocriminal rosarina, entre los que se encuentran los líderes del grupo y 13 policías que, según la acusación fiscal, surtían de información y de logística a los Cantero para llevar adelante una asociación ilícita para cometer crímenes.

Esta semana terminaron los alegatos, luego de 43 audiencias y más de cien testigos, casi la mitad de lo provisto debido a que muchos se abstuvieron de declarar, por miedo.

El 20 de este mes, el Ministerio Público pidió una pena de 26 años de prisión para Ariel Cantero, alias Guille; a la acusación de asociación ilícita y homicidio se le añadió una sentencia anterior en su contra.

Ramón Machuca, alias Monchi, otro de los cabecillas de la banda, fue el que acaparó el pedido de pena más alto: 41 años, como presunto jefe de la asociación ilícita y autor intelectual de cuatro homicidios, entre ellos, el de una chica de 14 años. La fiscalía reclamó penas de 10 años para el Ariel Máximo Cantero, padre de Guille, también como jefe de la organización. Para los policías acusados solicitaron penas de entre 6 y 13 años.

"Yo no soy jefe de ninguna banda y quedó demostrado, porque los fiscales no pudieron probar eso", dijo Monchi en la última audiencia. Su defensa había pedido la absolución al sostener que las escuchas telefónicas utilizadas como prueba son "nulas" y por considerar que la acusación del fiscal carecía de elementos probatorios.

Los abogados Fausto Yrure y Carlos Varela también pidieron la absolución de Guille Cantero y de sus lugartenientes Leandro Vilches y Jorge Emanuel Chamorro, procesados como partícipes secundarios.

En la última etapa del juicio, Machuca fue uno de los que aceptó hacer uso del derecho a declarar. Le pidió al tribunal, integrado por los jueces Ismael Manfrín, Marisol Usandizaga y María Mas Varela, que "valoren las pruebas que se fueron dando en este juicio" con "la imparcialidad, justicia y coherencia que no tuvo el juez [Juan Carlos] Vienna", que había instruido la causa que se ventila en el juicio y cuyo cuestionamiento formó parte central de la estrategia defensiva.

Monchi dijo que el juez los usó a él y a su familia "como elemento de la campaña política de esa época, armando una megacausa y mintiéndole a la sociedad". También criticó su imputación como instigador de cuatro asesinatos al afirmar que lo "acusaron de matar gente" sin pruebas. "En las escuchas no hay una sola en la que yo diga ?andá a matar a fulano'. Jamás, en ninguna", afirmó.

Machuca sostuvo que el pedido de 41 años de cárcel en su contra parece "un pena de muerte encubierta". "Me quieren someter al nefasto Servicio Penitenciario; cuando salga en libertad, si no me muero antes, seré un anciano, prácticamente un muerto en vida", apuntó.

También dio sus palabras finales Lorena Verdún, exesposa del asesinado Claudio "Pájaro" Cantero, que en octubre, junto con otras mujeres de los miembros de la banda, impidió la presentación del libro Los Monos en el auditorio de la Universidad de Rosario. "Estoy acusada porque tengo tres hijos de Cantero, y dispuesta a que me condenen porque no voy a renegar de mis hijos", manifestó.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.