Dónde comprar la nueva moda digital

La moda es la nueva estrella de la era de la instantaneidad, con plataformas que van más allá del e-commerce y proponen una experiencia 360
La moda es la nueva estrella de la era de la instantaneidad, con plataformas que van más allá del e-commerce y proponen una experiencia 360
(0)
4 de julio de 2018  • 15:58

El futuro de la moda es digital. El furor de las compras online, sobre todo a través de dispositivos móviles, es un hecho. Y aunque nos resultaba delirante y un tanto fantasioso cuando leíamos a los gurú de la comunicación vaticinar un mundo digitalizado, podemos decir que hemos llegado. Con toda la tecnología y los cambios que se vienen, la propuesta es archivar la tarde de shopping con las chicas para darle lugar a una nueva experiencia one to one. La moda es la nueva estrella de la era de la instantaneidad, con plataformas que van más allá del e-commerce y proponen una vivencia integral. Tres marcas argentinas nos cuentan las ventajas de dressit.com

Más allá de la distancia

"Vivimos a un clic de todo lo que deseamos: ver una película, comer lo que tengamos ganas, comunicarnos en tiempo real con cualquier persona del mundo. En este contexto las compras online nos dan esa tranquilidad de la cercanía y la rapidez con los objetos de deseo", reflexiona María Allo. La moda no es ajena a esta accesibilidad, y justamente la inmediatez que facilita el e-commerce se corresponde con su propia dinámica y ciclos vitales. "La moda está caracterizada por la rapidez con la que se generan los cambios en las tendencias y el canal de venta online se complementa con esto. Genera una línea de negocio diferente, comunica y ofrece la posibilidad simultáneamente", señala la diseñadora y dueña de Allo Martínez.

Comodidad, instantaneidad, optimización del tiempo personal. "Creo que plataformas como DRESSIT nos simplifican la vida. Los animo a que se atrevan a vivir la experiencia del shopping virtual. ¡No hay vuelta atrás!", continúa María. El desafío primero estuvo en generar formas de romper la barrera de la distancia física con el cliente y ofrecer productos respaldados por grandes plataformas. "En sus comienzos las compras estaban focalizadas en nuestra línea oversize, un diferencial de Allo Martínez, suponemos que por la amabilidad con los talles. Hoy por hoy vendemos a través del canal online vestidos de fiesta a la par del resto de la colección."

El fenómeno tiene mucho que ver con transformaciones sociales, y por supuesto, con las redes, que los clientes más jóvenes utilizan para ver las prendas, comparar los productos y decidir su compra. Europa lleva la delantera de este nuevo hábito digital con Gran Bretaña, Dinamarca y Holanda como los mayores consumidores.

Para Julián Verdier, CEO de Atelier BA, hoy en día estamos viviendo los primeros resultados de un cambio generacional que viene sucediendo desde hace algunos años. "El perfil del consumidor fue variando, hoy la gente se atreve a comprar ropa online gracias al avance tecnológico que fomenta y acompaña conceptos como maximizar tiempos, ver resultados rápidos, simplificar. Cuando se ve que la experiencia es satisfactoria, se adopta enseguida como un hábito. Tras el entendimiento de ambas partes, una vez que los dos hablan el mismo lenguaje, todo empieza a fluir", asegura Julián.

Julián Verdier, CEO de Atelier BA, una de las nuevas marcas de Argentina que ya forma parte de dressit.com
Julián Verdier, CEO de Atelier BA, una de las nuevas marcas de Argentina que ya forma parte de dressit.com

Internet 360

A medida que el mercado fue entendiendo a esta nueva generación, comenzó a dispararse la oferta. Actualmente lo vemos en todos los rubros, desde el culinario hasta indumentaria. Cuando todas las marcas ya tienen su e-commerce, "el diferencial de los sitios multimarcas es ofrecer no sólo un producto sino una experiencia", opina Julián.

María Alló coincide: "La evolución del e-commerce estará relacionada con ofrecer a los consumidores una experiencia integral, 360, no sólo centrada en el producto ni en la tecnología como un fin en sí mismo, sino como un medio para ofrecer un hábito diferente de compra y sobre este concepto estamos trabajando".

Julián está de acuerdo con esta evolución y sostiene que el canal tradicional también va a ir mutando a la par de la demanda, hasta alcanzar lo que hoy podríamos ver como futurista. Para las etiquetas chicas como Atelier BA, el e-commerce es como una incubadora que potencia su crecimiento. "Nosotros somos una marca nueva y nuestra incursión digital es de la mano de DRESSIT. La expectativa es llegar al cliente desde otro lugar, facilitar y satisfacer sus gustos. Para una marca que recién empieza tiene el plus de ser una herramienta de comunicación. La exposición y llegada que ofrece es muy valorable. Además, es un placer compartir la plataforma con grandes marcas que admiramos. Se genera un flujo dinámico donde todos nos estimulamos. Y fomentamos el crecimiento del rubro."

Clara Ibarguren concuerda acerca de las ventajas de estar de DRESSIT: "Es una vidriera permanente, se pueden ver las prendas con equipos ya armados que te facilitan la creación de tu outfit desde cualquier lugar y a cualquier hora". La diseñadora y dueña de la marca que lleva su nombre, define al paradigma digital como un auge mundial cuya razón principal de suceso es la accesibilidad 24/7: "Te permite comprar cualquier día a cualquier hora desde tu casa, incluso desde tu teléfono. No tiene techo para seguir creciendo. En esta época en que el tiempo no alcanza, en 5 minutos comprás ropa, regalos, supermercado. Y tenés la opción que te lo manden a tu casa. Pienso que va a crecer cada vez más. En su realidad virtual concretada".

Para Clara Ibarguren, la ventaja fundacional de dressit.com es que muestra las prendas con equipos armados que facilitan la creación de tu outfit
Para Clara Ibarguren, la ventaja fundacional de dressit.com es que muestra las prendas con equipos armados que facilitan la creación de tu outfit

temas en esta nota

0 Comentarios Ver
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios