La hija del exespía ruso se recupera: "Mi fuerza crece día a día"

La policía británica aún custodia el sitio donde el exespía y su hija fueron envenenados, en Salisbury
La policía británica aún custodia el sitio donde el exespía y su hija fueron envenenados, en Salisbury Fuente: Reuters
(0)
5 de abril de 2018  • 13:00

LONDRES.- Yulia Skripal, la hija del exespía ruso Serguei Skripal, ambos envenenados en la ciudad inglesa de Salisbury, dijo hoy que su "fuerza crece día a día", en su primer mensaje público desde su hospitalización, el 4 de marzo pasado.

"Me desperté hace más de una semana y estoy feliz de decir que mi fuerza crece día a día", declaró la mujer de 33 años, citada en un comunicado de Scotland Yard. "Les agradezco el interés que he suscitado y los numerosos mensajes de apoyo que recibí", añadió la hija del exespía envenenado, cuyo caso desató una de las peores crisis diplomáticas entre Rusia y Occidente desde el final de la Guerra Fría.

"Estoy segura de que entenderán que todo este caso puede ser desestabilizante y espero que respetarán mi vida privada y la de mi familia durante mi convalecencia", pidió.

Gran Bretaña culpó a Rusia por el envenenamiento mediante un agente neurotóxico de grado militar el 4 de marzo en Salisbury. En respuesta, más de 20 aliados occidentales, entre ellos Gran Bretaña, Estados Unidos y la OTAN, han ordenado la expulsión de más de 150 diplomáticos rusos en una muestra de solidaridad.

Moscú negé categóricamente su participación en el ataque con un neurotóxico y expulsó a un número igual de enviados diplomáticos occidentales.

Esta madrugada, tres ómnibus en los que se cree que viajaban diplomáticos estadounidenses expulsados partieron de la embajada de Estados Unidos en Moscú después de cargar su equipaje en unos camiones. Entre las pertenencias había mascotas en sus cajas transportadoras.

El hospital británico que atiende al exespía y a su hija confirmó que el estado de salud de Yulia mejoró, mientras que su padre, de 66 años, sigue en estado crítico.

La televisión estatal rusa emitió hoy una grabación de una supuesta llamada telefónica entre Yulia y su prima en Rusia. En la conversación, Yulia dice que ella y su padre se están recuperando y que gozan de una salud normal. Dice que su padre está durmiendo y que su salud no sufrió daños irreparables.

Rossiya TV agregó que la sobrina de Skripal, Viktoria, que vive en Moscú, dio a la estación la grabación de su conversación con Yulia. La emisora dijo que no podía verificar la autenticidad de la grabación.

Por su parte, el ministro ruso de Relaciones Exteriores, Sergei Lavrov, calificó hoy de burla del derecho internacional las acusaciones británicas contra Moscú por el envenenamiento de los Skripal con un agente neurotóxico. En una conferencia de prensa, Lavrov insistió en que el caso de envenenamiento fue inventado por Gran Bretaña para "satanizar" a Rusia.

"El llamado caso Skripal ha sido usado como un pretexto ficticio y orquestado para las expulsiones masivas e infundadas de diplomáticos rusos, no sólo de Estados Unidos y Gran Bretaña, sino también de otros países a los que simplemente les torcieron los brazos", dijo Lavrov en Moscú. "Nunca hemos visto una burla tan abierta del derecho internacional, la ética diplomática y el decoro elemental."

Agencias AP y AFP

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.