Viandas saludables para chicos, de la cocina a la puerta de tu casa

Crédito: Latinstock
¿Cómo lograr un menú cotidiano casero, sano y equilibrado y no morir en el intento? Consejos de expertos para sumar buenos hábitos a la hora de comer.
Laura Gambale
(0)
24 de mayo de 2018  • 13:33

¿Qué comen los chicos de lunes a viernes? No es un dato menor que actualmente la Argentina sea el país con el índice más alto de obesidad infantil en Latinoamérica. Por eso es prioridad cambiar hábitos a la hora de alimentarnos, apuntando a que la comida casera sea la regla y los productos industrializados, la excepción.

Ahora bien, ¿cómo se logra un menú cotidiano casero, sano y equilibrado y no se muere en el intento? Por suerte, cada vez hay más cocineros interesados en propuestas saludables y amigables con el medio ambiente. No depende todo de nosotras, ¡podemos delegar! Para ayudarte consultamos distintos especialistas que, además de preparar viandas y llevarlas hasta la puerta de tu casa, nos compartan ideas prácticas para alinearnos hacia una misma meta.

Incorporar frutos secos

Rocío Ilarri de Coquinaria recomienda que los snacks incluyan fibras, frutos secos y cereales. Las barritas o las granolas son un buen caballito de batalla. También funcionan muy bien las pipas de girasol, pasas de uva y pochoclo casero. Para las viandas de sus hijas, Rocío suele enviarles para el almuerzo tortilla de verdura o papa, tartas de vegetales y buñuelos. Todo lo que se coma con la mano tiene un plus de atracción para los chicos.

Envíos: hace envíos en Zona Norte (sin cargo) y CABA (compra mínima $800).

Precios: desde $80 la porción.

Comida como en casa

De la Olla promueve la filosofía gourmet de las 3R: reducir, reusar, reciclar. Andrea, su fundadora, recomienda que se envíen menús testeados previamente para asegurarse de que serán bien aceptados. De tradición italiana y de Medio Oriente, en las viandas se utilizan ingredientes preferentemente orgánicos y de pastura. Entre los menús más pedidos están las medallas de polenta con polpette y vegetales y conchiglione con vegetales.

Envíos: a CABA y Gran Buenos Aires.

Precios: desde $120 la porción.

5 colores por plato

La propuesta de Daksha se basa en la cocina védica con la fusión de distintas culturas culinarias del mundo. Su fundadora aconseja preparar platos con la mayor cantidad de colores posible; los de la tierra como los cereales o legumbres y todos los colores de los vegetales que estén al alcance ya que cada uno de ellos representa una vitamina o nutriente diferente. Para los más pequeños destaca la opción de pizzas integrales y sándwiches mediterráneos. Se puede sumar o restar condimentos de acuerdo a la necesidad de cada familia.

Envíos: a CABA y Gran Buenos Aires.

Precios: menús desde $100.

Combinar legumbres con cereales

Juli de Ame Cocina con amor resalta la importancia de sumar legumbres cuando se deja de lado la carne, y acompañarlas de un cereal a lo largo del día para así obtener la proteína completa. Entre las viandas que mejor funcionan están los canelones de calabaza y puerro con tuco, la faina con queso y salteado de vegetales y las hamburguesas de porotos y yamaní.

Envíos: las acerca a CABA y Gran Buenos Aires.

Precios: se puede encargar un combo de 10 unidades congeladas (8 menús y 2 tartas individuales) desde $900. También hay opción individual.

Comida resuelta, felicidad familiar

Cintia Cabral de Siete Cereales utiliza materiales biodegradables para el envasado de las viandas porque considera tan importante el cuidado del cuerpo humano como el medioambiente. Todo está conectado. En sus viandas involucra materia prima orgánica y de calidad. Entre los menús más pedidos se encuentran las hamburguesas veganas, las pizzetas integrales y Rolls de zuchini.

Envíos: a CABA y Gran Buenos Aires.

Precios: la porción promedia $100

El alimento cuida las emociones

Pablo es la mano culinaria de Wok Street Buenos Aires, quien se encarga de preparar viandas que cuiden el cuerpo y también las emociones, entendiendo que el alimento saludable acompaña mejor los enojos, la ansiedad o la tristeza. Para los más chicos funciona muy bien el arroz yamaní, las tartas de vegetales y los salteados de vegetales.

Envíos: en CABA.

Precios: se venden en combos desde 10 porciones por $1180.

Cambiar harinas blancas por integrales

Los cambios no tienen que ser radicales ni restrictivos. Se puede ofrecer una torta de chocolate con harina integral o hamburguesas y nuggets preparados con legumbres en vez de estar cocinados a base de carne animal. Cecilia de Veghandi (cocina vegana) aplica esta regla en las viandas que ofrece, como ser la hamburguesa de falafel con hummus, lechuga, tomate y pan casero o los nuggets de garbanzos y avena con mayonesa de zanahoria y salsa barbacoa casera.

Envíos: hace entregas en CABA y Zona Norte

Precios: la porción promedia $110.

Consejos prácticos

Por Jessica Lekerman , la cheff argentina que encabeza la campaña contra la obesidad infantil

“El almuerzo de los niños es un momento crucial”, asegura Jessica. Y tiene en cuenta que el chico puede haber pasado de 3 a 5 horas sin alimento -quizás un snack, en el mejor de los casos saludable pero igual no alcanza- desde que se levantó y fue a la escuela. “Es la comida a la que se llega con mucha hambre y por lo tanto debería ser bien completa. No es suficiente un sandwichito de jamón y queso”. Por eso es importante contemplar vegetales, proteína, carbohidratos, grasas buenas y frutas. Agua en vez de gaseosas y frutas para el recreo o el postre. Para armar la lunchera, se puede alternar entre bastones crocantes de maíz o polenta con queso, acompañados con un tomate cortado y palta con limón, milanesa rebozadas con mix de semillas, bolitas de cereales y legumbres, formitas de pollo caseras, sopas, entre otras ideas. Por otra parte, Jessica piensa que los chicos pueden comer de todo y que no hay necesidad de dividir las comidas “para grandes” o “para chicos”. Lo más importante es que gusten y tengan una propuesta variada, bien fraccionada y balanceada. “Somos más restrictivos los padres de lo que creemos ser a pesar de que sabemos que hay etapas en los niños con rechazos a algunos alimentos o preferencias por otros”.

¿Te ocupás de preparar comida saludable en tu casa? Además te mostramos Cómo hacer granola casera y Ensalada tibia de zapallo: un plato liviano y sabroso, ideal para los días fríos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.