Revelan pagos de Corcho Rodríguez a Odebrecht que serían retornos por las coimas

Hugo Alconada Mon
Hugo Alconada Mon LA NACION
Una sociedad suya transfirió US$230.000 al presidente de Odebrecht en Argentina como pago de los sobornos
Una sociedad suya transfirió US$230.000 al presidente de Odebrecht en Argentina como pago de los sobornos Fuente: Reuters - Crédito: Archivo
(0)
7 de julio de 2018  • 19:34

La sociedad que Jorge "Corcho" Rodríguez controló durante años en Uruguay transfirió US$ 230.000 a una cuenta en Montevideo abierta a nombre del número uno de Odebrecht en la Argentina. Y le giró esos fondos durante el período en que se pagaron sobornos al entorno del ministro Julio de Vido , según surge de un informe de la unidad antilavado uruguaya al que accedió LA NACION.

La Unidad de Información y Análisis Financiero (Uiaf) reportó el hallazgo a las autoridades judiciales del fuero contra el Crimen Organizado de su país, que a su vez se lo comunicaron al juez federal Sebastián Casanello y al fiscal Federico Delgado , quienes instruyen una de las investigaciones sobre Odebrecht en la Argentina.

La sospecha de los investigadores argentinos es que ese pago desde una cuenta de Sabrimol Trading SA en el Banco Itaú de Montevideo podría configurar un "retorno del retorno". Es decir, el pago de una comisión ilícita al entonces número uno de Odebrecht en la Argentina, Rodney Rodrigues de Carvalho, por gestionar las "propinas" de la constructora brasileña.

Ese eventual "retorno del retorno" no resultaría novedoso en el Lava Jato, donde se las conoce como "propinas da propinas". Los fiscales brasileños registran otros casos de exejecutivos de Odebrecht y de otras constructoras que se quedaron con parte del dinero negro, una práctica que también se investiga en algunas pesquisas argentinas. Entre ellas, en el presunto pago de un soborno desde el gobierno de Formosa al entonces ministro de Economía, Amado Boudou , a través de la firma The Old Fund, en 2010.

Consultado por LA NACION, Corcho Rodríguez negó de manera tajante cualquier vínculo con las operaciones delictivas reconocidas por Odebrecht y sus exejecutivos ante la Justicia brasileña. Rechazó incluso ser el dueño de la sociedad Sabrimol Trading y definió la información como "pescado podrido". La defensa de Rodríguez indicó además a LA NACION que según las constancias disponibles hasta ahora, Rodney Rodrigues aparece como cotitular de la cuenta en el Banco Itaú donde recibió esos US$230.000 junto a los dos rostros visibles de Sabrimol Trading, los uruguayos Carlos Dentone y Martín Molinolo.

Según la unidad antilavado uruguaya, la documentación permitió verificar que el controlante de la cuenta receptora de esos fondos era el brasileño Rodney Rodrigues, quien le informó al Banco Itaú al abrir esa cuenta que su intención era depositar allí sus "ahorros personales" para "no tener todo su dinero en la Argentina".

La investigación Lava Jato ya aportó otros indicios sobre cómo Rodney Rodrigues interactuó con la "División de Operaciones Estructuradas", el área de Odebrecht a cargo de los sobornos en Brasil y toda América Latina, y que se encargó de generar US$2,9 millones, a pedido suyo, para pagar coimas a funcionarios argentinos.

Así consta, por ejemplo, un e-mail de "alta prioridad" que, el 30 de noviembre de 2011, un tal "Tushio" envió a "Tulia" y a "Tumaine" por medio del sistema de comunicación encriptada "Drousys" y cuya copia analizó el equipo de investigación periodística regional liderada por IDL Reporteros, de Perú.

¿Quiénes estaban detrás de esos apodos? Según reconstruyeron los sabuesos brasileños -y confirmaron luego exejecutivos de Odebrecht convertidos en "delatores premiados"-, "Tushio" era Luis Eduardo Soares, uno de los encargados de coordinar los sobornos, y "Tulia" y "Tumaine" eran las secretarias María Lucía Tavares y Angela Palmeira. Los tres ya confesaron en Brasil.

¿Qué expuso ese correo en clave? Precisó cuáles eran "los débitos efectuados en la cuenta 'Tuta' para el codiname 'Tatu". Es decir, una cuenta paralela para Rodney Rodrigues que recibió ocho giros a fines de 2011: 25/10: 500.000 dólares; 03/11: 203.000; 07/11: 304.500; 17/11: 253.750; 18/11: 710.500; 23/11: 253.500; 28/11: 203.000; y 30/11: 507.500. Total: 2.935.750 dólares. Pero no detalló a qué cuenta se enviaron ni, por tanto, si recalaron en su cuenta n° 8370926 del Itaú en Montevideo.

Según el exvicepresidente de Odebrecht para América Latina, Luiz Antonio Mameri, desde el área clandestina de la compañía también le enviaron un giro por US$180.000 a Rodney Rodrigues a cuenta de otra "propina" por el soterramiento del Sarmiento. Pero esa transferencia tampoco concuerda con el monto de US$230.000 que Rodrigues recibió de Sabrimol Trading.

El reporte de la unidad antilavado uruguaya también detalló que desde la cuenta de la firma Sabrimol se libraron cheques por US$11 millones, de los que US$2,4 millones se cobraron en efectivo, otros US$4,4 millones se depositaron en otras cuentas en el propio Itaú, otros US$3 millones se depositaron en otros bancos en Uruguay -a nombre, entre otros, de Centro Sudamericano SA y DPM Corredor de Bolsa-, y otros US$750.000 se giraron a cuentas en el banco Wells Fargo de Estados Unidos a nombre de Jajan PLLC y el Bank of Santa Lucia Int, entre otros.

En ese contexto, y tras completar su análisis, la unidad antilavado uruguaya recomendó abrir una investigación penal en Montevideo, más allá de lo que ocurra con las pesquisas en Brasil y la Argentina. Por eso, pidió "determinar la vinculación de los fondos canalizados por Sabrimol Trading" y otra sociedad vinculada al Corcho Rodríguez, Bralex SA, "con las actividades delictivas investigadas en Argentina, lo que podría indicar la comisión de un delito de lavado".

0 Comentarios Ver
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios