srcset

Fotos del día

Otro convento porteño se transforma: en Villa Devoto construirán un edificio de departamentos

Víctor Pombinho Soares
(0)
11 de mayo de 2018  • 00:44

Con la vocación religiosa en franco declive, otro convento de monjas porteño encontrará un nuevo destino. Se trata del ex Convento Nuestra Señora de la Misericordia, construido hace más de 120 años, ubicado en la calle Pareja, entre Emilio Lamarca y San Nicolás, en el barrio porteño de Villa Devoto. Las últimas religiosas que quedaban dejaron hace seis meses el lugar.

Así se verá el edificio al final del proceso
Así se verá el edificio al final del proceso

Allí se realizará, entre el 21 se septiembre y el 28 de octubre, la nueva edición de Casa FOA, el evento anual de arquitectura, industria, diseño interior y paisajismo. Luego, el estudio desarrollador y de arquitectura MMCV (Mizraji-Manusovich- Cicchinelli-Cicchinelli) convertirá los claustros en viviendas y construirá un edificio de departamentos de cuatro pisos, manteniendo la estructura y la fachada. El emprendimiento se llamará Cassa Devoto. A partir del final de la muestra, la construcción del edificio demandará 30 meses. Pronto se van a empezar a vender las primeras unidades. Algo similar ocurrió en Villa Crespo con el convento de la iglesia San José, que está siendo remodelado para convertirse en un hotel boutique, con locales comerciales y oficinas.

Uno de los pasillos del convento, con grandes ventanales
Uno de los pasillos del convento, con grandes ventanales Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow

"Nosotros vamos marcando huellas, como hicimos en su momento con la estancia Abril (1996), los silos de Dorrego (1992), y los lofts de Darwin (1989) que desarrollaron todo el polo de Palermo Soho y Palermo Hollywood", asegura Marcos Malbrán, director general de Casa FOA.

Otro convento porteño se transforma: en Villa Devoto construirán un edificio de departamentos
Otro convento porteño se transforma: en Villa Devoto construirán un edificio de departamentos Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow / AFV

Este año, la muestra hará hincapié en tres conceptos. Por un lado, las parejas de adultos en las que los hijos se fueron de la casa y deben refuncionalizar su hogar y redecorar. Por otro, en las familias jóvenes, que necesitan cuartos con varios funciones con muebles que sirvan para una vida dinámica. Y después, otra apuesta son las nuevas formas de trabajar, el "coolworking". "La gente ahora quiere trabajar más relajada, en otro ambiente", señala Ana Astudillo, gerente de arquitectura y diseño de Casa FOA.

Uno de los claustros donde vivían las monjas
Uno de los claustros donde vivían las monjas Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow

"Devoto es un barrio riquísimo, con mucha impronta. En la cocina del convento se va a armar la cafetería con salida al exterior, donde habrá jardines. Queremos que haya una escala de barrio", explica Astudillo.

En la enorme cocina funcionará la cafetería de Casa FOA
En la enorme cocina funcionará la cafetería de Casa FOA

El ex futbolista de San Lorenzo Damián Manusovich, socio de la desarrolladora que construirá el edificio de departamentos, es quien explica el proyecto: "La idea es poder poner en valor el aro del claustro, respetando la estructura existente y poniéndolo en valor, porque van a ser unidades funcionales".

El comedor del convento
El comedor del convento Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow

"Va a quedar genial y precioso, manteniendo la estructura y la fachada.Nos parecía muy interesante porque es poner en valor el edificio para devolverlo a la comuna. Es una zona residencial, los departamentos tendrán entre 90 y 140 metros cuadrados y están pensados para familias", cuenta el ex lateral izquierdo.

El jardín del convento
El jardín del convento Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow / AFV

En la parte vieja van se van a remodelar los claustros para hacer nueve departamentos. La nueva edificación va a estar en el medio, que se modifica para poder asentar las bases del edificio. La nueva construcción tendrá cuatro pisos e incluirá 26 viviendas más. Se mantendrá la entrada original, por Pareja. El complejo va a tener muchos metros cuadrados de espacios comunes, con un SUM y un parque con pileta. También tendrá una pileta interior climatizada, de entre 15 y 20 metros y una cochera subterránea por departamento.

Manusovich se asoma a uno de los patios
Manusovich se asoma a uno de los patios Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow

Manusovich hace hincapié en la pertenencia al barrio y destaca que la desarrolladora tiene en el barrio tres locales gastronómicos, Alicia, Mecha y Casa Luca, cada uno tiene diferentes propuestas. "Eso empieza a generar un centro urbano donde la gente, en vez de movilizarse para salir, empieza a quedarse y transitar el barrio, caminando, sin sacar el coche. En esa idea se viene a emplazar este proyecto residencial. El barrio es genial, muy tranquilo y el proyecto quiere mantener esos valores", señala.

Uno de los baños del convento
Uno de los baños del convento

"El acercamiento con Casa FOA fue intuitivo. Yo les conté la idea, les encantó y en poco tiempo nos pusimos de acuerdo. El lugar es precioso y quien estuvo en otras ediciones no tiene que tener mucha imaginación para darse cuenta que es genial", cierra el desarrollador.

El convento tiene grandes salones
El convento tiene grandes salones Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow / AFV

La entrada del convento
La entrada del convento Fuente: LA NACION - Crédito: Diego Spivacow / AFV

Fotos: LA NACION / Diego Spivacow / AFV

Edición fotográfica: Fernanda Corbani

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.