Bajó la cifra total de asesinatos, robos y hurtos en todo el país

La reducción más pronunciada se dio en homicidios dolosos y secuestros extorsivos
Daniel Gallo
(0)
19 de junio de 2018  

El año pasado hubo, en promedio, seis asesinatos por día en la Argentina, según las estadísticas del Ministerio de Seguridad de la Nación. Con 5,2 homicidios cada 100.000 habitantes, tiene una de las tasas de crímenes más bajas de América Latina; solo Chile notificó un mejor índice: 3,5. Al fuerte descenso en la cifra de homicidios le siguió, a nivel nacional, un descenso en la cantidad de robos y hurtos, del orden del 7 por ciento.

"Hicimos un trabajo especialmente segmentado para bajar los homicidios en los lugares donde se concentraban la mayoría de los casos", comentó la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich . Hubo el año pasado 2293 asesinatos, 312 menos que en 2016.

Las estadísticas criminales de 2017 mostraron un descenso del 7% en robos y de un 6% en hurtos, aun con la instrumentación de sistemas que facilitaron la radicación de denuncias, en especial, en la región metropolitana. Los delitos contra la propiedad, no obstante, continúan con índices generales considerados elevados, con 1828 casos cada 100.000 habitantes.

"Fue importante para disminuir los casos de robos y hurtos el mejor posicionamiento policial, una forma diferente de gerenciar los recursos humanos disponibles, con un trabajo policial menos estático y apoyado en los informes del 'mapa de calor', que señala los lugares de concentración de delitos", agregó la ministra.

El robo de celulares es uno de los delitos que más preocupan hoy a los funcionarios, porque es el núcleo más duro de los robos y hurtos. "Es importante que la gente use el sistema específico de registro y denuncia de celulares robados (el *910) para poder inutilizar los aparatos y así quitarles valor comercial y frenar el mercado ilegal", sostuvo Bullrich. El promedio anual de robos de celulares alcanza a más de 1.100.000 equipos.

El mercado ilegal de autopartes fue otro sector criminal en el que se puso foco durante el año pasado, con un crecimiento de las incautaciones del 610%,registrándose 4.499.669 autopartes secuestradas. Al respecto, el secretario de Seguridad Interior, Eugenio Burzaco, ponderó como positivo el despliegue de las fuerzas federales en el interior del país.

Las estadísticas también marcan una fuerte baja en los casos de secuestros extorsivos: 185 hechos, un 19% menos que en 2016, cuando hubo 227. "Esa disminución es importante porque es un delito que causa conmoción social", comentó Gerardo Millman, jefe de Gabinete del ministerio.

Bullrich estuvo acompañada también por Mariela Budiño, subsecretaria de Estadística Criminal, y Enrique Thomas, secretario de Gestión Federal de Seguridad.

También se destacó la reducción del número de agentes federales caídos, con una tasa de 0,8 cada 10.000 efectivos (2,6 en 2016). En ese caso se resaltaron capacitaciones enfocadas en el momento del tránsito de los agentes entre su casa y el trabajo y el uso más racional del arma de dotación. También se redujo, dijo Bullrich, la cifra de civiles muertos por la acción policial.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?