Suscriptor digital

De los lectores: cartas & mails

(0)
27 de mayo de 2018  

Carta de la semana

Todos tenemos derechos, no solo algunos

Es indignante estar permanentemente limitado en nuestra libertad de ir y venir dentro de esta ciudad para trabajar, llevar a un hijo al médico, estudiar, visitar a un familiar o a un amigo. Un país como el nuestro, que necesita avanzar, desarrollarse y crecer, no puede depender de quienes solo se "alimentan del Estado". Cuando no son los "punteros" de los movimientos sociales (movilizando gente con micros que no sabemos quién paga), son 50 chicos con banderas de alguna agrupación política marginal que representa a una muy escasa minoría o sindicalistas burócratas (muchos de ellos empresarios) que se enquistan y se sostienen colocando "palos en la rueda" con conflictos permanentes. Y estos conflictos tienen como protagonistas principales a los gremios estatales (docentes, Aerolíneas, ATE, metrodelegados que no cuentan con personería jurídica, salud pública, etc.), que han vivido cómodamente de un Estado hoy agotado luego de 70 años de saqueo populista y que se alimenta de los impuestos que pagamos todos.

Muchachos, ¿no ven que el país es como una gran familia? Si mamá y papá trabajan, no podemos permanentemente llevarles conflictos cuando llegan a casa o no dejarlos dormir por la noche. Hay que apoyar a quienes producen o venden. ¿A qué conciudadanos complican sistemáticamente? El país es de todos, y todos tenemos derechos.

Fernando Quiroga

DNI 17.802.391

La Justicia de Brasil

El último 15 de mayo fue rematado el tríplex del expresidente de Brasil Lula da Silva, actualmente en prisión. Valor de la adjudicación: 600.000 dólares. Destino: engrosar el patrimonio de la empresa estatal Petrobras. Todo expeditivo, en apenas dos meses, extinción de dominio judicial y en el mismo acto. En la Argentina este proyecto duerme plácidamente en las poltronas de nuestro honorable Congreso.

Brasil nos marca el camino, ¿por qué no imitarlo?

Sigfrido José Moroder

DNI 4.172.885

Recorte en la política

Se predica con el ejemplo. Ahí va una sugerencia para la clase política. Porque si algo está claro en estos días en la Argentina es que hay que debatir quién paga la cuenta del populismo de los últimos 50 años. Toda la dirigencia, más allá de que sean peronistas, radicales, macristas o de otros partidos, deben sentarse juntos y decirles a los ciudadanos de a pie que la plata no alcanza (cosa que ya sabemos) y tener la autoridad moral para proponer opciones válidas. Lo primero que tienen que hacer intendentes, concejales, gobernadores (sus ministros, secretarios, etc.), diputados, senadores nacionales y provinciales es con efecto inmediato dejar de tener autos oficiales, choferes, cuentas de gastos reservados, pasajes, celulares, jubilaciones de privilegio y demás; también deberán ajustar sus ingresos a una cifra única acorde con los tiempos actuales.

Una vez hecho esto no dudo que los argentinos estaremos más receptivos para dar el debate que nos debemos sobre la manera de poder crecer y convertirnos en un país serio y responsable.

Alejandro Dillon

DNI 11.791.561

El riesgo populista

Las expresiones de deseo no sirven. Si Macri no gana en las próximas elecciones, el gradualismo habrá quedado trunco y volveremos a un populismo que al final del camino será un calco de Venezuela. Las medidas estructurales deben hacerse ya, no hay tiempo. No solo lo pide una gran cantidad de argentinos, sino que el mundo quiere vernos salir de la coyuntura.

Que lo que resta de este año y del que viene sean los años del cambio tan esperado y no de preocuparse por encuestas y pronósticos. Se necesita actuar ya. Para que ello ocurra debe haber menos soberbia y escuchar más lo que piensa la gente. Con ese genuino ida y venida no necesitará hacer ninguna campaña política y la ciudadanía responsable renovará su confianza.

Pedro Sylvester

sylvesterpedro752@gmail.com

Derechos de huelga

El conflicto causado por los metrodelegados con sus adversarios de UTA, que se creen dueños de los bienes, es por la "caja sindical" que Onganía regaló a los sindicatos, cuando Perón siempre fue contrario a esto. Los metrodelegados hace tiempo aducen injustamente cualquier motivo para sus protestas. La última puso de relieve esa dañina actitud que perjudica a miles de trabajadores, la mayoría lejos de las remuneraciones de quienes manifiestan. La apertura de los molinetes es un acto de sabotaje peligroso que expone a los usuarios, que creen ser beneficiados por ese gesto, pero que conlleva un grave riesgo: el viajero no es identificado mediante su tarjeta SUBE, y en caso de accidente su queja no será válida, como el seguro de vida por su hora o lugar. Además, neciamente se atenta económicamente contra la empresa que es su "fuente de trabajo", a la que luego permanentemente le reclaman aumentos. Todo un disparate. El Congreso deberá con urgencia legislar y reglamentar los derechos en las protestas callejeras, indicando los sindicatos actuantes el lugar, la fecha y la duración del acto, que no podrá exceder las dos horas ni impedir la libre circulación. El gremio que no lo cumpla será multado y si es reincidente anularle la personería jurídica. Muchos países democráticos donde el libertinaje no es tolerado lo han legislado.

Juan José Varrone

juanjose1936@gmail.com

El apoyo a Maduro

Hubo grandes expresiones de apoyo a Maduro por su reelección por parte de Putin y los gobiernos de China, Bolivia, Cuba y Nicaragua. Se esperan para muy pronto las adhesiones de Corea del Norte, Irán y Siria.

¡Demócratas de todo el mundo, uníos...!

Sergio Seymandi

DNI 17.971.329

Debate incompleto

Dentro de unas semanas se votará en el Congreso Nacional la llamada ley del aborto. Una enorme cantidad de exponentes ha manifestado su posición a favor o en contra, muchos con pocos fundamentos, pocos con conocimiento y criterio. Lo curioso e incierto es que se ha discutido y se votará por el aborto afirmativamente o no, cuando el tema es el embarazo no deseado, que simplemente es otra cosa. A partir de ahí, gran parte de lo que se diga y se haga carecerá de sentido, y como suele suceder en nuestro país, se reactivará un nuevo debate sobre el tema luego de la votación, que será un cuento de nunca acabar.

Una vez más habremos caído en la gran característica del pensamiento argentino, todo es A o B, el resto no importa.

Fernando J.I. Jijena Sánchez

DNI 4.514.659

Ley Mucci

En 1984, la Cámara de Diputados sancionó la llamada "ley Mucci", que obligaba a las entidades gremiales a ajustar su desenvolvimiento a determinadas pautas administrativas e institucionales. Recuerdo al entonces diputado radical Leopoldo Moreau festejando ese precario triunfo, con un gesto obsceno dirigido a la bancada peronista. Esa ley no pasó del Senado por dos votos de diferencia.

Quiero suponer que el diputado Moreau mantendrá vivas sus convicciones, e insistirá en la sanción de una ley fundamental para el encuadramiento de la actividad de los sindicatos.

Osvaldo Gómez Masía

DNI 4.263.788

Biblioteca Nacional

Fui estos días a la Biblioteca Nacional y encontré que, para poder acceder, además del trámite que se hacía antes, que consistía simplemente en registrarse dando número de documento en la mesa de entradas, se debe ahora efectuar un registro previo, mostrar el documento, esperar, recibir una tarjeta que luego debe introducirse en un molinete, pasar el molinete y solo luego de eso puede hacerse el sencillo trámite que se realizaba antes como único requisito para poder entrar. Se agregaron innecesariamente dos personas, con dos computadoras y varios molinetes.

¿Es así como se achican los gastos del Estado?

José Deym

jdeym@fibertel.com.ar

Silencio de taxistas

Resulta notable el mutismo de los gremios de taxistas respecto de los violentos que atacan a supuestos o verdaderos choferes de Uber. Un sindicato honesto los repudiaría y hasta denunciaría, pero no, el que calla otorga. En vez de modernizarse, inspeccionar a sus propios afiliados, algunos con autos sucios, sin cartel identificador o choferes desaseados, que cobran lo mismo que uno en perfectas condiciones, apoyan con su mutismo la violencia patotera. Lo que no saben es competir y por eso prefieren dar un servicio regular y apretar a quien les puede hacer sombra. La Justicia debería sancionar y encarcelar rápidamente a los responsables de tales tropelías.

Juan Carlos Paludi

DNI 7.600.795

En la red

Facebook

Maduro viola protocolos y se autojuramenta

"Un típico dictador latinoamericano" -Eduardo Meroño

"Y pensarque erael destino buscadopor el peronismopara este país" -José Luis Marques Monteiro

"Y lo defiendela expresidenta? No puso las manosen el fuegopor sus funcionarios. ¡Por este sí!" -Gabriela Oviedo

"Qué tristeque haya gentede esta clase que hace daño a su país" -Martha Rodrigo

Fernando Quiroga

DNI 17.802.391

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA) Buenos Aires, Argentina

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?