El Gobierno aplicó una sanción récord a Moyano por violar una conciliación

Le impuso una multa de $810 millones por incumplir la convocatoria del Ministerio de Trabajo y continuar con un paro; se transformó en una señal política hacia los sindicatos para reforzar los límites a las protestas
Le impuso una multa de $810 millones por incumplir la convocatoria del Ministerio de Trabajo y continuar con un paro; se transformó en una señal política hacia los sindicatos para reforzar los límites a las protestas Fuente: Archivo - Crédito: La voz del interior
Candela Ini
(0)
20 de julio de 2018  

En medio de la tensión creciente entre el Gobierno y los gremios, el Ministerio de Trabajo multó al sindicato de camioneros, de Hugo Moyano , por $809.790.710, por violar una conciliación obligatoria con una medida de fuerza. Si bien Cristina Kirchner ya había multado al gremio en 2014, la sanción alcanzó ahora una cifra sin precedente. Pablo Moyano , secretario adjunto del sindicato, dijo que acudirá a la Justicia y calificó la decisión como "un apriete" por parte del Gobierno.

La resolución se le comunicó al sindicato ayer por la tarde y es por haber incumplido la conciliación obligatoria dictada el 26 de diciembre del año pasado, cuando se llevó adelante un paro en reclamo de un bono de 9500 pesos como compensación por la inflación. El Ministerio de Trabajo había dictado antes una conciliación obligatoria.

La decisión se conoció tras una conferencia de la CGT , que anunció un "conflicto infinito" contra la política económica del Gobierno.

La sanción que se estableció es de 4430 pesos por cada uno de los 182.797 afiliados. Se trata de una suma pesada para las arcas del gremio y, con el dictado de esta resolución, la vía administrativa queda agotada. Le queda el camino de la Justicia.

El gremio podría enfrentar una segunda sanción: todavía se encuentra en curso un proceso contra Camioneros por el incumplimiento de la conciliación obligatoria dictada el 5 de junio pasado, que también fue incumplida, con el paro que se llevó adelante el 14 de junio. Con este antecedente se estima que la próxima multa podría llegar a ser incluso más alta. No hay tregua.

Si durante los próximos cuatro días el gremio no apela esta resolución, se le impondrá un embargo preventivo. Para apelarla, es necesario que antes haga un depósito de dinero. Aunque en el Ministerio de Trabajo no ven esta alternativa como probable, ayer, Pablo Moyano anticipó que acudirá a la Justicia.

La reacción

En el gremio se interpretó la medida como un "apriete" de parte del Gobierno y consideraron que no tenía "sentido".

Pablo Moyano dijo al canal C5N: "Hay algo político muy importante detrás de esta resolución y por supuesto que vamos a recurrir a la Justicia. Esto es por no haber firmado la reforma laboral", dijo, y agregó: "Quieren quebrar la obra social de Camioneros".

"Se creen que mañana vamos a salir a aceptar la reforma laboral, y todo lo contrario. Mañana y entre el lunes y martes va a haber un gran plenario, no nos vamos a comer el apriete", agregó.

En 2014, en el antecedente más cercano, el Ministerio de Trabajo multó al gremio de Hugo Moyano por un monto de 4,8 millones de pesos. El motivo también había sido el incumplimiento de la conciliación obligatoria. Por este tipo de incumplimiento, no está prevista la quita de la personería gremial, sino una sanción económica.

Pablo y Hugo Moyano, al anunciar el aumento del sector
Pablo y Hugo Moyano, al anunciar el aumento del sector Fuente: Archivo

Moyano encabezará hoy una conferencia de prensa, en la sede de Camioneros de la provincia de Formosa.

El gremio ya anticipó, además, que adherirá a la marcha convocada por las dos CTA y otras organizaciones sociales, que está prevista para hoy, en contra de la llegada de la titular del FMI, Christine Lagarde, a la Argentina.

El gremio de Hugo Moyano está en la mira del Gobierno. De hecho, aún no ha sido homologada por el Ministerio de Trabajo la paritaria del 25% que se acordó con los empresarios del sector.

En la cartera laboral señalaron que dicho acuerdo no se concretó en el Ministerio, sino "en un bar".

Hugo Moyano respondió que las paritarias "no deben ser homologadas".

El enfrentamiento entre el Gobierno y la familia Moyano se agravó cuando, en noviembre del año pasado, Pablo Moyano se diferenció del acuerdo del Gobierno con la CGT -que apoyaría la reforma laboral- y se expresó, junto con su hermano Facundo, en contra de los artículos que consideraba perjudiciales para los trabajadores.

Desde entonces, la distancia entre Moyano y el gobierno de Mauricio Macri se ahondó, y empujó al sindicalismo hacia una confrontación mayor contra la política económica.

El trasfondo político

La sanción al gremio de Camioneros expresa la decisión del Gobierno de confrontar contra el sector del sindicalismo que encabeza Hugo Moyano, en un contexto de conflictividad creciente por las dificultades económicas

La medida va a ser apelada en la Justicia por el gremio de Camioneros, pero el objetivo político del Gobierno es enviar un mensaje a los gremios sobre los límites de las protestas sindicales

Las frases de Pablo Moyano (secretario general)

  • "Por un capricho político del Presidente, el ministro va a ser el responsable de quebrar la obra social de Camioneros"
  • "No nos vamos a arrodillar ante el plan económico del Gobierno"
  • "No nos vamos a comer este apriete, que se banquen la reacción"

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.