Mauricio Macri y su adicción al gradualismo

Carlos Pagni
Carlos Pagni LA NACION

Editorial Carlos Pagni: "Macri y la adicción al gradualismo"

23:34
Video
(0)
18 de junio de 2018  • 23:05

A continuación los principales conceptos:

  • La prioridad del Gobierno es frenar al dólar porque hay una relación directa entre el comportamiento del tipo de cambio y la imagen de Mauricio Macri frente a la sociedad
  • El siguiente paso sería bajar la tasa de interés porque afecta al nivel de dinamismo de la economía. Esto quiere decir que el Gobierno quiere ponerle un piso a la recesión aunque todos coinciden en que va a haber dos trimestres recesivos
  • Da la impresión de que Macri entiende que no se trata solo de "planchar" el dólar y bajar la tasa, sino que la sociedad espera un relanzamiento del Gobierno sobre todo frente a lo económico
  • Ante esto, si bien tiene grandes dificultades para cuestionar a su Gabinete y a su estructura, Macri hizo cambios en su equipo para adaptarse al nuevo panorama económico

Cambios en el Banco Central

  • Para recuperar la confianza, el Presidente también parece ser gradualista. Macri no desplazó a Federico Sturzenegger de la presidencia del Banco Central cuando se cambió la política monetaria en diciembre, incluso pese a que desde el oficialismo pedían este cambio desde mayo del año pasado. De todos modos, decidió reemplazarlo ahora por Luis Caputo
  • El nuevo presidente del Banco Central es la expresión de un grupo de poder que opera dentro del Gobierno donde están Nicolás Caputo , Horacio Rodríguez Larreta y Mario Quintana
  • Se disolvió el ministerio de Finanzas que al parecer no era tan necesario y era una compensación para que Luis Caputo se quede en el Gobierno luego del alejamiento de Alfonso Prat Gay
  • El ahora titular del BCRA convocó a Gustavo Cañonero -un economista muy allegado a él- para la vicepresidencia del banco. Cañonero le va a agregar una mirada macroeconómica de mediano y largo plazo que compense las modalidades personales de Caputo, que es un experto en el mercado cotidiano
  • Hoy parece ser un Banco Central más despierto, sobre todo en relación el mercado, en comparación con el de Sturzenegger
  • Tendrá dificultades con el Senado porque los senadores peronistas advirtieron que no va a haber reforma a la carta orgánica del BCRA, esto es un problema porque al FMI se le prometió enviar una nueva ley de carta orgánica
  • El bloque de Miguel Pichetto evita que se trate esta ley porque, si se tratara, sería una ocasión para que Cristina Kirchner los acuse de aprobar un acuerdo con el Fondo
  • Además, Sturzenegger y Nicolás Dujovne firmaron un memorándum de entendimiento con el Fondo donde se expone una posible obsesión de la directora del FMI, Christine Lagarde: la igualdad de género, por lo que podría ser conveniente nombrar a alguna mujer en la dirección

Cambios en el Gabinete

  • En esta reorientación general, Macri desplazó a Francisco Cabrera del ministerio de Producción y lo reemplazó por Dante Sica. Los empresarios le reprochaban a Cabrera falta de conexión
  • Su sucesor tiene el perfil de un economista industrialista, muy ligado al sector automotor y conocedor de la situación de Brasil. Además, fue asesorar de muchos funcionarios peronistas. Sin embargo, se inserta en un gabinete muy desarticulado
  • También reemplazo a Juan José Aranguren por Javier Iguacel. El exministro de Energía fue alguien muy cuestionado por la sociedad por los aumentos de tarifas aunque desde el Gobierno, sostienen que era una política necesaria
  • Macri valora a Iguacel por su eficiencia y por su ductilidad política en el manejo con las empresas. Él debe explicarle a las empresas lo que estas no quieren aceptar: que deben absorber parte del ajuste
  • En el campo de la cuestión energética, entonces, se va a jugar la imagen externa del Gobierno en relación al respeto a los contratos

Debate por el presupuesto y el déficit fiscal

  • La clave de la cuestión fiscal es trasladarle a las provincias gastos sobre temáticas que son competencias provinciales: educación y salud
  • Macri piensa ganarle al peronismo con obra pública
  • El Gobierno va a tener que reunirse con los gobernadores y negociar con Sergio Massa porque esto se va a debatir con el presupuesto en el Congreso
  • El PJ y Massa tienen un dilema: hasta dónde les conviene ayudar a Macri sin quemarse y hasta dónde les conviene enfrentarlo sin pasarle votos a Cristina
  • El dilema oficialista gira en torno a qué espera la sociedad de ellos. Algunos piden que ordenen la economía, que cumplan con lo prometido con el Fondo, que ajusten el tipo de cambio y que bajen las tasas de interés. Otros sostienen que nada de eso sirve si el mercado empieza a tener la sensación de que pierden la elección por cumplir con esas pautas.
  • Este dilema se expresa en los nuevos nombramientos y trabaja, minuto a minuto, en la cabeza de Macri.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.