Boca-Talleres: El festejo descontrolado de Pablo Pérez tras el gol del triunfo y otras perlitas

Pablo Pérez, desencajado, después de marcar el gol del triunfo de Boca ante Talleres
Pablo Pérez, desencajado, después de marcar el gol del triunfo de Boca ante Talleres Fuente: FotoBAIRES
(0)
1 de abril de 2018  • 20:14

Apenas marcó el agónico gol que sentenció el 2 a 1 para Boca sobre Talleres en la Bombonera, que le permite al xeneize estirar a 9 los puntos de ventaja sobre su escolta (50 a 41) cuando restan 18 unidades para que se termine la Superliga , Pablo Pérez salió descontrolado a celebrar, a gritar a los cuatro vientos su conquista.

Pero el desahogo también lo llevó a excederse. A señalar al sector de las plateas bajas con su dedo índice e insultarlos en reiteradas ocasiones. Las revoluciones, a mil, mostraron esa faceta desencajada del capitán de Boca.

Algo más calmo, sólo un puñado de minutos después, el volante explicó ante las cámaras de TV: "Hoy fue uno de los peores partidos que jugué. Me sentía muy impreciso, y hacer un gol tan importante me dio alegría. Hoy era el partido del campeonato, porque fueron tres semanas muy duras y ganar así es un premio para todos nosotros."

Ante la consulta referida al destinatario de su celebración, Pérez justificó su reacción a "los nervios que vivimos", y se acordó de sus padres: "Se lo dedico a mis viejos, que vinieron a visitarme y me trajeron suerte".

El resumen del partido

Además, durante el choque entre el puntero de la Superliga y su escolta se dieron otras perlitas destacadas:

El caño de Fabra a Godoy

La plancha de Fabra sobre Godoy

El gol de Bou (y la gran jugada de Pavón) desde atrás del arco

Nández despeja un centro de Reynoso

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.