Córdoba: el peluquero acusado de despellejar al perro Chocolate insistió en su inocencia

Chocolate murió divido a la gravedad de sus heridas
Chocolate murió divido a la gravedad de sus heridas Fuente: LA NACION
Gabriela Origlia
(0)
21 de mayo de 2018  • 08:55

CORDOBA. En San Francisco , a 200 kilómetros al este de la capital provincial, comenzó hoy el juicio al acusado de despellejar vivo a Chocolate, el perro que murió después de varios días de agonía y cuyo caso impactó a nivel nacional y generó diferentes marchas en defensa de los animales en todo el país.

El peluquero Germán Gómez, de 37 años -acusado de "malos tratos y actos de crueldad a los animales" un delito para el que la pena es prisión de 15 días a un año- negó su participación en el hecho y ratificó su inocencia.

El juicio podría extenderse hasta mediados de esta semana y la condena no sería de cumplimiento efectivo. La querellante en la causa es la Fundación Bio Animalis.

En la primera audiencia el peluquero cuestionó la conducta de la Policía y dijo que quisieron hacerle firmar una declaración falsa.

"Ese día (2 de enero) como a las 18 salí a cortar el césped en la parte del frente - con una bordeadora que describe como chica y vieja -, en mi departamento. Corté las rosas y después me metí adentro, al tener la peluquería siempre los lunes me dedicaba a cortarlo".

De esa manera negó que viera al perro o lo sintiera llorar (sí a la perra del departamento del frente al suyo). Declaró que enteró "por trascendidos" entre los vecinos sobre el hallazgo de Chocolate y que, después un oficial policial e presentó en su casa buscando pistas del posible autor de la agresión al perro.

EL CASO

El año pasado, el 2 de enero, Chocolate fue encontrado despellejado en un patio lindante a la casa de Gómez a quien se le secuestraron algunos instrumentos que habría usado para despellejarlo. Estuvo 22 días detenido.

Gómez negó siempre ser autor del delito; su abogado, Sergio Corón Montiel, asegura que en la instrucción de la causa hubo "una clara negligencia" al cremar el cuerpo del animal, lo que impidió la toma de muestras. Hoy reclamó que no se tomaran en cuenta los estudios del cuerpo porque ellos no tuvieron peritos, pero el tribunal rechazó la posición.

Chocolate murió divido a la gravedad de sus heridas
Chocolate murió divido a la gravedad de sus heridas Fuente: LA NACION

La investigación

La hipótesis es que cuando el cachorro empezó a llorar, Gómez comenzó a cortar el césped para "ocultar con el ruido de la cortadora los gritos de dolor del animal" cuando lo atacaba. En los allanamientos ordenados por la fiscalía se secuestraron la bordeadora, una navaja y medicamentos psiquiátricos.

El testimonio de vecinos y testigos fue clave para la detención del presunto autor de las agresiones al perro "Chocolate", en la ciudad de San Francisco. Pese a los intentos de los veterinarios, las heridas no cerraron y tras una semana de agonía, murió el 10 de enero.

La defensa de Gómez pedirá que la pena se cumpla bajo la modalidad de pobation y la querella reclamará el cumplimiento efectivo.

Bajo el lema "Todos somos Chocolate" hubo movilizaciones en distintos puntos del país para pedir el esclarecimiento del brutal ataque y el endurecimiento de las penas por maltrato animal.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios