0

Enrique Ronconi: el rugbier elegante que en Malvinas carneaba ovejas y las compartía con sus compañeros

0
2 de abril de 2018  

Hasta hace poco, Juana pensó que su hijo Enrique aún podría volver. Que quizás un día sonaría el timbre de su casa y sería él. Que quizá llegaría acompañado por su esposa (¿tal vez una isleña?) e hijos. Pero el año pasado, la identificación del cuerpo de Enrique desbarató esas esperanzas fraguadas a lo largo de 35 años y alimentadas por desinformaciones y mitos fantásticos: como el que afirmaba que durante la guerra algunos soldados argentinos desaparecidos habían sido secuestrados por un barco inglés.

Cuando Enrique fue convocado para viajar a las islas, Juana se atrevió a deslizarle que quizá podría eludir el compromiso: "¡Ni loco: sería un desertor!", respondió su hijo. Y partió a Malvinas.

La vida en las islas se volvió hostil y los alimentos pronto escasearon. En unas vacaciones que había pasado en un campo en Santa Cruz, Enrique había aprendido a carnear ovejas. Jamás se imaginó que esa habilidad tan improbable en un rugbier del Círculo Universitario de Quilmes un día le sería indispensable. Y en las islas se aventuraba en furtivas salidas nocturnas para capturar ovejas inglesas, que compartía con sus compañeros.

"Enrique tenía un carácter fuerte, de líder", recordó Juana. Los relatos sobre la áspera vida en las islas le llegaban en las cartas que mandaba su hijo, y que ella conserva como un tesoro. Aunque nunca las relee: "No las puedo tocar, me hacen mal".

ADEMÁS

temas en esta nota

0 Comentarios Ver
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios