Mirar TV desde una aplicación móvil

Guillermo Tomoyose
Guillermo Tomoyose LA NACION
(0)
29 de julio de 2018  

Sea para recortar gastos, por comodidad, o por ambos motivos, la forma de consumir contenidos audiovisuales en la Argentina cambió de forma acelerada desde 2011, cuando apareció por primera vez Netflix. Entonces, las críticas apuntaban al escaso catálogo, pero al poco tiempo la compañía estadounidense apostó al contenido exclusivo y su experiencia fue Lilyhammer, una serie que se estrenó de una forma inédita para el momento: sus ocho capítulos de un tirón. No tuvo el éxito esperado, pero le allanó el camino a producciones que se convirtieron en insignias del catálogo online, como House of Cards.

Más allá de la calidad y disponibilidad de la banda ancha en la Argentina, que con un promedio de unos 19 mbps se ubica en el puesto 79 de 133 países medidos por el servicio Speedtest de Ookla, lejos de los 180 mbps que tiene Singapur, el acceso a internet se convirtió en un servicio prioritario en los hogares. Incluso los abonados comenzaron a priorizar el acceso a Internet al descartar la TV paga, en un comportamiento de consumo conocido como cord-cutting.

Esta generación de usuarios accedió por inercia a la TV cable (por sus padres, porque lo tenía el consorcio), pero ahora accede a YouTube, Netflix o Spotify vía streaming en sus enormes pantallas de 40, 50 o más pulgadas. También usan Flow, un servicio de Cablevisión, que llevó todas las señales de TV a los teléfonos y tabletas en 2016.

Del resto, una antena para captar la señal de Televisión Digital Abierta (TDA) alcanza y sobra. O no tanto. Si bien muchos partidos del Mundial estaban disponibles en la TV Pública, el resto solo pudieron verse a través de la TV paga. Sin embargo, en una experiencia inédita, la TV Pública apostó a un servicio de transmisión de los mismos encuentros que transmitía de forma tradicional en vivo por internet desde su sitio web y desde la app Cont.ar. Si se suman las vistas de Flow durante los partidos de Rusia 2018, Argentina-Nigeria registró una audiencia on line de 1,1 millón de personas que eligieron ver el encuentro, por el horario laboral, lejos del televisor.

Así es como el consumo por streaming dejó de ser solo un fenómeno y así es como DirecTV y Cablevisión ofrecerán el acceso a su programación desde una aplicación móvil sin necesidad de estar atado al tradicional abono de TV paga.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.