Se presentó la lista opositora para dirigir la Sociedad Rural Argentina

Alberto Ruete Güemes presentó a quienes lo acompañarán en la lista oficial para las elecciones de la SRA
Alberto Ruete Güemes presentó a quienes lo acompañarán en la lista oficial para las elecciones de la SRA Fuente: LA NACION - Crédito: Archivo/LA NACION
Josefina Pagani
(0)
13 de julio de 2018  • 01:20

Había cautela y expectativa, pero finalmente se oficializó la lista de Alberto Ruete Güemes, el productor agropecuario que competirá contra la lista del partido político de la Sociedad Rural Argentina (SRA) encabezada por Daniel Pelegrina en las elecciones de septiembre próximo para dirigir la entidad rural.

Bajo el nombre de "Movimiento Compromiso Federal", Ruete Güemes aspira a la presidencia junto a su compañero de fórmula, Marcos Pereda, productor agropecuario y presidente de Grupo Bermejo.

Como vocales generales titulares encabezan la lista Marcelo Argüelles (Sidus), Juan Manuel Bautista, gerente comercial de Agroceres Pic, empresa de genética porcina, Enrique Urbano Duhau, líder de la empresa agropecuaria que lleva su nombre, el abogado y exconsejero de la Magistratura Alejandro Fargosi, Martín Goldstein, director de la SRA, Oscar Luchessi, productor y expresidente de Limousin, y Manuel Santos Uribelarrea, de MSU.

"Se buscó gente profesional que trabaje en el campo. Todos son productores que participan activamente del sector", dijo una fuente muy cercana a Ruete. Además la lista incluye como vocales generales suplentes a Daniel Fenoglio, Ignacio Lartirigoyen y Federico Manuel Steverlynck.

"El Movimiento implica dinamismo y apertura. No aspiramos a convertirnos en un comité cerrado y distanciado del resto de los productores. Casi treinta años sin elecciones internas, son un llamado a debatir y disentir con respeto y educación entre quienes aspiramos a dirigir la entidad con responsabilidad y entusiasmo. Estamos convencidos que integraremos un gran equipo de trabajo, brindando respuestas a las necesidades que hoy tenemos. Hay mucho para mejorar y cambiar, comenzando por un sistema de representatividad que incluya a todos, en una clara muestra de auténtico federalismo que no sea solo un mero discurso de campaña. Más socios, más usuarios y mayor participación, son tres pilares que van a definir la gestión que proponemos", dice la propuesta del candidato.

Ruete fue director de la SRA, presidente de Aacrea, vicepresidente de la Asociación Criadores de Caballos Criollos (ACCC) y dos veces presidente de la Sociedad Rural de Cañuelas.

En su lista confirmaron que ya enviaron las cartas de presentación a los delegados y socios de la SRA donde enumeran diez razones para "renovar" la entidad. "Les pedimos que vayamos todos juntos a votar, a trabajar, a debatir, a pensar y a construir la mejor Rural para los próximos 150 años. Cuando nos toque asumir pondremos manos a la obra, desde el primer día, con todos y cada uno de ustedes, sin excluir a nadie, para cumplir los objetivos que con esfuerzo y orgullo nos proponemos conseguir", afirma el documento.

A continuación los puntos que plantea la propuesta:

  • Necesitamos una entidad gremial que defienda realmente a la gente de campo y a sus familias, que promueva el trabajo y el arraigo. Los productores necesitan reglas de juego claras y estables a lo largo del tiempo, que les permitan mejorar la productividad y acceder a nuevos mercados. La SRA debe promover, junto a otras instituciones locales, un conjunto de políticas públicas que beneficien al sector productivo. Y estas políticas, sobre todo en materia sanitaria y de apertura de mercados, deberán ser conciliadas con los países vecinos (Brasil, Uruguay, Paraguay, Chile y Bolivia), ya que en las próximas décadas toda la región tendrá un protagonismo clave en la provisión de alimentos al resto del mundo.
  • Debemos modificar las formas de gobernanza dentro de la entidad y evolucionar hacia un modo de gestión en equipos con una fuerte cultura de los consensos. La nueva Sociedad Rural deberá ser cada día más horizontal, no admitirá personalismos y contará con mecanismos institucionales que promuevan controles modernos y efectivos de la gestión y una mayor participación de los socios en las decisiones.
  • Propiciamos "una genética del Siglo XXI" y para ello tenemos que promover una profunda actualización de los servicios genealógicos que presta la SRA. Proponemos, en ese sentido, una mayor participación de las asociaciones de criadores dentro de un consejo específico. A partir de esa mayor participación de los usuarios directos, pretendemos crear una nueva unidad de negocios que reúna las áreas de Laboratorio y Registros Genealógicos. Este nuevo centro deberá ser liderado por profesionales y buscará generar recursos propios, reduciendo los aranceles a los socios y mejorando a la vez los servicios que presta, entre ellos la informatización de todos los registros genealógicos.
  • Necesitamos ampliar la base de representatividad de la SRA, incorporando nuevos socios en todo el país. Para ello se propone convocar a un mayor número de productores jóvenes mediante un escalonamiento de la cuota social en función de la edad. Además, creemos conveniente reducir la cuota general a medida que aumenta el número de socios. Nuestro objetivo es lograr en los dos primeros años de gestión llegar a los 5 mil socios. Y en los siguientes cuatro años duplicar esa cantidad. Y en ocho años volver a hacerlo, para llegar a los 20 mil socios activos en 2024.
  • Nos comprometemos a desplegar un federalismo efectivo y genuino dentro de la entidad. Como mecanismo para una mayor participación de los delegados regionales, proponemos crear un "Fondo Federal" que permita hacer frente a los viáticos y gastos de los directores de los diferentes distritos. La financiación de dicha iniciativa se originará en la reducción, mes a mes, del 50% del sueldo del presidente y vicepresidente. Por otro lado y a través de tecnologías disponibles para la comunicación a distancia, propiciaremos la participación de los socios en el debate sobre las decisiones claves de la institución y resolver, de esta manera, los problemas puntuales que surjan en cada distrito.
  • La educación y la capacitación serán uno de los puntales de la SRA. En ese sentido, propiciamos la creación de una red educativa de utilidad para el sector rural, junto a diversas instituciones de la sociedad civil. Facilitaremos a la par diferentes herramientas para la formación de los asociados. Aspiramos a que Realicó se convierta en el mejor colegio agropecuario del país y proponemos un plan que apunte a su profesionalización, vinculándolo con instituciones de su categoría en alianzas estratégicas para cumplir con este objeto.
  • Creemos que la responsabilidad Social Empresaria es un imperativo de la época, y que la SRA no puede quedar al margen. Por ello construiremos alianzas con diversas instituciones e iglesias desde la idea de que el país necesita un compromiso de todos para reducir los elevados niveles de pobreza e indigencia que se registran localmente. La SRA contribuirá a instalar el concepto de RSE entre los productores agropecuarios y a articular diversas acciones con el gobierno federal y las provincias.
  • Consideramos importante trabajar en el equilibrio entre una mayor producción de alimentos y a la vez bregar por un mayor cuidado del medio ambiente. Por ello propiciaremos que el país adopte estrategias para una producción sustentable, que ponga el acento en la preservación del ambiente y la lucha contra el cambio climático. Aportaremos a la divulgación y profundización de un conocimiento científico sólido sobre las formas de producción más responsables y sustentables como camino para poder recuperar la confianza de las comunidades urbanas en los modos de producción aplicados en el campo.
  • Queremos potenciar el perfil de la SRA como una entidad comprometida con la cultura nacional, y queremos propiciar una mayor apertura del histórico predio de Palermo para recrear los vínculos de identidad y unidad entre la ciudad y el campo, entre el sector productivo y el resto de la sociedad. Se propiciará también la oportunidad de participación de la mujer y la juventud en la vida institucional.
  • Para mejorar las condiciones de trabajo del staff de la entidad y la atención a los socios, debemos materializar la mudanza de la SRA hacia su nueva sede en el barrio de Palermo. En particular, pretendemos llevar adelante una mejora continua en tecnología informática, que contribuya efectivamente a dar un salto de calidad en la atención y gestión de la entidad. Respecto del edificio de Florida 460, pretendemos conservar y potenciar la que fue nuestra sede por casi un siglo, buscando un amplio consenso entre todos los socios a través de la realización de un "concurso de ideas" para definir cuál será la mejor alternativa para el futuro.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?