Suscriptor digital

Insultado, al cuñado del rey de España le dieron cinco días para ir a prisión

El marido de la infanta Cristina tuvo que hacer el mismo recorrido que cualquier detenido común para recibir la orden de cárcel
El marido de la infanta Cristina tuvo que hacer el mismo recorrido que cualquier detenido común para recibir la orden de cárcel Fuente: AFP
Silvia Pisani
(0)
13 de junio de 2018  • 09:15

MADRID.- No le ahorraron nada. El cuñado del rey Felipe VI , el exduque de Palma Iñaki Urdangarin, tuvo que atravesar una lluvia de insultos para recoger la orden que le da plazo hasta el próximo lunes para entrar en prisión, tras haber sido condenado por fraude al Estado.

"Ladrón, chorizo [ladrón, en jerga popular], Borbones.. a los tiburones, malparío", fueron algunas de los calificativos que llovieron sobre el exyerno ejemplar del exrey Juan Carlos cuando caminaba rumbo a la Audiencia de Palma de Mallorca.

Irreconocible por lo delgado, el marido de la infanta Cristina tuvo que hacer el mismo recorrido que cualquier detenido común para recibir la orden de cárcel.

Llegó al juzgado procedente de Ginebra, donde se había refugiado con su mujer y con sus hijos a la espera de que le llegara la confirmación de sentencia.

El paseíllo de la vergüenza

Lejos quedaron los días en que lo esperaban a pie de la escalerilla del avión y frecuentaba los salones VIP de los aeropuertos.

Esta vez descendió del avión que lo trajo desde Ginebra en la misma hilera que lo hizo el resto de los pasajeros y caminó bajo el sol hasta el estacionamiento en el que lo esperaba el pequeño auto en el que llegó a los tribunales.

Iñaki Urdangarin
Iñaki Urdangarin Fuente: AP - Crédito: Joan Llado / ARCHIVO

Numerosos periodistas lo aguardaron. Pero prefirió no decir nada. La última vez que hizo ese mismo recorrido había jurado, con tono desafiante, que defendería su "honor" y su buen hacer".

Ahora tiene hasta el lunes para ejercer el beneficio de elegir una prisión en la que ingresar. En el caso de que lo haga y de que haya plaza y posibilidades, podrá ingresar en ella. De lo contrario, será el Servicio Penitenciario el que le elija destino.

Una de las dudas es, justamente, la cárcel que se elija para albergarlo. A ella deberá trasladarse la infanta Cristina para las visitas, previo paso por las revisiones de rigor.

El cuñado del rey fue condenado por los delitos de prevaricación, malversación, tráfico de influencias y fraude a la administración, además de dos delitos contra la Hacienda Pública.

Se le aplicó una pena de cinco años y diez meses de prisión, aunque se espera que, en los hechos, ese plazo termine reduciéndose.

Es la primera vez que un miembro de la familia del rey ingresa en la cárcel. El proceso provocó enorme descrédito a la corona y fue determinante en la abdicación del exrey Juan Carlos de Borbón.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?