Diego Schwartzman será parte de un gran espectáculo: la Laver Cup, en el estadio de los Bulls en Chicago

El Peque jugará el certamen que enfrenta a americanos con europeos
El Peque jugará el certamen que enfrenta a americanos con europeos
Sebastián Torok
(0)
26 de julio de 2018  • 20:50

La Laver Cup tuvo un estreno positivo en septiembre de 2017. El torneo, sin puntos para el ranking ATP y de formato similar a la Ryder Cup de golf, con un continente frente al resto del mundo, reunió en el O2 Arena de Praga a Roger Federer , Rafael Nadal y a otras figuras del circuito quienes armaron un gran espectáculo, con pinceladas de la NBA, juegos de luces y música en medio de los partidos. La organización contó con el apoyo de marcas de primer nivel, se jugó sobre un innovador court de color negro y los capitanes de los equipos fueron dos protagonistas de una rivalidad que hasta llegó al cine: John McEnroe y Björn Borg . La segunda edición, que se mudará de continente -se disputará del 21 al 23 septiembre en el estadio United Center de Chicago, la casa de los Bulls-, contará con doble presencia argentina: Juan Martín del Potro , que el año pasado estuvo invitado y se bajó a último momento por no encontrarse al cien por ciento físicamente, y, Diego Schwartzman , que a partir de su acercamiento al top ten ingresó en una categoría de alta gama.

"Agregamos al equipo la valentía, determinación y agilidad de Schwartzman, cuya consistencia al más alto nivel ha sido impresionante en los últimos 18 meses", destacó McEnroe, capitán del Resto del Mundo, que también tendrá al sudafricano Kevin Anderson (5º del ranking y último finalista de Wimbledon) y al estadounidense John Isner (9º). Para el evento ya contaban con el australiano Nick Kyrgios (18º), quien fue una de las atracciones de la primera edición.

"Me siento muy honrado de formar parte del Team World, y de tener la oportunidad de jugar con figuras tan importantes de nuestro deporte, incluido, por supuesto, mi compañero argentino, Juan Martín", declaró el Peque Schwartzman, actual 12º del circuito. Para el argentino de 25 años, que padeció momentos de mucha austeridad en sus comienzos y tanto se esforzó para consolidarse en la elite del tenis profesional, es toda una recompensa ganarse un lugar en una propuesta que ya se destacó por su alto nivel de entretenimiento.

La Laver Cup es impulsada por la empresa de management Team 8, dirigida por Tony Godsick, el manager de Federer y esposo de Mary Joe Fernández. El año pasado, los tres días de competencia fueron seguidos en más de 200 países por televisión y convocó a más de 83.000 espectadores en la capital de la República Checa. Europa le ganó al Resto del Mundo la primera edición del torneo (15-9) y el certamen fue tan novedoso que hasta le cumplió el sueño a muchos: Federer y Nadal jugaron dobles juntos.

Para la próxima edición, Europa ya tiene confirmados a Federer y al serbio Novak Djokovic ; en los próximos días anunciarán a los otros jugadores. La Laver Cup, naturalmente, lleva ese nombre en homenaje a la leyenda australiana Rod Laver . Y para la última de las tres jornadas los precios de las localidades van de los 600 a los 800 dólares.

Pocos días antes de la Laver Cup, del 14 al 16 de septiembre, Schwartzman tiene previsto participar del repechaje de la Copa Davis entre la Argentina y Colombia, en San Juan.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.