El Mundial lo ganó la Premier League

Marcelo Gantman
Marcelo Gantman PARA LA NACION
Paul Pogba, figura del seleccionado francés finalista y de Manchester United
Paul Pogba, figura del seleccionado francés finalista y de Manchester United Fuente: AFP
(0)
11 de julio de 2018  • 23:59

MOSCÚ.- La Premier League es la ganadora del Mundial , aunque ya no pueda serlo Inglaterra. En cierto modo ya lo era desde que se dieron a conocer las nóminas de los 32 planteles que iban a estar en Rusia: de 736 futbolistas, 130 pertenecían a equipos de la Premier. Un 17 por ciento de los jugadores. De La Liga hubo 81, la Bundesliga aportó 67, la Serie A de Italia 58, la Liga 1 de Francia 49 y el fútbol ruso acercó 36 futbolistas. Pero el número se hizo más asombroso cuando se alcanzaron las semifinales: 40 futbolistas sobre 92 pertenecen a clubes ingleses. Un 44 por ciento de aquellos que jugarán los siete partidos que contiene un Mundial para los que hicieron casi todo bien.

Las cifras impactantes de estas semifinales fueron el Caballo de Troya de otro elemento único del Mundial, tal vez inédito desde que el fútbol se transformó en un espectáculo global. De los 736 futbolistas de todo el campeonato, de los 92 jugadores de los últimos cuatro equipos en carrera, el seleccionado de Inglaterra está compuesto por todos integrantes que compieten en una misma liga. Es decir, la Premier League. Veintitrés futbolistas químicamente "puros". Ese dato constituye el gran acontecimiento disruptivo de Rusia 2018. Primero por la rareza. Y luego porque lo que ahora se ve como el factor determinante, en Brasil 2014 fue el gran impedimento.

Cuando Inglaterra se marchó en la fase de grupos de aquel Mundial, el argumento "express" para explicar ese mal resultado era que en una liga con tantos extranjeros, es imposible que el seleccionado inglés pueda capturar futbolistas competitivos porque esos puestos son obturados por extranjeros que encima son grandes estrellas. Incluso que Croacia se haya clasificado finalista con apenas un futbolista en la esa liga (Dejan Lovren, defensor de Liverpool) no desarma esa idea. La Premier League fue en este Mundial proveedora de materia prima ya elaborada. Una devolución con intereses de lo que ha tomado prestado. Los 20 mil fanáticos ingleses que viajaron a última hora a Moscú para ver a su seleccionado se entristecieron por una selección integrada por futbolistas a los que ven todas las semanas en sus propios estadios.

Este fenómeno acompañó todos los comentarios y análisis de las semifinales. Hasta se hizo un lugar común hablar de la masiva presencia de futbolistas de la Premier League. No por repetido deja de ser interesante. Porque el asunto le llegó a los propios jugadores. Hugo Lloris, capitán del seleccionado francés,finalista del Mundial y arquero de Tottenham Hotspurs, antes de jugar contra Bélgica, tuvo que dar su opinión sobre cuánto influye tener que enfrentar a tres compañeros de su club: "Nos conocemos muy bien. Cada uno sabe cómo juega el otro y es algo que se tiene en cuenta. Es un partido en el que todos daremos lo mejor para nuestro equipo y todo quedará en el campo de juego. Después de eso no habrá arrepentimiento ni resentimiento", comentó Lloris, compañero todo el año y rival durante 90 minutos de Alderweireld, Vertonghen y Mousa Dembélé. Lo mismo que Pogba y Lukaku en Manchester United y Hazard con Kanté en Chelsea.

Ni siquiera una Argentina olvidable en este Mundial escapó a este identificador transversal de procedencias con Sergio Agüero y Nicolás Otamendi del Manchester City, Willy Caballero de Chelsea y Marcos Rojo del Manchester United.

El otro éxito inherente a la Premier League (la primera en los años noventa en conquistar Asia con la televisión satelital, la primera en volver hacerlo con Facebook, You Tube y en breve con Amazon) es que no contiene a ninguna de las grandes estrellas y celebridades que dominan la escena: Lionel Messi, Cristiano Ronaldo y Neymar. La Premier League está repleta de figuras imprescindibles para entender al fútbol de esta era. De ahí su aporte masivo a Rusia 2018.

Francia y Croacia serán los que definan el próximo domingo el título. En el Mundial de la diversidad, la pelota parada y la innovación en el juego como contenido sustancioso para el debate, la Premier League produce, envasa y vende esos artículos de primera necesidad cada semana desde 1992.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.