El error que reveló los secretos de Ferrari y otras cuatro historias que pueden influir en la definición de la Fórmula 1

Fuente: Archivo
Pablo Vignone
(0)
26 de julio de 2018  • 23:59

El triple error de Vettel

Al pasarse de largo en la frenada de la curvas Sachs, en Hockenheim, Sebastian Vettel cometió un error de triple consecuencia: el alemán se privó de una victoria segura y de continuar liderando el Mundial; privó además al moribundo Sergio Marchionne de una última alegría, cuando fue él quien armó este equipo Ferrari en 2014, trayéndolo a la escuadra y colocando a Maurizio Arrivabene a cargo; y, al dejar atascada su Ferrari en la cama de leca por primera vez en el año, obligó a los organizadores a utilizar una grúa para levantarla y devolverla a los boxes, lo que los fotógrafos aprovecharon para tomar fotos de la parte inferior del auto: si había allí un secreto, una ventaja aerodinámica sobre Mercedes, eso ya es historia.

Seis de las 10 carreras que faltan, a más de 200 km/h

Después del GP de Hungría, este fin de semana, quedarán nueve competencias: los GGPP de Bélgica, Italia, Singapur, Rusia, Japón, Estados Unidos, México, Brasil y Abu Dhabi. Solo en la pista callejera de Singapur, en el autódromo azteca "Hermanos Rodríguez" y en el trazado de Yas Marina que cierra el torneo el record de vuelta está por debajo de los 200 km/h, según los registros de 2017. Spa (236 km/h), Monza (250 km/h), Sochi (217 km/h), Suzuka (224 km/h), Austin (203 km/h) e Interlagos (218 km/h) quedarán -en condiciones normales- en manos de Ferrari o Mercedes.

Treinta caballos de deficit

¿Por qué Red Bull, el tercero de los grandes equipos de esta Fórmula 1 separada de hecho en dos divisiones, no puede pelear el campeonato con Mercedes y Ferrari? Es una cuestión de potencia. El impulsor Renault que equipo a los autos de Max Verstappen y Daniel Ricciardo tiene, según el holandés, 70 caballos menos que los de sus máximos rivales, lo que supone una cifra de 930 HP. La escuadra angloaustríaca utilizará a partir de 2019 los motores Honda.

Se enfrió el pase de Leclerc a Maranello

Parecía un hecho que Charles Leclerc, el monegasco que pilotea para Sauber, sería el reemplazante de Kimi Raikkönen en Ferrari durante 2019; inclusive se habló de un trueque entre las escuadras. Pero el principal impulsor de la variante era el malogrado Sergio Marchionne, que falleció tan súbitamente el martes, y el pase parece haberse enfriado. A Vettel, que valora el papel de n° 2 de Raikkönen (que lleva 28 podios consecutivos sin lograr la victoria), no le caía nada bien el pase.

La palabra autorizada de Cesare Fiorio

Cesare Fiorio, director deportivo de Ferrari en los años '90 y quien estuvo cerca de llevar a Ayrton Senna a la escuadra italiana, escribió lo siguiente esta semana en "Formula Passion": "Este año, y en especial la última carrera en Hockenheim, demuestran por un lado el gran progreso alcanzado por los técnicos de Maranello que han logrado una máquina de nivel absoluto, superior a la Mercedes, digna de un título mundial; por el otro, Sebastian Vettel desilusionó por el error cometido, que se suman a otros no aceptables para un cuatro veces campeón generosamente pago. Errores no de ingenuidad sino de falta de lucidez que Lewis Hamilton demostró poseer y controlar perfectamente en condiciones de elevada presión".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?