Los grupos piqueteros cortaron el centro porteño en contra del FMI

Las diferentes columnas bloquearon ayer la autopista 25 de Mayo
Las diferentes columnas bloquearon ayer la autopista 25 de Mayo Fuente: LA NACION - Crédito: Emiliano Lasalvia
Varias agrupaciones sociales generaron un caos vehicular y confluyeron frente a Economía
María Belén Álvarez Echazú
(0)
17 de mayo de 2018  

Las protestas de los grupos piqueteros regresaron ayer con fuerza a la ciudad de Buenos Aires, donde el tránsito de los alrededores de la avenida 9 de Julio quedó desbordados durante horas. El Polo Obrero cortó la autopista 25 de Mayo a la altura de Constitución, mientras otros movimientos sociales marcharon en el centro porteño.

Hubo reclamos generales, como la oposición al acuerdo con el FMI y al aumento de tarifas, y específicos, como un pedido para que la ministra Carolina Stanley escuche su planteo a favor de un incremento de los aportes para planes y cooperativas de trabajo.

"Vivimos situaciones extremas.Estamos pasando de la pobreza a la indigencia", enfatizó en diálogo con LA NACION Eduardo Belliboni, dirigente del Polo Obrero, quien advirtió, además, sobre la necesidad de "actualizar los programas sociales y jubilaciones, que han quedado retrasados por el proceso inflacionario".

La organización había realizado una movilización similar el pasado 24 de abril, cuando también cortó la avenida 9 de Julio y se movilizó hasta el Ministerio de Desarrollo Social, pero, según manifestó Belliboni, "ante el silencio del Gobierno", los militantes repitieron la medida.

En paralelo, el Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) y el Frente Popular Darío Santillán comenzaron a marchar cerca del mediodía y, con el Obelisco como centro, los manifestantes se desplazaron hacia algunos ministerios para plantear demandas específicas.

Así, FOL protagonizó un acampe con el propósito de reclamar "obras públicas que generen trabajo en distintos puntos del país para los sectores más humildes de la comunidad".

En tanto, los integrantes del Movimiento Independiente de Jubilados y Pensionados se movilizaron hasta la sede central del PAMI, en Perú y Diagonal Sur, para pedir "el aumento inmediato de jubilaciones y pensiones".

Cerca de las 17, las organizaciones confluyeron en la Plaza de Mayo, frente al Ministerio de Economía, en repudio del acuerdo con el FMI.

"Es necesario que el Gobierno frene el ajuste y no avance con las viejas recetas del FMI", sostuvo la dirigente del FOL Marianela Navarro. A lo que agregó: "Es tiempo de que el Gobierno dé respuesta a las demandas populares".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.