En velero: una argentina viaja por el Atlántico para generar conciencia

Agustina Besada navega el Atlántico recolectando muestras de plásticos Crédito: Gentileza
4 de junio de 2018  

Agustina Besada tiene 33 años y hace unos meses decidió emprender la mayor aventura de su vida: cruzar en velero el océano Atlántico de Estados Unidos a Gran Bretaña.

El viaje es la primera etapa de Unplastify, un proyecto que tiene como principal objetivo generar conciencia sobre el uso ineficiente del plástico a través de la investigación, el mapeo y las entrevistas con expertos.

Durante el viaje, se encuentra además tomando muestras de plástico con un dispositivo aprobado por el Instituto 5Gyres, que será el responsable del posterior análisis de aquellas.

Agustina vivió más de cinco años en Nueva York, donde se desempeñó como directora ejecutiva del centro comunitario de reciclaje Sure We Can.

"Luego de varios años de trabajar con sistemas de gestión y reciclaje de residuos, encontré la oportunidad para dedicarme de lleno al tema de los plásticos en los océanos", cuenta la joven a LA NACION tras su primera parada, en Bermuda.

Una gran preparación

Agustina dice que está desconectada de la tecnología, pero conectada con la naturaleza; alejada de la vida urbana, pero relacionada con la sociedad del consumo con cada plástico que toma de las corrientes atlánticas.

Después de meses de preparación física, psíquica, teórica y práctica, el 9 de mayo emprendió el viaje desde Nueva York junto a su marido y otros miembros a bordo de Fanky, un velero Hallberg Rassy de 11,3 metros que lleva su nombre en honor a una canción de Charly García.

"Durante la primera parte del viaje vimos algunas piezas plásticas grandes que llamaban la atención. Un día, el agua se veía cristalina, con un azul impecable, y no pensamos que pudiéramos tomar muestras, pero luego de colocar el dispositivo durante dos horas, al retirarlo fue impresionante: se veían los filamentos de plástico", cuenta.

Una de sus metas es alentar la reducción de los plásticos de un solo uso reemplazándolos por versiones reutilizables más eficientes para promover la economía circular. "Debemos evitar usar bolsas o botellas plásticas y los descartables en general: hay opciones para sustituirlas", aconseja Besada desde alta mar, mientras inicia una segunda etapa desde las islas portuguesas de Azores rumbo a territorio británico en Gibraltar, a donde espera anclar a fines de junio.

El drama del mar en números animales afectados

Las cifras del censo "Basura costera 2017" de Vida Silvestre y Surfrider

Mar del Plata

3000 m2 censados

5211 residuos encontrados

  • 87% residuos plásticos
  • 1988 plásticos fraccionados
  • 1016 colillas de cigarrillo
  • 445 restos de telgopor
  • 441 envoltorios plásticos
  • 339 tapitas
  • 161 bolsas

Costa de Bs. As.

1.205.990 m2 censados

13 localidades

39.758 residuos encontrados

  • 8140 plásticos fraccionados
  • 4679 envoltorios plásticos
  • 4356 bolsas
  • 4061 colillas
  • 2824 botellas plásticas
  • 2642 tapitas
  • 2162 restos de telgopor
  • 87 vidrios

Animales afectados

  • Lobo marino de dos pelos: Por enredamiento en las redes de pesca perdidas
  • Gaviota de Olrog: Por ingestión de anzuelos y bolsas
  • Anchoa de banco: Por lastimaduras de aros de botellas
  • Tortuga verde: Por enredamiento en redes e ingestión de plásticos
  • Delfín del Plata o franciscana: Por ingestión de envoltorios, bolsas, sogas y tanzas

TEMAS EN ESTA NOTA