Caputo: el dueño desconocido de Noctua y otras preguntas que quedaron pendientes

Fuente: LA NACION - Crédito: Ricardo Pristupluk
El ministro se definió como "tenedor fiduciario" del fondo; en EE.UU. lo señalan como accionista,96x58mn
Iván Ruiz
Maia Jastreblansky
Hugo Alconada Mon
(0)
5 de abril de 2018  

La intervención de Luis Caputo en el Congreso abrió una incógnita y exhibió algunas contradicciones. El ministro volvió ayer a negar que haya sido dueño o tenido participación accionaria en el fondo de inversión Noctua Partners. Afirmó, en cambio, que fue solo un "tenedor fiduciario" y la "persona que administraba y decidía las inversiones".

Su descargo abre una pregunta, sin embargo, que ayer quedó sin responder: ¿quién era el dueño de ese capital al cual prestó su nombre? ¿Quién era el beneficiario final que permaneció en las sombras? "Yo no tenía que declarar esas acciones ante la Oficina Anticorrupción (OA) ni ante la AFIP porque al ser una tenencia nominal no era parte de mi patrimonio. Está declarado por su dueño", sostuvo el ministro, sin identificar quién es.

La figura

"Tenedor fiduciario es la persona que actúa con la diligencia de un buen hombre de negocios sobre la base de la confianza depositada en él por una persona o un grupo de personas que le piden que administre sus bienes", explicó un experto en finanzas públicas a LA NACION. "Si Caputo fue un tenedor fiduciario, eso debería figurar en los estatutos de la conformación de Noctua, debería estar documentado", agregó. Pero ayer Caputo no exhibió ninguna documentación, aunque dijo que lo hará ante la Justicia.

El ministro es investigado en los tribunales por omisión maliciosa en su declaración jurada. Es decir, se busca determinar si deliberadamente evitó informar su vinculación con Noctua.

Los documentos

De acuerdo con los Paradise Papers, Luis Caputo fue hasta noviembre de 2015 administrador de Noctua Partners LLC, una gerenciadora de fondos de inversión radicada en Miami que operaba en paraísos fiscales como las islas Caimán. En noviembre, cuando fue consultado por el equipo argentino del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), Caputo se presentó como un simple "mánager" de esa firma, aunque ayer se redefinió como "tenedor fiduciario".

En los formularios legales que Noctua presentó ante la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC, por sus siglas en inglés), sin embargo, Caputo apareció en dos planillas oficiales como "dueño directo" y "dueño indirecto" de la sociedad. En la primera, con "5% o menos de las acciones" y con el rótulo de jefe del departamento de inversiones.

La segunda planilla es más compleja. El formulario que Noctua entregó a la SEC detalló sociedades encadenadas que se controlan unas a otras como un juego de muñecas rusas. Allí, Caputo figuró como titular del "75% o más" de Princess International Global Ltd. (Caimán), una offshore que controló "entre el 50 y el 75%" de Affinis Partners II (Caimán), que fue, a su vez, la controlante de Noctua.

El formulario, presentado con carácter de declaración jurada, ofrecía además opciones para precisar el rol que desarrolló cada integrante. Podía identificarse como partner (socio), trustee (fiduciario), elected manager (mánager electo), shareholder (accionista) o member (miembro). El renglón de Caputo indicó "shareholder", es decir, accionista.

"Se evidencia una discordancia entre la definición que dio Caputo en el Congreso y lo que fue declarado ante la SEC, habrá que ver la interpretación que hacen las autoridades de los Estados Unidos", señaló un experto financiero. Otro especialista en temas de transparencia consideró que "hay que evaluar si siendo titular nominal correspondía que figure como shareholder".

A esas dos planillas ante la SEC, sin embargo, se sumó otro documento: el brochure de la empresa. "Nuestro principal dueño es Noctua Partners II LP, una sociedad registrada en las islas Caimán, e, indirectamente, Martín Guyot y Luis Caputo. La principal dueña de nuestra afiliada Noctua Assets Management LLC es Noctua Partners I LP, una sociedad de Caimán e, indirectamente, Guyot y Caputo", informaron en el catálogo con que promocionaron sus inversiones en Estados Unidos.

Conflicto de intereses

Una de las críticas de la oposición que recibió Caputo obedeció a que Noctua compró el Bono Internacional 2117, con el que Caputo y su equipo colocaron deuda a 100 años. Los diputados le preguntaron si pudo existir un conflicto de intereses y si benefició a su exempresa desde la administración pública, ya que el fondo suscribió US$ 5 millones de ese bono. "No somos ni el ministro ni el secretario los que adjudican los bonos a los fondos, sino los bancos colocadores. Son las licitaciones más transparentes del mundo; lo hacen todos los países en todo el mundo. No es como una licitación de obra pública, no se adjudica a uno, participan decenas de fondos", respondió.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios