Suscriptor digital

Los camioneros liberan las rutas tras la orden de Temer de usar el Ejército

El gobierno también cedió en temas sensibles que reclamaban los huelguistas
El gobierno también cedió en temas sensibles que reclamaban los huelguistas Fuente: Reuters - Crédito: Archivo
Alberto Armendáriz
(0)
26 de mayo de 2018  

RÍO DE JANEIRO.- Cinco días después del inicio de una huelga de camioneros con cortes de rutas que generaron desabastecimiento y la paralización del país, la situación parecía tranquilizarse anoche en Brasil luego de que el presidente Michel Temer autorizó el uso de las fuerzas armadas para liberar los caminos aún bloqueados.

"Vamos a garantizar la libre circulación y el abastecimiento. El gobierno tendrá el coraje de ejercer su autoridad en defensa del pueblo", advirtió el presidente. "No vamos a permitir que la población quede sin productos de primera necesidad", resaltó en medio de la sensación de caos que se apoderaba del país con noticias de falta de gasolina, alimentos y medicamentos, así como la suspensión de servicios de transporte público, patrullaje policial, puertos y aeropuertos, y el estancamiento del comercio internacional, que afectó también a las cargas desde y hacia la Argentina.

Durante la mañana había reinado la confusión ya que anteanoche el gobierno y representantes de los camioneros habían anunciado una tregua por 15 días, junto a medidas para reducir el precio del diésel, que aumentó un 50% en el último año. Participaron de las conversaciones la Confederación Nacional de Transportistas Autónomos (CNTA), con un millón de miembros, y la Asociación Brasileña de Camioneros (Abcam), con unos 700.000 asociados, además de grupos menores.

Sin embargo, la Abcam se salió de las negociaciones y los conductores que responden a ella mantuvieron los bloqueos y piquetes en los 27 estados del país. Su actitud cambió luego de que Temer firmó el decreto de "garantía de ley y orden" para el despliegue de los militares para hacer frente a la "minoría radical", que seguía obstruyendo las vías.

"Es lamentable que después de tantas demoras, el presidente de la república prefirió amenazar a los camioneros por medio de las fuerzas de seguridad en vez de atender nuestras necesidades. Así, solo nos resta pedir a todos los camioneros que liberen las rutas y respeten el decreto presidencial", dijo el líder de la Abcam, José da Fonseca Lopes.

Poco a poco, los más de 500 bloqueos y piquetes que quedaban (de un total de más de 1000 que hubo) comenzaron a levantarse anoche. Escoltados por policías y militares, los camiones cisterna salían desde las refinerías hacia las estaciones de servicio.

Lo que se inició el lunes como un conflicto gremial se había convertido ayer en una crisis política para Temer por la magnitud de sus efectos económicos y sociales. Mientras tanto, el gobierno perdió mucho tiempo en las negociaciones y al final debió ceder mucho más de lo que esperaba.

No solo se comprometió a suprimir un impuesto federal sobre los combustibles, sino que también avaló el recorte del 10% en el precio del diésel que había ofrecido Petrobras por 15 días, y lo extendió a todo un mes. Además prometió nuevas reglas para subsidiar los combustibles para los camioneros y darles así mayor estabilidad frente a las oscilaciones del precio del petróleo.

Como consecuencia de estas concesiones, el gobierno estima que deberá transferir 1300 millones de dólares a la petrolera estatal para garantizar contener el precio del diésel hasta fin de año. Al mercado no le agradó esta solución y las acciones de Petrobras cayeron un 15% al final de esta tensa semana.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?