srcset

Basta de modelos serias: la alegría es la nueva belleza

Carmen Güiraldes
(0)
25 de junio de 2018  • 12:46

Tradicionalmente, la moda se muestra en modelos de rostros serios y labios apretados. Tanto en catálogos como en pasarela, se asocia lo más cool de una tendencia a un gesto inexpresivo, tal vez para no distraer de lo que se está mostrando. Pero esto está cambiando. Muy lentamente, la alegría en todos sus matices , la sonrisa , la risa y la carcajada, invaden la publicidad, las redes y las páginas de las revistas.

"No hay belleza sin alegría". Christian Dior
"No hay belleza sin alegría". Christian Dior Crédito: Inés Auquer. Producción de Julia Kovadloff

Ser feliz suma

Miremos el catálogo de Zara online, por ejemplo. Las modelos interpretan los vestidos, ya no son un maniquí que ni se inmuta por lo que tiene puesto. O la campaña del labial Rouge Coco de Chanel, que protagoniza Lily Rose, la hija de Johnny Depp y Vanessa Paradis: una sonrisa total. Para su campaña de primavera 2018, Revlon retrató a un grupo de mujeres que rompen el molde de la belleza tradicional, como la modelo musulmana Imaan Hammam o la inglesa Adwoa Aboah, que se sobrepuso a una depresión y a sus adicciones. Todas van sonriendo, y su risa se siente como una verdadera conquista.

La risa no llega a la moda como un mandato más. Probablemente sea el resultado del llamado universal a una vida más consciente, que desde hace rato insiste con que hay que mejorar los hábitos de alimentación, de ejercicio y hasta espirituales para lograr una vida más feliz. Hasta la Universidad de Harvard abrió en 2016 el Centro Lee Kum Sheung para promover los estudios que demuestren que la felicidad repercute positivamente en la salud.

Reír es vital y se ve bello. Porque es la autenticidad lo que está de moda. Cuando Meghan Markle se ríe del protocolo inglés y muestra sus dientes blanquísimos, todas queremos ser como ella. No hay nada más contagioso que la alegría.

Crédito: Inés Auquer. Producción de Julia Kovadloff

Dientes perfectos

En su libro La expresión de las emociones en humanos y animales, Charles Darwin insinuó la idea de que una expresión no es solo la cara visible de una emoción, sino que también contribuye a ella. En 1989, el psicólogo polaco Robert Zajonc comprobó científicamente que una sonrisa endurece los músculos de las mejillas y que, cuanto más generosa es, más se comprimen, lo que disminuye el flujo sanguíneo hacia el sinus, enfría la sangre que fluye al cerebro y produce sensación de placer.

Si la sonrisa es el factor más poderoso para enaltecer o demoler el carácter de un rostro, se entiende el interés por cuidar la estética y la salud de los dientes. El boom de la ortodoncia en adultos es una señal evidente.

"Como la estética es el objetivo fundamental de la ortodoncia, el proceso también tiene que serlo. En este sentido, los tratamientos fueron evolucionando. Al principio se utilizaban brackets metálicos. Luego se fueron probando materiales más estéticos, como zafiro y cerámica. Hace unos veinte años se comenzaron a colocar los brackets por la cara interna de los dientes y fue un gran progreso. Actualmente, lo más moderno son las placas transparentes de alineadores (Keep Smiling), que el paciente se pone y saca solo. Los dientes se alinean en dos años", dice la Dra. Romina Katz.

"Creo que la felicidad es lo que te hace bonita. Punto. La gente feliz es hermosa". Drew Barrymore
"Creo que la felicidad es lo que te hace bonita. Punto. La gente feliz es hermosa". Drew Barrymore Crédito: Inés Auquer. Producción de Julia Kovadloff

1, 2, 3: endorfinas

Crédito: Inés Auquer. Producción de Julia Kovadloff

Quien lo probó lo sabe: una rutina de ejercicio pesado puede cambiar tu humor en un rato. ¿Por qué? Por las endorfinas, que son neuroquímicos que produce el cerebro para responder a una situación de estrés que pasa el cuerpo. Las endorfinas tienen el poder de aplacar los dolores físicos y producen una sensación de bienestar contundente. Aunque el efecto de las endorfinas empieza a sentirse una hora después de empezar el ejercicio, también se activa la serotonina, un neurotransmisor que acelera el sentimiento de euforia.

"Las endorfinas se liberan cuando practicamos, de forma habitual y con continuidad, deportes, rutinas de entrenamiento moderadas a intensas, baile, una caminata muy activa, trote, running, etc. Lo importante es tener en cuenta que debe ser ejercicio esforzado. Por eso, a la hora de elegir una rutina, tenemos que tener en claro que un plan de entrenamiento que mejore nuestra calidad de vida tiene que ser intenso (acorde a la edad y estado físico, claro, pero intenso al fin)", dice Sarita Schijvarg, entrenadora personal.

"Mi consejo a la hora de empezar a entrenar es buscar una actividad que te estimule, que te motive y que sea dinámica. Existen muchísimos planes de entrenamiento efectivos, pero el que más me gusta es el que combina ejercicios aeróbicos con anaeróbicos, con pesas y con una frecuencia mínima de tres veces por semana. Cuando lográs hacerte amiga del entrenamiento y disfrutarlo, es probable que empieces a experimentar una sensación de belleza muy particular, la de sentirte a gusto con vos misma".

Expertas consultadas: Dra. Romina Katz. Odontológa especialista en ortodoncia. Sarita Schijvarg. Entrenadora personal. profesorasarita@ hotmail.com.

Maquilló Mery Pastore Camino y peinó Walter Pampin para Vardo Management. Agradecemos a Bele Gandara, Tucci, Adidas, Trosman, Reebok Love Not War por su colaboración en esta nota.

Además te mostramos Cómo es la tendencia fantasidelic

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?