Curry House en San Telmo

Con toque inglés, platos abundantes y bien especiados Crédito: EZEQUIEL YRURTIA
22 de julio de 2018  

Los curries son especialidad británica en sí mismos, platos que llegaron al Reino Unido de la mano de los cocineros que volvían a Londres de las colonias, portando las especias que mezclaban para condimentar sus guisos o sopas. Actualmente, por el contrario, los indios compran al por mayor el curry -que significa mezcla- en Londres y en París. Pakistaníes, bangladeses y otros se establecieron en esas capitales y así nacieron las curry houses.

En Buenos Aires es un plato conocido, pero no muy consumido hasta la invasión de los asiáticos, especialmente los del este, donde también son especialidad.

A San Telmo llegaron Gustavo Lozano, un físico del Conicet, y Martin James, nacido ¡en un pub! del sur de Inglaterra, donde aprendió de su tía cocinera y trabajó en varios wine pubs. El dúo instalo Mash en un pequeño local de la ciudad vieja de San Telmo, y hace tres años se agrandaron un poco en este de Defensa, en la parte no tan turística. Martin prepara la versión inglesa de los curries, de larga cocción, que han cobrado entre nosotros la fama de hot o muy picantes, aunque menos que en origen.

Los tres primeros son originalmente suaves, luego el indio mas típico, rogan josh; el clásico es el de cordero (325); el más amado de los ingleses es chicken tikka masala (296); el verde thai green de Tailandia lleva curry en pasta, ideal el de langostinos (345). Diferente es el cambodian pork curry, de cerdo con cítricos, tamarindo, pimientos y leche de coco (299); el de Goa, tan típico como picante, es el beef vindaloo (298). Hay que probarlo. La raita de pepino suaviza.

Todos salen con arroz Basmati y el pan naan para aprovechar la abundante salsa. Para el tiempo templado, la tandoori chiken salad es recomendable, de pollo marinado en yogur y especias.(265). Y hay varios mas. Gustavo atiende con simpatía y calidez; explica y describe cada plato y disfruta de la gente décontracté. Un salón con vidriera completa a la calle, puesto con muebles y objetos de familia, algo kitsch, variedad de lámparas y lamparitas, empapelado y colores anglo, atrás una mesa de comedor con productos y en un pisito alto dos mesas solo déco. Mesas y vajilla sencillas y clásicas. Suenan temas de los grupos británicos de los años ochenta.

Curry House

Dónde: Defensa 1338 Teléfono: 15-6829-6829 Otros: de martes a sábados, desde las 20. Tarjetas VISA y MasterCard. 22 cubiertos
Con toque inglés, platos abundantes y bien especiados Crédito: EZEQUIEL YRURTIA
El plato: Rogan josh Para comenzar: Chutneys & papadums (galletas crocantes típicas, $130); onion bhajis, king prawn pakora, chicken tikka kebab (145 a 220) Para beber: Cervezas no artesanales. Vinos blancos aromáticos, rosados o tintos tranquilos, como pinot noir. Por copa, $95; de 375cc, entre $180 y 345. Variedad de tés ingleses que van muy bien. Whiskies, coñac Para mejorar: Atención muy informal