Sube a 18 la cifra de palestinos muertos en la Franja de Gaza

Hubo nuevos incidentes ayer, que dejaron siete heridos; se reúne de emergencia la Liga Árabe
(0)
3 de abril de 2018  

GAZA.- Con la muerte de un palestino de 29 años que había sido herido de bala aumentó a 18 el número de palestinos abatidos por soldados israelíes durante las masivas protestas registradas el pasado viernes en la frontera de la Franja de Gaza con Israel, informó ayer el Ministerio de Salud en la ciudad de Gaza.

Los cadáveres de 15 palestinos ya han sido identificados en los hospitales. Israel había informado anteayer que hay otros dos cadáveres de manifestantes palestinos en su territorio. Más de 1400 palestinos resultaron heridos, la mayoría de ellos por gases lacrimógenos.

Según el ejército israelí, al menos diez de los palestinos muertos eran militantes de las Brigadas al-Qassam, el brazo armado de Hamas. La organización islamista solo admitió que cinco de los muertos eran miembros de las Brigadas.

Decenas de miles de palestinos se habían trasladado el viernes a la línea divisoria entre la Franja de Gaza e Israel para llevar a cabo la Gran Marcha del Retorno. Con esta acción, Hamas pretendía reivindicar el "derecho al retorno" de los palestinos y sus descendientes que fueron expulsados de lo que hoy es territorio israelí durante la creación del Estado de Israel, en 1948.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) y grupos defensores de los derechos humanos han exigido una investigación independiente de los incidentes mortales ocurridos el viernes. Varios videos, rechazados por el ejército israelí como "propaganda de Hamas", parecen demostrar que los palestinos abatidos no suponían ninguna amenaza inmediata para los soldados israelíes.

El ministro de Seguridad Pública israelí, Gilad Erdan, rechazó ayer cooperar con la ONU para investigar la actuación del Ejército. "Naciones Unidas se ha convertido en el Ministerio de Relaciones Exteriores de la organización terrorista Hamas", afirmó Erdan.

En tanto, una sesión de emergencia del Consejo de la Liga Árabe examinará hoy las repercusiones de los enfrentamientos del viernes en Gaza.

La parte palestina insiste en que fue una manifestación pacífica y que la acción del ejército israelí es injustificable. Esa postura es compartida con el presidente turco, Recep Tayyp Erdogan, que calificó al premier Benjamin Netanyahu de "terrorista".

Netanyahu replicó que Israel no acepta lecciones de un país que "bombardeó indiscriminadamente a poblaciones civiles por años".

El embajador palestino en Egipto, Diab al-Louh, acusó a Israel de haber perpetrado una "masacre" al dispersar a los que participaban de la llamada Marcha del Retorno.

Por su parte, el líder de Hamas, Ismail Haniyeh, uno de los organizadores de la marcha, pidió al secretario general de la Liga Árabe, Ahmed Aboul-Gheit, que las autoridades de Israel sean llevadas a la Corte Penal Internacional por "criminales de guerra" y que el tema sea tratado en la Asamblea General de la ONU.

La tensión en el terreno sigue elevada en la línea de demarcación entre Israel y Gaza, donde ayer hubo algunos incidentes esporádicos y siete palestinos resultaron heridos. El próximo viernes, trascendió en Gaza, habrá un nueva jornada de manifestación con decenas de miles de palestinos que marcharán hacia la frontera.

Agencias ANSA y DPA

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.