El Gobierno acelera las negociaciones con los gobernadores por el presupuesto 2019

Macri recibió a Zamora, con quien habló de la recesión en Santiago del Estero; Peña y Frigerio se reunieron con mandatarios aliados
Macri recibió a Zamora, con quien habló de la recesión en Santiago del Estero; Peña y Frigerio se reunieron con mandatarios aliados Crédito: Presidencia
Jaime Rosemberg
(0)
18 de julio de 2018  

El Gobierno aceleró ayer la ronda de negociaciones con las provincias con un doble objetivo: acordar un presupuesto 2019 consensuado con los gobernadores y cumplir, a la vez, con la baja del 1,3 por ciento del déficit acordado con el FMI.

El ministro de Hacienda de Chubut, Alejandro Garzonio, inauguró la serie de encuentros con ministros de Economía provinciales. Se reunió con el ministro del Interior, Rogelio Frigerio , y el secretario de Provincias y Municipios, Alejandro Caldarelli. "Le presentamos la situación fiscal actual y la necesidad de corregir el déficit de cara a 2019 y 2020", afirmaron cerca del ministro, encargado junto a su par de Hacienda, Nicolás Dujovne , y el jefe de Gabinete, Marcos Peña , de la negociación fina con cada administración provincial. La negociación, que según fuentes del Gobierno fue "positiva", derivó en la promesa de un encuentro cara a cara entre Frigerio y el gobernador chubutense, Mariano Arcioni, hacia el fin de esta semana.

Casi al mismo tiempo, el presidente Mauricio Macri recibía en su despacho al gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora. No trascendieron los términos del diálogo, pero se habría incluido el pedido a las provincias para que "aporten" en el ajuste de los números (se habla de la mitad de los $300.000 millones que el Estado necesita ahorrar, con vistas a 2019), más allá de que varios de los proyectos de obras nacionales planeados para estos meses en esa provincia no han comenzado.

Si bien en la Casa Rosada evitaron dar detalles, el Presidente le anticipó a Zamora que convocarán a su ministro de Hacienda para discutir en detalle los ajustes. Macri se mostró interesado en conocer los números de la recaudación santiagueña y eventuales síntomas de recesión en esa economía.

Estas "primeras reuniones con lápiz y papel" entre Frigerio y los ministros de Hacienda seguirán en los próximos días.

Con todos ellos, Frigerio reiterará el interés presidencial de firmar "un compromiso con todos los gobernadores por el cumplimiento de las metas fiscales".

En la previa del encuentro que mañana mantendrá el Gobierno con los ministros de Economía provinciales, ayer se reunió parte de la mesa política para evaluar la estrategia que desplegará la Casa Rosada en la negociación por el presupuesto. En el despacho del jefe de Gabinete, Marcos Peña, estuvieron los gobernadores María Eugenia Vidal (Buenos Aires) y Gerardo Morales (Jujuy); el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta , y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

Según pudo saber LA NACION, ahí se planteó "la necesidad de discutir mejor las responsabilidades de las provincias y los municipios". El Gobierno llevará a la mesa de discusión programas que hoy están en manos de la Nación, pero que son responsabilidad provincial. "Será uno de los planteos que llevaremos con el argumento del nuevo federalismo que hay por el aumento de las fondos automáticos", resaltaron fuentes oficiales.Si bien nadie duda del apoyo de los "propios", entre los gobernadores de Cambiemos hay tensión relacionada con el tamaño del ajuste. Mientras la gobernadora María Eugenia Vidal insiste en que su límite para acordar es "seguir teniendo una provincia viable" y rechaza una poda de $50.000 millones, los gobernadores radicales piden que el agro deje de ser beneficiado por la baja progresiva de retenciones y "compartir" las cargas del recorte. En silencio, también el porteño Horacio Rodríguez Larreta hace cuentas para cumplir con el ahorro forzoso exigido desde Balcarce 50.

En el Gobierno afirman que no habrá una exigencia de recortes en rubros determinados. "Ellos tienen que presentar propuestas para bajar el gasto de cara al año que viene", agregan. La obra pública es uno de los ítems bajo la lupa. Allí hay distintas visiones: mientras la mayoría de los gobernadores (incluidos Vidal y Larreta) piensan retrasar el inicio de algunas obras, en el Ministerio de Transporte afirman que habrá "mucha inversión". Cerca de Frigerio también creen que hay "muchos motivos para sostener el nivel de inversión pública en infraestructura", y uno de ellos es la carrera electoral.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?