Investigan a agentes de la Policía Federal por el robo de dinero en un allanamiento

En la presentación del operativo Ave Rapaz se exhibieron US$280.000, pero la incautación habría alcanzado US$1.000.000
En la presentación del operativo Ave Rapaz se exhibieron US$280.000, pero la incautación habría alcanzado US$1.000.000 Fuente: Archivo
Un subcomisario y un oficial fueron arrestados por el faltante de US$720.000 decomisados a una banda
Gabriel Di Nicola
(0)
11 de abril de 2018  

Fue presentado como un decomiso histórico de drogas en la Argentina. En una conferencia de prensa, la ministra Patricia Bullrich elogió el trabajo en equipo y dio detalles del secuestro de 1166 kilos de cocaína y la detención de cuatro sospechosos. Faltaban cinco días para la Navidad y lo que nadie sabía era que en el mismo momento que se incautaba el cargamento, personal de la Policía Federal Argentina (PFA) se habría quedado con, al menos, US$720.000 encontrados en los inmuebles allanados en La Matanza.

Así surge de una investigación judicial que ayer derivó en la detención de dos sospechosos que prestaban servicio en la División Precursores Químicos y Drogas Emergentes. Se trata del subcomisario Gustavo Russo y del oficial principal Cristian Cóceres, según se informó oficialmente.

Además, hay otros nueve sospechosos investigados que fueron citados a prestar declaración indagatoria. A los 11 imputados se les secuestraron los teléfonos celulares. Todos serán indagados mañana en Salta.

Así lo informaron a LA NACION fuentes judiciales, de la PFA y del Ministerio de Seguridad de la Nación. La causa se tramita en el Juzgado Federal N° 1 de Salta, a cargo de Julio Bavio. El Ministerio Público está representado por el fiscal federal Eduardo Villalba y la Procuraduría de Narcocriminalidad, conducida por Diego Iglesias.

El operativo realizado en diciembre pasado fue denominado "Ave Rapaz" porque el logo impreso en los ladrillos de cocaína era el dibujo de un águila. Los procedimientos fueron en La Matanza y hubo cuatro detenidos, entre ellos, el presunto jefe de la organización, conocido por el apodo de "Tío".

La causa que derivó en las detenciones de Russo y Cóceres, según las fuentes consultadas, comenzó en enero pasado cuando personal de la PFA se presentó ante la División de Investigaciones Internas del Ministerio de Seguridad de la Nación, dependencia a cargo de Carlos Manfroni. Se trata de un área creada por Bullrich para tener mecanismos de investigación administrativa independientes de las que tienen las fuerzas.

Traslado sospechoso

En un comunicado de prensa, el Ministerio de Seguridad explicó que cinco integrantes de una brigada antinarcóticos de la División Precursores Químicos y Drogas Emergentes se presentó en la dependencia conducida por Manfroni y relataron que habían sido trasladados a delegaciones del sur del país, mientras otro equipo se había hecho cargo de una investigación que ellos habían llevado hasta el momento. Faltaban, según los denunciantes, pocos días para los allanamientos que permitieron detener a los presuntos narcos y secuestrar los 1166 kilos de cocaína.

"Los declarantes agregaron que la nueva brigada que se hizo cargo de la investigación se había apropiado de gran cantidad de dinero procedente del allanamiento y pidieron protección", se afirmó en el comunicado de prensa del Ministerio de Seguridad.

La brigada que hizo la denuncia había sido trasladada a Ushuaia, en Tierra del Fuego, y a Esquel, en Chubut. "Los cinco uniformados se animaron e hicieron la denuncia en el Ministerio de Seguridad. Iniciamos una investigación y después le pasamos toda la información a la Procunar", afirmó una fuente de la cartera conducida por Bullrich.

En el comunicado de prensa del Ministerio de Seguridad se informó que el faltante del dinero podría llegar a US$1.500.000, pero fuentes judiciales afirmaron que en la imputación contra los detenidos se los acusa de, por lo menos, US$720.000.

"En principio todos los testigos hablan de que había US$1.000.000. En el acta se dejó constancia oficial del secuestro de casi US$280.000. Por eso sospechamos que se apoderaron de US$720.000, pero no descartamos que sea más dinero el faltante", afirmó una fuente judicial.

Voceros del Ministerio de Seguridad dijeron que después de la denuncia se comenzó una investigación patrimonial de los sospechosos. "En los allanamientos se encontraron diversos bienes que demuestran, en principio, que los imputados contaron con dinero fresco y excedente hacia fin de año", se agregó en el comunicado. Entre los bienes que podrían haber sido adquiridos después del operativo Ave Rapaz figuran un automóvil, un cuatriciclo y una cantidad importante de euros, según dijeron los informantes consultados.

Fuentes judiciales resaltaron la colaboración del jefe de la PFA, comisario Néstor Roncaglia, y de los funcionarios del Ministerio de Seguridad que participaron de la investigación.

En un comunicado de prensa, Roncaglia sostuvo: "No se va a permitir bajo ningún punto de vista conductas reñidas con el ordenamiento jurídico ni comportamientos antiéticos que impliquen apartarse de los lineamientos de gestión fijados por el Ministerio de Seguridad".

El jefe de la PFA hizo referencia a que todo el personal investigado tiene el principio de inocencia "que impone que la última y decisiva palabra en este y en todos los casos habrá de tenerla la Justicia".

La investigación que originó el secuestro de los 1166 kilos de cocaína en un depósito de La Matanza había comenzado en abril del año pasado en la ruta nacional 34, en las afueras de la ciudad de Salta.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.