La Procuración efectuó 40 traspasos interinos de fiscales

Fuente: Archivo
El sucesor de Gils Carbó avanzó con una serie de designaciones que generan fuertes controversias
María Belén Álvarez Echazú
(0)
27 de mayo de 2018  

Los problemas que tiene el Poder Judicial para llevar adelante la designación de jueces no son ajenos al Ministerio Público Fiscal. Las vacantes, generadas por licencias y renuncias, suelen "desequilibrar" la capacidad de respuesta del organismo que reúne a los fiscales de los tribunales federales y nacionales de la Ciudad y, por ello, cada gestión -sin excepción- ha recurrido al uso de designaciones discrecionales para sanear la "excesiva demora" de los concursos oficiales.

Desde su llegada a la cabeza de la Procuración General de la Nación a fines de noviembre, el jefe interino de los fiscales, Eduardo Casal, hizo mérito a sus antecesores y firmó cerca de 40 resoluciones que establecieron las designaciones interinas de fiscales, según surge de la propia consulta a la base del Ministerio Público Fiscal.

"Corresponde a quien esté a cargo de la Procuración General de la Nación adoptar aquellas medidas tendientes a posibilitar un mejor aprovechamiento de los recursos disponibles y favorecer, así, la defensa de los intereses por este Ministerio Público Fiscal", repite en cada resolución.

La mayoría de las designaciones interinas fueron por licencias médicas y renuncias de los titulares de las fiscalías para "acogerse al beneficio jubilatorio" o la designación en otra fiscalía por haber ganado un concurso oficial. El doble trabajo generó desde "designaciones rotativas" hasta rechazos por "motivos personales" y de "salud".

Ahora bien, algunas decisiones del reemplazante de Alejandra Gils Carbó fueron objeto de crítica por sospechas de "motivaciones políticas".

Eduardo Casal, procurador general
Eduardo Casal, procurador general Fuente: Archivo

Más aún, según fuentes de la propia Procuración consultadas por LA NACION, hay quienes ven una suerte de "preparado de cancha" para que el próximo jefe de los Fiscales no lleve adelante "el trabajo sucio de la limpieza de gestión".

Allí, a la espera y en primera fila, se encuentra Inés Mónica Weinberg de Roca, hoy titular del Tribunal Superior de Justicia porteño y candidata del presidente Mauricio Macri para la Procuración.

Solo hace unas semanas, el Poder Ejecutivo envió hace unos días el pliego al Senado, que ya cuenta con algunas objeciones: el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), las Abuelas de Plaza de Mayo y las referente del GEN, Margarita Stolbizer.

Traspasos polémicos

La resolución que generó más polémica en los últimos meses fue el desplazamiento del fiscal cercano a Gils Carbó, Juan Pedro Zoni: Casal anuló su traslado definitivo a una de las fiscalías federales de Comodoro Py por estar "viciado de nulidad absoluta" y lo designó interinamente como titular de otra fiscalía.

El fiscal que llegó a imputar al presidente Mauricio Macri en la causa sobre el Correo, y conocido integrante de la agrupación Justicia Legítima, impugnó sin éxito la decisión de Casal.

Zoni argumentó que "hay otras designaciones similares a la suya" y que no habría un "trato igualitario" con su desplazamiento. A lo que Casal respondió: "La alegación de que existan otros actos de traslado análogos o idénticos de por sí no le da derecho a que se lo restituya en una situación que se considera irregular".

Otra medida del jefe de los fiscales interino que generó rechazos, incluso desde el propio frente Cambiemos, fue el traslado del fiscal federal subrogante de Lomas de Zamora, Leonel Gómez Barbella, a la fiscalía federal de Santa Rosa, mientras lideraba la investigación de causas por corrupción contra exfuncionarios kirchneristas y varios secuestros extorsivos. Otro fiscal relacionado a Justicia Legítima.

La designación del fiscal ante el fuero de la seguridad social, Juan Carlos Paulucci, como fiscal interino ante el fuero laboral también es tachada de "política". Inclusive, le valió un proyecto de resolución ante la Cámara de Diputados para que vaya a dar explicaciones por su "irregularidad".

Según la diputada Vanesa Siley (Unidad Ciudadana), firmante del proyecto, la designación de Paulucci tiene dos problemas. Por un lado, implica la designación de un fiscal del fuero federal al ordinario y, por otro, un conflicto de interés latente: es el hijo del secretario de Seguridad Social de Jorge Triaca.

En este caso, el procurador interino Casal basó su decisión en la crítica situación que atraviesa el fuero laboral, agravada por las últimas renuncias: "La mitad de las dependencias de primera instancia se encuentran vacantes".

Eduardo Casal

Procurador General

  • Dispuso designaciones rotativas de fiscales, en un período previo a la aprobación del nombramiento de Inés Weinberg de Roca como su sucesora
  • El caso más emblemático fue la remoción del fiscal Zoni, identificado con la exprocuradora Gils Carbó y la organización Justicia Legítima
  • También trasladó al fiscal Gómez Barbella, que investigaba casos de corrupción, desde Lomas de Zamora a Santa Rosa

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.