TAS 2.0, la tecnología que busca evitar que la mano corte las llamadas

La tecnología del fabricante MediaTek busca aprovechar un diseño basado en antenas duales ubicadas en tres de las cuatro esquinas del smartphone Fuente: AFP
29 de junio de 2018  • 13:27

Sin una antena física visible, los teléfonos móviles cuentan con un recurso de diseño que les permite poder aprovechar al máximo el formato. Sin embargo, en algunos casos la forma de uso cotidiano puede interferir en las comunicaciones que se establecen entre el smartphone y las antenas de telecomunicaciones, algo que tomó relevancia pública con los problemas de diseño que tuvo el iPhone 4 con el incidente conocido como Antennagate en 2010.

Existen múltiples desarrollos que buscan simplificar la presencia de las antenas en el interior del smartphone con el objetivo de reducir sus dimensiones, mejorar el funcionamiento para las múltiples conexiones inalámbricas (Wi-Fi, 3G, 4G, Bluetooth, NFC y radio FM) y darle más espacio a otros componentes. Por cuestiones de diseño, incluso la forma de agarrar el teléfono puede incidir la transmisión inalámbrica, como indica el estudio encargado por el Consejo de Ministros Nórdicos, que señala que utilizar el teléfono con la mano derecha mejora la calidad de la señal.

En este contexto, el fabricante de chips MediaTek presentó TAS 2.0, una tecnología que busca mejorar la calidad de la conectividad al aprovechar las dos antenas físicas ubicadas en tres de las cuatro esquinas del smartphone que utilizan estos procesadores. La compañía asegura que, de esta forma, se reducen las posibles opciones de bloqueo que puede producirse cuando el usuario agarra el celular con la mano o lo apoya sobre la oreja.

A su vez, MediaTek asegura que TAS 2.0 permite una mejor gestión del consumo de energía al activar solo los sistemas necesarios pára establecer la comunicación inalámbrica y, por este motivo, logra ofrecer tres horas más de conversaciones.

Otro de los puntos que destaca la compañía sobre esta tecnología es la reducción de la exposición a la radiación que generan los teléfonos móviles. Si bien aclara que aún se analiza el impacto que generan las comunicaciones inalámbricas de los smartphones en los humanos, MediaTek asegura que esta tecnología ofrece una tasa de absorción específica (SAR) cinco veces menor a los requerimientos de la Federal Communications Commission (FCC) de Estados Unidos.

TEMAS EN ESTA NOTA