Moto G6 Play: probamos el nuevo smartphone, el portaestandarte de la gama media

El Moto G6 Play tiene una pantalla de 5,7 pulgadas y un chip Snapdragon 430
El Moto G6 Play tiene una pantalla de 5,7 pulgadas y un chip Snapdragon 430
Ricardo Sametband
(0)
1 de junio de 2018  • 10:45

Motorola puso en venta ayer en la Argentina a los tres nuevo integrantes de la familia Moto G: los Moto G6 Play, Moto G6 y Moto G6 Plus (junto con dos Moto E), apenas un mes y medio después de su debut internacional. Estuve probando el más económico de los tres, el Moto G6 Play, que sin embargo comparte con sus hermanos algunas características básicas.

El aspecto

Uno de los grandes aciertos de Motorola con los tres miembros de la generación Moto G6 es abandonar el metal de la edición pasada y adoptar el uso del vidrio, tanto en el frente como en la parte posterior. Los tres tienen bordes levemente curvos y la cámara enmarcada en un círculo, adoptando el diseño del Moto X4. El diseño está muy logrado, y el efecto es que parecen equipos más caros de lo que son.

El G6 Play incluso usa (¡finalmente!) el logo de Motorola para el sensor de huellas digitales; los otros dos modelos lo llevan adelante.

Como otros teléfonos que usan vidrio en parte trasera, es un imán para las marcas de los dedos. Pero con una diferencia: la probable fragilidad del cristal trasero de los Moto G6 y G6 Plus queda ausente en el G6 Play, ya que la cubierta de la batería de éste está hecha de un plástico suave al tacto. Motorola incluye una funda transparente para protegerlo.

Viene en dos versiones: dorado y un sobrio pero atractivo azul oscuro (que es el que probé).

Los tres Moto G6 comparten el mismo diseño, pero en el caso del Play la cubierta trasera es de plástico; los otros dos modelos usan vidrio
Los tres Moto G6 comparten el mismo diseño, pero en el caso del Play la cubierta trasera es de plástico; los otros dos modelos usan vidrio

La batería

El Moto G6 Play tiene una batería de 4000 mAh, la más grande de los tres Moto G6. Combinada con un modesto chip Snapdragon 430 y la pantalla de 5,7 pulgadas, le permite una excelente autonomía: de esas que a la pregunta de "cuánto le dura la batería" se le responde con un encogimiento de hombros displicente. Hay de más capacidad (5000 mAh, en modelos de Motorola y de otras compañías), pero el Moto G6 Play logra más de un día de uso sin inconvenientes. Tiene carga rápida vía microUSB (los otros dos Moto G6 usan el USB-C reversible). El cargador de 10 watts viene en la caja.

El smartphone Moto G6 Play tiene una batería de 4000 mAh, y viene con un cargador rápido de 10 watts
El smartphone Moto G6 Play tiene una batería de 4000 mAh, y viene con un cargador rápido de 10 watts

La pantalla

El uso de un diseño de pantalla de formato 2:1 le permite incluir un panel de 5,7 pulgadas en un cuerpo relativamente compacto. No es una pantalla borde-a-borde, pero es un teléfono de 8000 pesos: el otro que ofrece una pantalla similar por ese precio es el LG Q6 . La resolución es, para el estándar actual, modesta (1440 x 720 pixeles), pero no es inconveniente: para la mayoría de los usos la densidad de pixeles (280 por pulgada) alcanza. Es IPS, así que tiene buenos ángulos de visión. Podría ser más brillante, sobre todo a la luz directa del sol. Pero eso implicaría subir el precio.

El diseño reduce bastante los marcos frontales; en el superior ubica la cámara frontal, el único parlante y el flash de relleno
El diseño reduce bastante los marcos frontales; en el superior ubica la cámara frontal, el único parlante y el flash de relleno

El rendimiento

El Snapdragon 430 no es un procesador super potente. Pero hace tiempo que un smartphone puede ofrecer un uso decente con un modelo de cuatro núcleos; el Snapdragon 430 tiene 8 núcleos a 1,4 GHz y 3 GB de RAM. Combinado con el Android 8 despojado que usa Motorola, redunda en un equipo que realiza sin problemas todo tipo de tareas. Hay equipos mucho más rápidos, sin duda, pero casi nunca se los extraña. Donde sí agota más rápido sus posibilidades es con los juegos; en los muy realistas habrá que bajarle la calidad a los gráficos.

El Moto G6 Play completa su hardware con 32 GB de almacenamiento (expandibles), 4G, radio FM, y conector de audio analógico.

La cámara

Las limitaciones que imponen el precio y el procesador se notan en la cámara del Moto G6 Play. No es mala; pero la trasera es una sola, a diferencia del Moto G6 a secas y el G6 Plus, más sofisticados, que incluyen dos para jugar con la profundidad de campo de las imágenes.

Aquí se trata de un sensor de 13 megapixeles y apertura f/2.0. Tiene un veloz autofoco por detección de fases (PDAF), algo que hasta hace un par de años estaba reservado a modelos de más alta gama. En condiciones normales logra imágenes muy razonables; es en los extremos (con poca luz, con mucha luz) que se notan las limitaciones, lo mismo que en una imagen donde las texturas y el detalle son importantes. Pero no está mal: va muy bien con su precio. En lo que se refiere al video, el Snapdragon 430 no le permite más que Full HD a 30 cuadros por segundo, pero la calidad es muy decente.

El Moto G6 Play tiene una cámara de 13 megapixeles; el logo de Motorola es, en realidad, el sensor de huellas digitales
El Moto G6 Play tiene una cámara de 13 megapixeles; el logo de Motorola es, en realidad, el sensor de huellas digitales

La cámara frontal es de 8 megapixeles; no tiene autofoco, pero sí un flash frontal que también sirve de luz de relleno para videos, aunque encandila bastante.

Android Oreo

El Moto G6 Play, como sus hermanos más caros, incluye las pocas, pero efectivas, herramientas que Motorola le agrega al software del equipo: las notificaciones en la pantalla bloqueada; los gestos para activar la cámara o la linterna agitando el teléfono; y Moto Key, que permite almacenar contraseñas y activarlas con la huella dactilar (Apple, Samsung y otras compañías ofrecen algo así también). También suma un modo manual para la cámara (que recuerda al de los Nokia con Windows Phone).

Motorola le presta mucha atención a la línea Moto G, y con razón: lleva ya más de 70 millones de unidades vendidas, contando desde el primer Moto G de 2013. Esta generación es un fiel representante de su estirpe, de equipos con buenas prestaciones y a un precio competitivo; aunque en el último tiempo la compañía quiere que esta familia escale posiciones, dejando al Moto E para la gama media baja, y al Moto C para la gama baja.

Además de lo que ofrecen Samsung, LG o Huawei, en la Argentina se enfrentará en breve, como ya lo hace en el resto del mundo, con las propuestas de compañías como Nokia o Xiaomi, que apuntan al mismo segmento con una estrategia similar (buen precio, prestaciones decentes, diseño sofisticado). Pero los Moto G6 tienen una muy sólida propuesta para pelear la preferencia del público.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.