San Martín vs. Atlético: el duelo tucumano que volverá a tener su clásico en Primera después de 37 años

El clásico tucumano que se disputó en 2013 por la Copa Argentina, con la victoria de Atlético por 3 a 1
El clásico tucumano que se disputó en 2013 por la Copa Argentina, con la victoria de Atlético por 3 a 1 Crédito: Prensa Copa Argentina
Patricio Insua
(0)
5 de junio de 2018  • 09:00

La rivalidad surge desde la identificación. Cuando un tucumano escucha una tonada distinta a la propia del lugar en una conversación al paso, poco tarda en dejar en claro cuáles son los colores que tiñen su vida. De Atlético o de San Martín , a la declaración de amor para el equipo propio sigue la chicana para el vecino, rápida y casi siempre más ingeniosa que hiriente. Decanos y santos se cruzan en cada esquina, en el trabajo, en los bares y los cafés entre cargadas y risas; pero de uno y otro lado se instala ahora el orgullo compartido por lo que significa para el fútbol de Tucumán volver a tener a sus dos equipos más convocantes en Primera División después de poco menos de cuatro décadas.

Hasta hace algunas temporadas el contraste era muy grande, con Atlético como protagonista en Primera División y con San Martín relegado en el Federal A. Pero ahora se miran a los ojos en el mismo plano, igualados en altura, juntos en la máxima categoría del fútbol argentino después de 37 años, cuando los torneos Nacionales ideados por Valentín Suárez les permitieron codearse por primera vez con los equipos más tradicionales del fútbol argentino.

LA NACIÓN dialogó con los presidentes de las dos instituciones en el momento de mayor efervescencia para el deporte en Tucumán. Desde Luque, Paraguay, donde se encontraba para el sorteo de los octavos de final de la Copa Libertadores (Atlético enfrentará a Atlético Nacional de Medellín), Mario Leito aseguró que la convivencia en Primera División "es muy buena para el fútbol tucumano y para la provincia, por la pasión con la que se vive todo esto". "Desde la primera chance que tuvo de ascender le deseé lo mejor a la gente de San Martín, porque como dirigente me tocó vivir momentos difíciles y sé lo que se sufre. Por eso felicitamos a San Martín desde nuestra página oficial y yo personalmente llamé al presidente", agregó. Por su parte, Roberto Sagra, quien lleva menos de un año en la presidencia de San Martín, reconoció que la distancia de dos categorías que había entre los dos clubes "generó una presión considerable hasta llegar a este ascenso". "Tucumán es una gran plaza y este momento, con los dos equipos en primera, es una reivindicación para el fútbol de la provincia", entiende Sagra.

Atlético Tucumán, en el último partido ante Peñarol por la Copa LIbertadores
Atlético Tucumán, en el último partido ante Peñarol por la Copa LIbertadores

La última vez que se enfrentaron en el fútbol grande fue en el Nacional de 1981, en el interzonal de la primera fecha, y fue victoria para Atlético 1-0 con gol de Víctor Germán Larrosa. Los entrenadores eran dos hombres que había sido compañeros en el Mundial de 1962: Federico Sacchi estaba al frente del Decano y Rogelio Antonio Domínguez era el técnico de San Martín. El último enfrentamiento oficial entre ambos no es muy lejano en el tiempo. En 2013 se cruzaron en los 32avos de final de la Copa Argentina y Atlético se impuso 3 a 1.

La mejor campaña de Atlético en Primera División fue en el Nacional de 1979, cuando avanzó hasta las semifinales, donde cayó ante Unión; mientras que el de San Martín fue tres años después, cuando accedió a los cuartos de final, instancia en la que no pudo con Estudiantes de La Plata.

"El clásico va a ser totalmente distinto. Después de lo que es el Boca-River y el clásico de Rosario hay que explorar mucho para encontrar una rivalidad como la que existe en Tucumán", enfatiza Leito. Para Sagra lo que se viene será "un duelo histórico, uno de los más importantes que se hayan jugado". Atlético y San Martín se cruzarán en la cancha como cada día se entremezclan en la vida cotidiana; hay padres e hijos, hermanos y mejores amigos que a los lazos sanguíneos y afectivos los condimentan con los escudos que los distancian.

Cuando hay un partido en Tucumán los estadios rebalsan y las calles que los contienen son una peregrinación en la que a casi nadie le falta un gorro, una bandera o la camiseta puesta y donde las empanadas y los sándwiches de milanesa marcan la liturgia gastronómica de la provincia.

Con victorias resonantes ante los tradicionales grandes y participaciones internacionales en la Copa Libertadores y Sudamericana, Atlético forjó la que seguramente sea la mejor etapa deportiva de su historia. Del otro lado, con dos ascensos en un par de años y el regreso a Primera División después de una década, San Martín anhela un futuro próximo triunfal.

En Tucumán las sonrisas se multiplican con la felicidad albiceleste y rojiblanca, mientras el fútbol argentino aguarda, en su lugar más encumbrado, por uno de los enfrentamientos más encendidos.

Festejo de Gonzalo Rodríguez, autor del segundo gol de San Martín
Festejo de Gonzalo Rodríguez, autor del segundo gol de San Martín

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?