Miguel Lifschitz dijo que podría bajarse de la reelección para que se trate la reforma constitucional de Santa Fe

El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, quiere solamente dos mandatos para los cargos electivos en Santa Fe
El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, quiere solamente dos mandatos para los cargos electivos en Santa Fe Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro Alfieri
José E. Bordón
(0)
1 de mayo de 2018  • 12:39

SANTA FE.- El gobernador santafecino, el socialista Miguel Lifschitz , aclaró hoy ante la Asamblea Legislativa, reunida con motivo del inicio del 136° período ordinario de sesiones de la legislatura local, que si la idea de su reelección el año próximo es un obstáculo para reformar la Constitución provincial, tal su prédica de los dos últimos años, podría dar un paso al costado para facilitar su tratamiento.

"En lo personal, mi problema no es la reelección; mi problema es lograr una reforma de la Constitución que nos permita decir que nosotros lo hicimos, fuimos capaces. Somos capaces de soñar e imaginar la Santa Fe del siglo XXI y plasmarlo en una Constitución. Ustedes tienen la respuesta, vale la pena", sentenció el actual gobernador.

Lifschitz no eludió las críticas de la oposición sobre la oportunidad de impulsar la reforma constitucional al señalar que "si el momento no es ahora ¿cuándo entonces?. Si los años electorales no son buenos y los no electorales tampoco ¿cuándo entonces?", se preguntó.

Casi en el final de su discurso, el gobernador dijo a diputados y senadores que "es el momento de hacer cambios o agregados. Todo es modificable mientras se mantenga el espíritu de la reforma. Santa Fe merece un debate que esté a la altura de las expectativas que este tema genera", resaltó.

Como se informó, Lifschitz ya envió un proyecto a la Cámara de Diputados, donde sus espadas legislativas intentarán tratarlo lo antes posible para que una posible aprobación se dé entre mayo y los primeros meses del segundo semestre.

Reelección

La principal modificación sería la introducción de la figura de la reelección del gobernador, ya que todos los cargos electivos tanto provinciales como municipales y comunales se limitarían a dos mandatos de cuatro años cada uno.

En tanto, semanas antes el diputado provincial peronista Luis Rubeo presentó su propio proyecto de reforma constitucional, similar al que presentó el gobernador Miguel Lifschitz, pero eliminando la reelección del actual mandatario santafesino para evitar "intereses personales o partidarios".

En el comienzo de su mensaje, el gobernador sostuvo: "Todos los que estamos aquí somos parte de una provincia en marcha. El futuro nos presenta horizontes, más cercanos algunos, más alejados otros" y aseguró que "el 2019 es un punto de llegada y de partida. Yo por lo menos lo pienso de las dos maneras, tanto en lo personal como en lo político".

En lo que se interpretó como una velada crítica al gobierno nacional de Cambiemos , Lifschitz señaló: "Nos siguen golpeando las injusticias, los dolores de nuestro pueblo, las miserias, los abusos" aunque reconoció que "el pueblo argentino está dispuesto a hacer más esfuerzos, pero que pongan más los que más pueden".

Gradualismo en las tarifas

Una buena parte de su mensaje estuvo dirigido al tema de las tarifas de servicios públicos. "Actualizar las tarifas es una decisión correcta, pero había que hacerlo gradualmente", remarcó el gobernador de Santa Fe.

"Yo comparto el diagnóstico que hace el Gobierno Nacional sobre el régimen de subsidios que existía, que beneficiaba tanto a los sectores marginados como a los que no; y por tanto, creo que la decisión de ir actualizando las tarifas es correcta, pero había que hacerlo gradualmente. Lo dijimos en la reunión de gobernadores, donde sugeríamos que se lleve adelante un proceso gradual y territorial a diez años, entendiendo que no se puede tomar esta medida como si no tuviera nada que ver con la inflación, como si fuera un problema técnico", señaló Lifschitz.

"La energía que se consume hay que pagarla, pero hay que transparentarla. Es un tema en el que no tenemos que jugar políticamente", subrayó.

También se refirió a la deuda por la coparticipación que sigue sin saldar el gobierno nacional. "No llegamos hasta acá para aceptar cualquier propuesta. Si llegamos a un acuerdo aceptable, lo someteremos a consideración de la Legislatura, si no, retomaremos el reclamo judicial", insistió

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?