Leandro Paredes en San Petersburgo: cómo se adaptó a la ciudad donde jugará la selección y lo que deben esperar los hinchas argentinos

Paredes en familia: con Camila, Victoria y Giovanni, en la plaza de la isla de Krestovsky
Paredes en familia: con Camila, Victoria y Giovanni, en la plaza de la isla de Krestovsky Fuente: LA NACION
Francisco Schiavo
(0)
25 de abril de 2018  

La vida del futbolista llevó a Leandro Paredes a Rusia. Y a través de él se puede construir una buena experiencia para todos los que viajarán para ver la Copa del Mundo , que empezará el 14 de junio. Él se acostumbró desde chico a las mudanzas y da la impresión de que no le cuesta ir de acá para allá. De hecho, las versiones lo ponen en el próximo mercado de pases como uno de los más codiciados por los poderosos de Italia y España. El tiempo dirá. Mucho más con un Mundial de por medio.

-¿Cómo es tu vida en Rusia?

-Estoy muy bien. Cuando estaba por venir lo pensé mucho. La verdad es que me daba miedo. Pero me animé, tomé la decisión junto con mi familia, y ahora estoy muy bien. Acá se vive muy bien. Pese a que es difícil acostumbrarse al idioma, hay mucho respeto. Para mí, eso es fundamental.

-¿Alguna vez imaginaste vivir en un lugar así?

-No, la verdad que no. El fútbol tiene estas cosas. Nos mezcla con otras culturas. Por suerte el equipo es competitivo y eso permite disfrutar todo mucho más.

-¿Y afectan los temas políticos, o los de espionaje?

-No. En el día a día no se notan. La gente se entera por los medios de comunicación o las redes, pero no se nota preocupación en las ciudades. Y tampoco es que yo esté pendiente todo el tiempo de eso.

-¿Cómo es la gente en el día a día?

-Las personas, en general, son muy frías. No te dan mucha bolilla en la calle. Se vive tranquilo. Cada uno hace su vida sin molestar al otro. Eso es lo fundamental.

-¿Cómo es el lugar que espera a la selección y a los hinchas argentinos?

-San Petersburgo es muy grande y tranquila a la vez. Hay muchos puentes y monumentos que la hacen muy pintoresca. Hay que recorrerla.

Paredes y su familia, en San Petersburgo
Paredes y su familia, en San Petersburgo Fuente: LA NACION

-¿Qué consejo le darías a un hincha argentino que viaje a Rusia?

-Que se traiga un buen abrigo, je. Si bien ahora el clima está muy lindo, casi siempre hace frío. No le daría otro consejo. Creo que los hinchas argentinos pueden pasarla muy bien en esta ciudad.

-¿Te arreglás bien con la comida?

-Sí. En todos los lugares se come muy bien, desde lo que todos conocemos hasta los platos típicos. En ese sentido tampoco van a tener problemas. Acostumbrarse es muy fácil.

-¿Ya se vive el clima de Mundial?

-No se ve tanto todavía. Justo hace poco llegó una parte de mi familia y me decía eso: que no se veía tanto revuelo por la Copa del Mundo.

Leandro Paredes también puede mirarse a sí mismo en el aspecto personal. Es cuando hace una pausa y piensa más cada respuesta. Ya le tocó ser compañero de Juan Román Riquelme, en Boca, que alguna vez dijo que dejaba el club para "no tapar a Paredes" y hasta se dio el lujo de compartir el plantel con Francesco Totti en su última temporada en Roma. "Totti no solo fue un referente para Roma, si no para el fútbol mundial. Fue un gran orgullo haber compartido ese tiempo con él. La experiencia fue única". La lista continúa se declaró admirador de Andrés Iniesta y confesó haber visto una y otra vez los videos de Zinedine Zidane.

-¿El fútbol te dio lo que esperabas?

-Sí. Era lo que soñaba y lo que esperaba. Por suerte me tocó vivir cosas muy lindas desde muy joven.

-¿Y qué te sacó?

-Tiempo. Ese tiempo del que todos hablan: el que me hubiera gustado pasar con mis amigos o con mi familia. A veces no se puede por los entrenamientos y las concentraciones. Pero no reniego de eso.

-¿Te arrepentís de algo?

-Gracias a Dios todavía no me arrepentí de nada. Es cierto que me hubiera gustado haber jugado mucho más tiempo en Boca, pero las cosas se dieron así y estoy muy contento. Hoy todavía siento el cariño de la gente de Boca. Cada vez que estoy cerca me trata muy bien.

Leandro Paredes, figura del Zenit de Rusia
Leandro Paredes, figura del Zenit de Rusia Fuente: AFP

-¿Hay mucha mentira en el fútbol?

-Es un ambiente complicado. Pero hay que saber manejarse, ver 0quégente te hace bien y cuál te hace daño. Lo principal es saber diferenciar las cosas y estar tranquilo.

-¿Estás al tanto de que te quieren Juventus y Real Madrid?

-Hasta que no llegue una oferta concreta lo llevo con serenidad. No le doy mucha importancia. Me focalizo en mi equipo y trato de dar lo mejor. Después del Mundial ya veré qué es lo mejor para mi futuro y el de mi familia.

La vida en San Petersburgo y el manejo del idioma

Leandro Paredes y los otros cuatro argentinos de Zenit (Emanuel Mammana, Matías Kranevitter, Emiliano Rigoni y Sebastián Driussi) tienen una ayuda extra en San Petersburgo: un traductor del plantel suele auxiliarlos con el idioma. "Igual nos hacemos entender. En muchas partes de la ciudad también se habla en inglés", aseguró Paredes.

Aquella oferta por Pavón que rechazó Angelici

Zenit estuvo a punto de llevarse a otra figura de Boca: Cristian Pavón, a mediados de 2017. Ofreció unos 25 millones de euros. PeroDaniel Angelici rechazó la oferta. "Boca tiene grandes jugadores. Pavón es uno de ellos. Seguramente va a triunfar en Europa", dijo Paredes.

Las cifras

22 partidos: son los que lleva jugados Paredes en la actual Premier League de Rusia, donde marcó cuatro goles y dio una asistencia.

3 años de contrato le restan al jugador argentino en Zenit, de Rusia. Llegó a mediados de 2017, por un pedido especial del director técnico italiano Roberto Mancini y fue el pase más costoso del club.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.