Estas 5 plantas muy conocidas son un escudo contra la contaminación

Seguramente hay alguna de estas especies en casa. Además de alegrarnos la vida, absorben y neutralizan las sustancias tóxicas que están en el aire.
Seguramente hay alguna de estas especies en casa. Además de alegrarnos la vida, absorben y neutralizan las sustancias tóxicas que están en el aire.
Carlos Luis Boschi
(0)
4 de mayo de 2018  • 16:30

En el jardín, la terraza o el balcón, las plantas purifican el ambiente y tienen varias estrategias para eliminar las sustancias químicas que contaminan el aire ¿Cómo lo hacen? A través de la absorción, de la retención o de microbios que crecen en las raíces o alrededor de ellas. Aunque todas tienen estas propiedades, hay especies que son más eficientes. Estas son algunas de las más conocidas.

Los crisantemos almacena asbesto y otras sustancias en sus raíces
Los crisantemos almacena asbesto y otras sustancias en sus raíces

Crisantemo: sobre todo en otoño-invierno, cuando están en flor, absorben radón y sulfitos y asbestos, que son almacenados en sus raíces.

Lazo de amor: esta especie tan popular pasó de moda desde el plano paisajístico, pero no está de más tener una cerca. Por sus estomas absorbe sustancias como bencenos, tricloroetilenos y formaldehidos. Una sola planta puede absorber el 96% de estas toxinas en un ambiente de 6 metros cuadrados en 24 horas.

Geranio: retiene significativos porcentajes de zinc y plomo.

Hiedra: las trepadoras son extraordinariamente eficaces en la absorción de radón y formaldehídos por sus hojas, además de moléculas de zinc y plomo por las raíces enterradas o fijas a la pared.

Frutales: Varios frutales del jardín también contribuyen a descontaminar. Los agradables aromas de las flores de los cítricos contienen alcoholes que hacen caer al suelo las partículas tóxicas en suspensión.

Otras aliadas

Las palmeras tienen capacidad depuradora. Tanto las de interior (chamaedoreas, kentias) como las de exterior (butias, phoenix) pueden absorber bencenos, triclorobencenos y xilenos. Las Rhapis excelsa son especialmente depuradoras de amoníaco en el aire.

La dracaena es una planta de interior típica y muy resistente. La variedad llamada indivisa elimina el benceno y las partículas en suspensión que se encuentran en el humo.

Peligro en el aire

Dónde se encuentran algunas de las sustancias tóxicas qué combaten las plantas

  • Tricloroetileno: es un químico líquido que se usa como solvente. Está presente en tintas de impresión, tinturas, lacas, barnices, adhesivos y removedor de pinturas.
  • Formaldehído: es un compuesto muy inflamable que está en toallitas de limpieza facial, servilletas, paneles de madera y telas sintéticas.
  • Benceno: está en plásticos, pesticidas, fibras sinéticas, detergente, ceras para muebles, pegamentos, humo de tabaco y del escape de los vehículos.
  • Amoníaco: se encuentra en limpiavidrios, ceras para pisos, sales aromatizantes y fertilizantes.
  • Zinc: es un metal muy usado en la industria para aleaciones, galvanizados y otros procesos industriales.
  • Asbesto: se usa como aislante, en pinturas y materiales de construcción.

Carlos Luis Boschi es Ingeniero Agrónomo, magíster en producción vegetal, doctorando en Ciencias Agropecuarias. Especialidad: Floricultura y sanidad de las plantas

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.